¿TIENES NOVIA? ¿ESTÁS CASADO? ENTONCES NO DEBES LEER ESTO, por DANIEL DÍEZ

 ¿Y tú por qué quieres una novia? Y ya puestos ¿Por qué quieres casarte? Cuando quedas con otras parejas de amigos y hacéis senderismo, o simplemente dais un paseo ¿Las chicas van con las chicas y los hombres con los hombres? Porque amigo, eso es lo más habitual. Vosotros caminando juntos hablando de lo vuestro y ellas lo mismo. Lo habitual es que tengas más temas de conversación con tus amigos. Y si me apuras, que prefieras ponerte a hablar con cualquier hombre, que entrar en la conversación de las mujeres. Porque te gusta hacer comentarios “machistas”. Porque te gusta hablar de coches, de fútbol de Fórmula 1 y mil cosas más que a ellas les resbala bastante, no entenderían o te lo criticarían. Necesitas hablar libremente y normalmente con ellas no puedes.

Porque la pregunta que has de hacerte es ¿Si no tuviese pene me iría a vivir con una mujer? Aquí, la poca gente que conozco que es sincera consigo misma, lo pensaría mucho y me daría una contestación. Y no sé por qué, pero sospecho que sería negativa ¿qué responderías tú?

Pues si la tuya también es un no rotundo. He de decirte que con el tiempo te pondrán sexualmente todas menos tu mujer. Tu cerebro está hecho así. Y si eres de los afortunados a los que les gustan todas, incluida su mujer, aunque tenga 50 años, las tetas caídas, 15 kg más y los rulos en la cabeza. Si eres de esos afortunados, te diré que aun así, tu mujer va a ver muy pero que muy mal que te folles a otras.

Sí, querido amigo. En el momento en que sientes la cabeza solo vas a poder fornicar con una sola mujer. El resto de tu vida. Que vértigo. Aunque esa mujer con el tiempo deje de querer hacerlo contigo o directamente seas tú el que no quiera. Y si no te gusta te aguantas. Y si decides divorciarte te vas a joder pero que muy mucho. Porque el divorcio ya te digo que no te va a salir gratis. Por lo tanto solo te va a quedar una: Engañar o soñar. No te envidio.

¿Quién es el hombre 
más feliz de la tierra?
 Seguramente no se pueda saber porque no hay una máquina como una báscula que lo pueda medir. Pero el título lo tiene un tal Matthieu Ricard. Este hombre, lo metieron en unos escáneres de resonancia magnética y cosas así y resulta que rompió todos los registros hasta ahora vistos en lo que respecta a activación de ciertas áreas del cerebro que tienen que ver con la felicidad y la satisfacción en la vida.

Llámame raro, pero siempre me interesó adquirir conocimientos para ser más feliz. Pues este hombre en su tarea divulgativa, habla de los mecanismos de la mente ególatra y de las trampas mentales en las que caemos constantemente y que nos impiden disfrutar de la vida. Pero no habla de mujeres ni hijos. De hecho,  me llamó la atención que no estaba casado ni era padre ¿Casualidad?

O sea, que si quieres ser feliz, lo puedes ser también soltero. O corrijo, solo quizá sea aún más fácil porque tendrás más tiempo para serlo. Un hombre casado paga de un 50 a un 60% de impuestos.  De lo que le sobra, va para la casa, comida, luz, hijos, etc. Al final ni tiempo ni dinero le van a quedar. Para ser feliz, parece ser que el soltero parte con ventaja. Porque la libertad es fundamental. Y un soltero es más libre. No creo que nadie pueda discutírmelo.

Daniel Gilbert de la universidad de Hardvard es un psicólogo especializado en la “ciencia de la felicidad”. Cuenta que estar casado felizmente es una de las mejores cosas que te pueden pasar en la vida. Que incrementa tus niveles de felicidad en varios aspectos. Pero aquí hemos de quedarnos con las palabras “casado felizmente. Porque según cuenta, vivir divorciado y separado de tus hijos o con litigios o desavenencias con tu pareja o expareja son factores que van a mermar tu calidad de vida y satisfacción en ella. Por lo tanto:

Estar casado felizmente es genial, pero…
… como te salga mal vas a estar bastante jodido. Si observas la realidad te darás cuenta que las parejas felices son las menos. Por lo tanto no es un juego. Todo lo contrario, te la juegas. Y muy mucho. Por lo que te vuelvo a hacer la pregunta: Si no tuvieses pene ¿Tendrías pareja femenina? ¿Qué porcentaje de entrepierna hay en tus decisiones de elección de pareja? ¿En algún momento evalúas algo más de lo buena que está? A ver, está claro que con una verdadera hija de la gran puta nadie suele salir. Pero ya te digo que incluso la más chunga lo disimula bastante bien. Al menos al principio. ¿Te esfuerzas en evaluar si esa mujer suma en tu vida? ¿O te dejas llevar como hacen todos?
                        
¿Estás dispuesto a dejarla si ves que el tema ya no es como era o te impide de cualquier forma realizarte como persona? O mejor ¿Sabes decir que no? ¿Sabes dejar una relación? Porque la mayoría de los hombres no saben.
Las mujeres aprenden desde bien jóvenes:

“Oye, te invito a un café” “No”
“Oye ¿Qué hacéis el sábado noche? “No sé. Igual ni salimos”
“Oye, me das el teléfono” “No tengo” Etc., etc.

A ver cuántas veces te has enfrentado a situaciones de decir que no, de dar largas o de rechazar abiertamente y a la cara a una mujer.  Ellas saben decir que no. Tú no. Así que te recuerdo que te la estás jugando. Si entras en una relación sin demasiadas exigencias: “porque está buena y folla bien” igual luego no sabes salir a tiempo.

 Y te insto a que pienses muy mucho si no deberías optar por otras alternativas que no te aten tanto pero a la vez te permitan amar y no te aprisionen en algo de lo que no puedas salir fácilmente. No negocies con tu felicidad. Ni con lo que te hace feliz, ni con tus sueños. No negocies con la vida que tienes pensada para ti. No negocies con eso solo porque necesitas que una mujer te elija a ti y no a otro. El hombre de mediana edad es normalmente un hombre mucho menos feliz de lo que podría ser.  El chico con 20 años es normalmente feliz.  Las decisiones que tomes en tu vida lo van a ser todo.

Se acabó lo que se daba: se acabó la tontería, la estupidez, la feria, el auto-engaño, la sugestión y la piedad contigo mismo. No te voy a decir lo que tienes que hacer, aunque lo estés deseando como un febril borrego. Ahora sabes más que antes, porque lo que acabas de leer aquí es verdad. ¿Qué no te gusta? No te preocupes, siempre te quedarán las comedias románticas. Vamos ¿por qué no te largas? ¿todavía sigues aquí? Ya estás tardando…
Publicar un comentario en la entrada