TODOS LOS SPOILERS DE STAR WARS Y MARVEL JUNTOS

 Antes era mucho más obvio: Disney era Disney y su marketing era fácilmente detectable. Después le metieron mano a Marvel… Parece que todavía nos queda DC y Legendary, pero ¿hasta cuándo? Star Wars ha caído también, y la alienación Disney ha controlado ya los perfiles de los personajes de tal forma, que los estereotipos que Disney suele imponer en sus guiones, ya se ven claramente reflejados en los nuevos personajes de la última trilogía. Tranquilo, no voy a hacer spoilers: te bastará con saber que Disney lo compra todo y le arrebata la esencia.

El ratón Mickey siempre me ha parecido una figura siniestra: su inexpresión y sonrisa estática, me recuerdan a los payasos cuyo maquillaje disfrazan los rasgos de una persona, de la que no sabes qué está pensando realmente mientras actúa. No sabes qué hay dentro de su cabeza, mientras que, con una mímica artificial, pretende despertar emociones previsibles en un público sobre todo infantil. Miedo no… lo siguiente.

El conglomerado y gigante mediático, no solo lo compra todo y lo prostituye a placer, sino que proyecta sus valores conformistas, políticamente correctos y alienantes para las mentes de aquellos que mañana serán adultos. Si ya desde pequeñito, te meten en la cabeza la semilla de “la magia” para que te quedes sin hacer nada, hasta que venga una estrella y “te ilumine” despreciando los valores del esfuerzo, el mérito, el trabajo, la igualdad de oportunidades… serás un perfecto borrego marcado con un código de barras, fácilmente controlable y manipulable.

MÁS QUE SPOILERS: 
LA VERDADERA CARA DE DISNEY

Si añadido a esto, además, cada vez los padres tienen menos tiempo para dedicarle a sus hijos, y prefieren que estos, en vez de dar problemas, estén ocupados y entretenidos, estamos creando el perfecto caldo de cultivo para que toda esta alienación Disney, sea la que imponga la educación de sus estereotipos en sus cerebros apenas levanten un palmo del suelo. Si delegamos la educación de nuestros hijos al media Disney, a los valores cómodos y políticamente correctos que anulan la voluntad y las diferencias reales que existen entre personas, sus cerebros-esponja quedarán a disposición de cualquier autoridad que pretenda imponerles lo que quiera a su antojo.

Una semilla plantada en la mente de un niño o una niña, en forma de idea o estereotipo, crecerá con él o con ella hasta tal punto de engendrar una persona pre-fabricada de comportamiento y respuestas predecibles. Ya no es solo un problema de libertad, es un problema de adaptación al mundo real impuesto, del cual no se puede escapar. Si creamos personas inadaptadas y dependientes, siempre estarán necesitadas de una autoridad que les diga lo que tienen que hacer y qué han de pensar. No es algo que se deba tomar a broma o como una exageración: estamos hablando de la anulación completa del individuo, no hace gracia.

Se acabó lo que se daba: se acabó la tontería, la estupidez, la feria, el auto-engaño, la sugestión y la piedad contigo mismo. No te voy a decir lo que tienes que hacer, aunque lo estés deseando como un febril borrego. Ahora sabes más que antes, porque lo que acabas de leer aquí es verdad. ¿Qué no te gusta? No te preocupes, siempre te quedarán las comedias románticas. Vamos ¿por qué no te largas? ¿todavía sigues aquí? Ya estás tardando…
Publicar un comentario en la entrada