TENGO DERECHO A HACER UNA LLAMADA

Por un lado, quiero hacer las cosas bien, que todo se haga bien. Por otro, veo como cada cual va a lo suyo sin respetar al que vive al lado. ¿Sabes cuál es mi verdad? Aunque no te importe mucho, quiero que sepas que me siento como un animal en cautiverio, que da vueltas sin cesar en su jaula… porque no puede hacer otra cosa. El falso civismo, la apariencia y esta sociedad tan políticamente correcta en la cara A, y tan oscura, siniestra e interesada en la cara B, está acabando conmigo. Te hablo desde una celda: no lo parece, pero la siento así. Y como detenido sin haber pasado por comisaría, delincuente sin haber delinquido y preso de mis ideas, tengo derecho a hacer una llamada. Te estoy llamando a ti.


Un artículo de Miguel Lázaro
 Existen personas, que gozan en destruir lo construido. Que no les importa el trabajo que otros han hecho antes que ellos, y sobre el que se apoyan, viven y disfrutan sin tener conciencia de ello. Personas que dan la realidad por hecha, y que no piensan que sus derechos y libertades, antes de poder ser ejercitados, han tenido un precio.

ELLA TIENE UN PLAN

Existen profesiones y trabajos vocacionales. Por ejemplo, puedes querer ser maestro o policía. Quizá por tradición familiar o por alguna idea romántica de juventud dónde te imaginaste salvando gente de malvados villanos o puliendo a un futuro premio Nobel.


Un artículo de Daniel Díez
 También existen trabajos temporales como trabajar en la barra de un bar de verano. Cualquier trabajo sirve para ganar dinero. El mundo mejora gracias a la gente que intenta satisfacer las necesidades de su prójimo. Pero también, un trabajo puede hacerte la vida feliz o miserable.

EL POR QUÉ LOS HOMBRES SOLO DEBERÍAMOS USAR MONOSÍLABOS Y HABLAR LO MENOS POSIBLE

En nuestro deseo de sentirnos aceptados por la mujer que nos ama, por la mujer a la que amamos, un impulso cuasi automático que despierta en nosotros, es el de abrirnos a ella. Te diría que es lo mejor que te puede pasar, porque es un signo inequívoco de que confías en ella; y la confianza, es la base de toda relación ¿verdad? Pero… la confianza en el otro y el hecho de abrirte y desembucharlo todo, no son la misma cosa. Lo malo de esto, es que los guiones cinematográficos y la psicología moderna, han hecho mucho daño contribuyendo a la destrucción de la personalidad masculina, si es que se puede decir así.


Un artículo de Miguel Lázaro
 Soy profano en tantos temas y en ocasiones me siento tan ignorante, que a veces, me da miedo que la gente me haga caso, por si me estuviera equivocando. Lo cierto y lo que me hace insoportable, es que casi nunca me equivoco. Muchas personas lo ven como pedantería, egocentrismo y un YO exacerbado, pero para mí es más una maldición, porque de facto y doliéndome a veces en lo más profundo, me equivoco poco. Ahora si quieres me mandas a la mierda, porque lo entendería perfectamente, pero no quiero que te quedes igual que antes, así que si puedes o quieres aprovechar algo de lo que viene ahora, quédate un poquito más.

ÉRASE UNA VEZ… SI VOLVIERAS A NACER COMO EL PUTO AMO

Imagínate que vuelves a nacer. Imagina que estás en tu veintena. Que eres apuesto, que tu familia tiene mucho capital. Tu puesto de trabajo es el de director de una de las multinacionales que pertenecen a tu familia. Imagínate que te puedes permitir comprar todo lo que se te antoje o casi.


Un artículo de Daniel Díez
 Me imagino que es algo bastante alejado de lo que somos ahora mismo ¿me equivoco?. Al menos respecto a la posición privilegiada. ¿Dirías que ligarías más o menos que ahora? La respuesta parece sencilla. Y lo es. Vale. Por muy gañan que seas, las mujeres irán a ti y no tendrás que ir tú por ellas. ¿Tendrías pareja estable? Porque claro, al tener tantas donde elegir ¿Por qué quedarte sólo con una? A todos nos gusta la variedad. Sobre todo, si esa variedad es de calidad. Yo lo tengo claro: