APRENDE A JUGAR SUCIO: CONVIÉRTETE EN UN MANIPULADOR III

¿Cómo saber si lo estás haciendo bien? Si la víctima acude siempre a tu llamada, o bien que siempre te consulta antes de tomar una decisión porque no se sabe ver responsable sin que tú estés delante, o pida tu aprobación antes de hacer cualquier cosa, si te pide tu opinión, tu consejo, etc. Es la mejor señal de eficacia. Ya eres "indispensable" y puedes comprobar en efecto que lo que digas tú es la ley. Digas lo que digas, tendrá valor de verdad. Solamente has de tener cuidado con una cosa: si piedes algo que vaya en contra de las creencias, valores o bienestar, del manipulado y éste se ve obligado a pasar por un aro o una condición impuesta por ti como manipulador, puedes hacer que la víctima se agote abusando de este comportamiento. Piensa que el manipulado busca tu aprobación, él tiene que ganar algo también, sino la fuente se puede secar.

¿Quieres una formulita rápida de esas que tanto te gusta estudiarte para repetirla a pies juntillas porque crees que funciona solamente al verla escrita por otro tío que parece que sabe más que tú? Pues bueno, ésta funciona... ¡qué te voy a decir! Los demás tienen que confiar en ti, pórtate bien, muéstrate dócil en apariencia y empieza a asumir responsabilidades ajenas, de forma que todo o casi todo tenga que pasar por ti. Ayuda en exceso si es necesario y encárgate de todo hasta que el contrario sienta pereza de actuar, pensar y hacer lo habitual por sí mismo. ya has regalado demasiado ¿no crees? Ahora ponle un precio a cada gesto y a cada acción, empieza por algo pequeño, insignificante, pero empieza a ponerle un precio a todo y ve subiéndolo poco a poco.

Ya no haces favores, haces intercambios de menor a mayor. La cuestión es que para tener el poder, todo ha de pasar por ti. El fin último del manipulador es ponerse a si mismo en el papel de autoridad máxima, salvador de la situación, y convertir poco a poco al contrario en alguien débil y dependiente de su opinión, decisiones y gestos. No se trata de dar órdenes, no se trata de dar golpes de autoridad... El que sabe hacerlo bien, no pretende ser el centro de atención, ya que esto siempre te someterá a exámen.

En el momento en que te sientas protagonista, la vanidad puede hacer que te confíes y que empieces a confiar en otros y a delegar en otros, de forma que te "puedan acabar devolviendo el favor". No te equivoques, que te esté diciendo el cómo, no quiere decir que sea algo sano. Que los demás confíen en ti como señal de que lo haces bien, no quiere decir que tú puedas permitirte ese mismo lujo con ellos, es el precio que pagas. Y por si no lo sabes, no confiar en nadie no es mentalmente sano ¿puedes asumir esto? A mi me suena paranoico. Alguien que diseña cajas fuertes o sistemas de alarma tiene que ser paranoico para hacerlo bien, lo cual no quiere decir que eso le siente bien.

Al final, es el producto final, el resultado, el que te hará saber si merece la pena: comparando el coste personal (que lo tiene) en ti, con el beneficio obtenido. El manipulador o persuasor, nunca irrumpe de forma violenta en los valores y creencias del sujeto a persuadir, por lo que mediante una ilusión de alternativas, convenientemente presentada como opciones o soluciones o consejos, el manipulado siempre decide en función de esos caminos que le has dibujado, tomando la decisión favorable como si en realidad fuera propia.

Recuerda: siempre ha de ser el sujeto persuadido el protagonista y figura de autoridad aparente, quedando el persuasor o manipulador en un discreto segundo plano. Siempre como apoyo, como consorte, como ayuda, como acompañante en la toma de decisiones, como "asesor" o cómplice del protagonista principal. ¿Sabes por qué las mujeres lo hacen mejor? Porque no pretenden ser protagonistas, no tienen tanto ego como un tío. Saben salirse con la suya sin que todo el mundo se entere y aplauda. Debe ser por eso que dicen que detrás de un gran hombre, siempre hay una gran mujer ¿casualidad? las casualidades no existen colega. En la manipulación, la autoridad real, la tiene el manipulador y es el sujeto manipulado el que constantemente tiene un marco de subordinación, aunque no sea algo que se reconozca a simple vista.

¿Es lícito manipular? Moralmente no, pero funciona ¿Es lícito persuadir? No te engañes cambiando el nombre... es exactamente lo mismo. Cuando se pretende obtener un resultado favorable para cubrir un interés personal a través de otra persona, se ha de tener en cuenta que si ambas partes salen beneficiadas de la toma de decisiones, el resultado será positivo para ambos y se podrá perpetuar y alargar esta relación, de "beneficio mutuo". No seas tonto, no agotes la fuente, no exprimas a quien te está sacando las castañas del fuego. En el caso en que solo una de las dos partes salga beneficiada, este beneficio tiene un principo y un fin, sobre todo si actúas muy en contra de los principios y valores de la víctima. Los parásitos mueren cuando muere su organismo hospedante. Si una parte se acaba agotando, se te termina la fiesta. Al final son siempre los resultados los que cuentan, el procedimiento... es cuestión de inteligencia. [fin] Si te perdiste la segunda parte.

Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.

APRENDE A JUGAR SUCIO: CONVIÉRTETE EN UN MANIPULADOR II

Trata de recordar cuando eras pequeño, mientras jugabas al escondite, o al fútbol, o al rescate, o a las cartas, si alguna vez has dicho: ¡eso no vale, es trampa! Probablemente si, juegos de niños. La cuestión es que si nadie se daba cuenta de que en efecto el listo, o la lista se salía con la suya, ganaba el juego. ¿Conoces a alguien que gane siempre? Es posible, pero en serio crees que ¿es exclusivamente cuestión de suerte? Cuando en la mesa de un casino hay alguien que “tiene una buena racha” y esta le dura demasiado, lo primero que hacen es invitarle amablemente a que se vaya si sospechan que está haciendo trampas y no pueden demostrarlo. De hecho, la primera opción es esa: saben de hecho que ese afortunado tan continuo es un tramposo profesional, y si le pillan...

La suerte como objeto físico no existe, y el que gana siempre puedes estar seguro que no es un iluminado divino, es que muy probablemente tiene las espaldas cubiertas. La casualidad no existe, si en cambio la causalidad: causa-efecto. Esto ya empieza a sonar a paja mental y a autoayuda ¿verdad? ¿Quieres carnaza? Mira, podríamos resumir este capítulo en esta cita: el fin justifica los medios. Una vez más no te voy a decir lo que tienes que hacer, porque solamente tú sabes qué quieres conseguir. La cuestión es si estás dispuesto a arriesgar y a romper tus barreras.

Una vez más te digo: Aprende de las tías, la responsabilidad cero, es un hecho natural dado por condición, ya que ella no tiene ningún problema en plantearse qué ha de hacer para conseguir sus objetivos. En todo caso el único problema que tiene una mujer para conseguir sus objetivos, es justificarse a sí misma, y que de hecho responsabiliza como mecanismo de defensa natural, a todo aquel que está alrededor para liberarse de cargas.

Yo te pregunto como hombre responsable que entiendo que eres ¿eres capaz de hacer eso? ¿eres capaz de desconectar de lo que es lo correcto o lo incorrecto para alcanzar tus objetivos? Ya te adelanto que no, los tíos somos simples, cuadrados y simétricos, y es mucho más probable que elijamos un camino seguro, antes que arriesgar. Tenemos una conciencia muy hija de puta, que por otro lado, no nos da de comer. ¿Quieres aprender el camino rápido? Necesitas una razón, porque el camino rápido sin riesgo no existe. Te pondré el ejemplo de los narcotraficantes colombianos que se pegan la gran vida... hasta que los pillan y los matan. Es muy gráfico ¿verdad?

Te hablo de una razón, de una motivación, de un estar harto de lo que siempre has hecho y que en efecto ves que no te funciona. En una entrevista de TV le preguntaron a Mario Conde el cómo había hecho para amasar la fortuna que amasó. Su respuesta fue: Mucho trabajo, andando siempre en la linea y que no te pillen. Para bien o para mal, un hombre inteligente, que a pesar de haber pasado por la cárcel, es una persona a la que admiro, por inteligencia, saber estar y por nunca perder la compostura le hayan ido bien las cosas, o se haya arruinado. Es un buen ejemplo de lo que le supondría a un hombre saber tener la cabeza fría. Obviamente Mario Conde tuvo que sacar los pies del tiesto y salirse del camino marcado para hacerse millonario. Nadie se hace millonario solamente trabajando, y menos por cuenta ajena. ¿Cuál era su motivación? Ganar dinero ¿Cuál es tu principal motivación? Follar más. Como dice mi amigo Egoland: queremos follar y cambiar el mundo... y además por ese orden.

¿Quieres ganar dinero? ¿Quieres sexo? ¿Quieres quedarte con la mujer que tú quieres? Ponte a currar enano que la magia no existe. Aparta tu romanticismo y ponte a hacer trabajo de investigación y de observación de todo aquello que la rodea. Mucho curro... hasta para jugar sucio hace falta proponérselo. El principal problema lo tienes en la conciencia. Te voy a dar una clave para acercarte a la persona que te pueda interesar: interésate antes por alguien que sepas que es muy cercano a su círculo de confianza. Si se trata de una mujer, y no ves posible acercarte a ella directamente por la razón que sea, ve a por una amiga suya, o a por un amigo suyo. Piensa que la persona que te presenta un amigo o una amiga, parte con la confianza regalada por esta persona cercana a ti. ¿Preguntas si te estoy hablando de utilizar a alguien? Efectivamente, te estoy hablando de utilizar, no lo pongas en duda.

La mujer guapa que te interesa, porque partimos de que está muy buena ¿verdad? sabe de sobra que cualquier bicho viviente se acerca a ella con un solo objetivo: follársela. Si ese no es tu objetivo, es que te pasa algo, o te niegas el instinto porque te gusta portarte bien y eso te funciona... cosa que dudo. Bueno, en efecto ella sabe que cada vez que un chico se la acerca se la está follanado en la mente, y no debería tardar demasiado en librarse de él en un momento. ¿Te estoy diciendo que le entres a su amiga más fea? Eso está muy visto, al menos dicho así.

Tienes que ganarte a las chicas que la rodean... sí, digo chicas solamente. ¿Por qué? Aparte que el principal objetivo que ellas tengan es su principal punto débil: quieren sentirse por encima de las demás. Nunca verás a dos mujeres excesivamente guapas juntas e iguales, lo normal es una guapa y un cortejo de "mujeres inferiores". Porque cualquier tío que pulule a su alrededor, muy probablemente sea un satélite que quiere follársela igual que tú y le sirva de escudo protector. Una tía que está buena tiene un ego como un camión de grande, y no sabe digerir que le des tu atención y tu confianza a otra mujer "inferior a ella". Lo pongo entre comillas porque estamos hablando del físico, que a fin de cuentas es lo que estás persiguiendo ¿no? Pues te callas y te lo crees. Puedes estar seguro de que ellas cuando ven a un tío que les interesa realmente son capaces de eso y mucho más. ¿Te crees listo y enrevesado? Te aseguro que ellas ganan por condición y goleando.

También puedes optar por echarle huevos e ir directamente a por ella a riesgo de pegártela, probablemente no esté acostumbrada a encontrarse hombres con lo que hay que tener; pero como dudo mucho que tengas valor y cojones suficientes para hacerlo, te digo que te ganes, y no solamente eso, que trates de ligarte antes que a ella a todo bicho femenino que la rodee. Si tuvieras lo que hay que tener para ir a por ella directamente, lo harías y no estarías leyendo esto buscando atajos. Te las ligas, y punto porque si vas de colega con ellas... lo llevas claro, se te ve venir de lejos. Además te digo que lo hagas una detrás de otra, porque quieres ser un hijoputa ¿verdad? Un hijoputa no discrimina. Ya puedes ir perdiendo la vergüenza a quedar mal. [continúa en parte III] Si te perdiste la primera parte.

Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.

APRENDE A JUGAR SUCIO: CONVIÉRTETE EN UN MANIPULADOR I

¿Verdad que la palabra manipulador suena mal? La persuasión es una forma de manipulación en toda regla. Cuando te hablaba de “calcar la conversación”, me refería a utilizar prácticamente las mismas palabras que la otra persona a la que le quieres sacar algo, para que no sienta agresión y se sienta cómodo contigo. Ya después “le meterás el rabo”, eso sí… en su mismo idioma y de buenas maneras. El concepto manipulación se utiliza siempre asociado con el matiz negativo como intervenir con medios hábiles y a veces, desleales, en la política, en el mercado, en la información, etc. Manipular implica una distorsión de la verdad para conseguir un fin egoísta. Vale... ¿Y qué? Quiero decir, si a la hora de la verdad funciona o no funciona, pese a quien pese si funciona. Si prefieres mirar para otro lado, es problema tuyo. ¿Quieres seguir siendo el buen chico majo pagafantas con todo el mundo?

Una de las primeras cosas que se aprenden en el mundo del marketing y publicidad, es saber crear una necesidad o una dependencia en el cliente potencial de un determinado producto, para poder colocar este producto no necesario en el mercado. En este caso, esa dependencia a ese producto, es dependencia a ti, el producto eres tú. Que te quieran comprar a ti, es mucho mejor que tengas que ir detrás de nadie o perseguirlo. ¿Cómo crees que seducen las mujeres? Creándote dependencia a ellas, no seas tonto. ¿Es desleal que tú lo hagas? ¿Es desleal que lo hagan ellas? Cuando alguien encuentra una forma de conseguir lo que quiere, la sigue utilizando siempre porque le funciona, y si funciona ¿por qué hay que desecharla? ¿Por qué si lo haces ella es normal y si lo haces tú está mal? ¿Alguna respuesta? ¿Si? ¿No?

Piensa como actúan algunos proxenetas para enganchar a sus prostitutas: les ofrecen las primeras dosis de droga gratis para crearles adicción, y así se aseguran que van a tener que prostituirse para ellos y poder pagarse la droga. Se resume a crear esta dependencia, provocar un conflicto en una persona, dejar que lo interiorice y reproduzca este miedo, para después presentarse así mismo como la solución al conflicto, quedando como salvador. Típico de altos ejecutivos, brokers, políticos, estafadores o timadores profesionales. Vaya ejemplos que estoy dando... ¡Qué asco! Pero te vas a tener que aplicar el cuento.

Estos ejemplos de manipulación, se basan ante todo en la confianza que desposita la víctima en el manipulador. Sin esta confianza desde el principio, no existe punto de partida para que el oponente o manipulado te tenga en cuenta. Es difícil poder entrar en la persona sin un previo conocimiento de las inquietudes, debilidades, dudas o necesidades de la víctima. Sin conocer estos puntos débiles, no se puede generar esta manipulación, siendo la clave de la misma y la puerta de entrada, los puntos débiles de la persona objeto a someter.

Yendo al grano colega: los puntos débiles de los tíos son el ego, la necesidad de reconocimiento y el sexo. ¿Hace falta que repita el sexo? Los puntos flacos femeninos son la búsqueda de nuevas emociones, la necesidad de validación continua y la competencia por el estatus con sus semejantes. Si sabes esto acerca de los puntos débiles de la persona a la que quieres utilizar, puedes instrumentalizar estas debilidades en beneficio propio. Primero "regalando", después cerrando el grifo gradualemnte, en orden de primero provocar la necesidad de algo que ya se da por hecho porque antes lo regalabas, y posteriormente, la adicción, que se da cuando ya has subido el precio y el otro o la otra, tiene que trabajar más para satisfacer ese ego, ese estatus o sus necesidades sexuales. Tú como manipulador, eres una persona de confianza que empieza siendo amable, atento, desinteresado, que te ofreces para ayudar, escuchar, atender, acompañar... ¡No te cortes! Así se empieza... Ya te lo cobrarás después. Tenlo por seguro.

Una persona de confianza, al menos en apariencia nunca tiene la culpa de nada, y si la tiene quizás "lo haya hecho sin querer". Tienes que ser listo y saber pedir perdón aunque hayas liado a alguien a drede. El manipulado se fía de ti, y da por hecho o por cierto todo aquello que le dices o que le das a entender, por eso nunca debes mostrar una actitud altiva o pesimista. Si no eres buena persona (eso solamente lo sabes tú) al menos tienes que comportarte como tal de forma habitual. Lo que tú les dices a tus semejantes va a misa, es verdad y nunca mientes... en todo caso "te equivocas". Por ello un buen manipulador es capaz de hacer asociar a la víctima un valor de certeza, que el manipulado o víctima asume en sus creencias. Si "te equivocas" (o sea, si te pillan) pide perdón y sigue tu camino, no hay lugar para el orgullo. El buen hijoputa hace tiempo ya que renunció a él.

Estas creencias que asimila el manipulado, le meten por completo en tu marco o realidad subjetiva, incapacitándole para poder considerar más alternativas, otras opciones, otras salidas, ya que todas las respuestas y el valor de lo que es verdadero-falso, correcto-incorrecto, bueno-malo, a fin de cuentas el patrón de medida, etc. lo das tú. Ten cuidado, porque te pueden pillar, recuerda que siempre hay alguien más listo que tú e ir de víctima tiene las patas muy cortas, sí te pillarán más rápido, pero...

¿Sabes cómo te pueden pillar? Te prevengo. La mejor forma de pillar un intento de manipulación, es que para poder tomar una decisión, tengamos que introducir nuevos elementos ajenos a nuestro pensamiento fuera de nuestro criterio habitual. Por eso te hablo de "calcar su conversación". En el momento en el que quieras meterla, si cambias o bien el tono de tu voz, tu forma habitual de expresarte, tu ánimo, términos ajenos al vocabulario o a la rutina que caracteriza tu relación con la víctima... Habrá algo que le haga chirriar los oídos a ésta: algo que no le suene, algo diferente a lo normal, algo que no expreses habitualmente.

El buen hijoputa mantiene la calma, siempre es constante y nunca cambia el tono. Está tranquilo, así que mantén la calma, es el 90% del trabajo. Un jefe, un lider de equipo, un cabecilla de grupo, siempre es un buen manipulador. [continúa en parte II]

Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.

PONLE PRECIO A TU DISPONIBILIDAD: HABLEMOS DE TUS AMIGOS

Tus amigos: probablemente la inversión de tiempo y esfuerzo más segura, más inteligente y más gratificante que puedas tener en toda tu vida. Aquí tampoco te diré que te regales, pero sí que inviertas más en todos los sentidos. Juega con inteligencia aunque suene frío decirlo al estar hablando de tus amigos ¿por qué? A través de tus amigos, los de siempre y los potenciales podrás encontrar trabajo, pareja y más amigos. Siempre es bueno y deseable tener a "alguien dentro" y siempre es necesario recurrir a alguien en las ocasiones en las que realmente hace falta.

No creo en las relaciones desinteresadas, o sin interés de por medio… No cuela, eso es mentira. A las únicas personas a las que no vas a poder elegir y que forman parte de tu vida, será solamente tus familiares. El resto de personas que te vas a encontrar irán y vendrán y podrás quedarte o comprometerte con quieras o con quien puedas. Llámame interesado, llámame vil, llámame lo que te de la gana, pero tienes que empezar a utilizar la inteligencia para hacer amigos; no solamente porque alguien te caiga bien, o porque sea amigo desde hace mucho tiempo, tienes que aprender a arrimarte a quien te conviene… de mejor o de peor forma, pero tienes que acercarte a las personas que realmente tengan algo que ofrecerte.

Muchos tíos hemos cometido el error de volcarnos al 100% en una relación de pareja o en un trabajo. En este caso la mujer actúa con mayor inteligencia social, de ahí que en pareja o en familia sea ella siempre quien invite a entrar a su pareja en su círculo social. Digo invite, aunque muchas veces sea prácticamente una imposición ¿Te suena de algo? "Es que tus amigos..." "Tus amigos esto, tus amigos lo otro". ¿Has tenido alguna vez algún amigo desaparecido después de haber encontrado pareja? Creo que es una escena bastante frecuente, sobre todo entre los hombres que no han tenido demasiado éxito ligando de forma frecuente: craso error. ¿Por qué? Tus amigos son la fuente de todo.

Aprovéchate de tu círculo de amigos, aunque suene cerdo y materialista ¿con matices? Pues claro, pero no te creas que hay que ser muy piadoso. Este es el manual del hijoputa, no el de la Madre Teresa de Calcuta (que en gloria esté). Ahora te voy a soltar algo muy políticamente incorrecto: aprende de las tías, ellas saben bien cómo sacar cosas dentro de su círculo de amigos. En este caso su mala fama de manipuladoras, nos la vamos a tomar al pie de la letra para aprender a obtener bienes y servicios de la gente que nos rodea. Esto se puede hacer de dos formas: siendo legal o siendo un cabronazo. Para bien o para mal, cuando se dice que quien tiene un amigo, tiene un tesoro, es por algo. Y no hablo afectivamente, sino total y duramente de forma materialista, que al final es lo que te va a dar de comer.

He aprendido a conectar la gente ¿Cómo? Ya te dije que la gente se fía de mí, pero no por casualidad. Me implico con ellos, me pongo en sus zapatos antes de hablarles… Les “calco la conversación” antes de de convencerlos o persuadirles de algo. Les hago partícipes y beneficiarios de mis propios objetivos. Mi política es: Si hay para mí, que haya para todo el mundo. Esta sería la buena práctica. ¿Sabes? Está muy bien sobre el papel “persuadir de forma correcta”, pero haciendo partícipes a los demás de tus beneficios y objetivos estás creando parásitos a tu alrededor. Una cosa es tu buena intención y otra muy diferente la de la gente que te rodea. Recuerda que los demás no tienen por qué seguir tus mismas reglas. Ten esto siempre en cuenta.

Cuando quien está a tu lado ve o intuye que puede salir beneficiado de algo que tiene que ver contigo… No lo dudes, le van a cambiar los afectos. No te digo que no te quieran por lo que eres, te digo que te van a querer más por lo que tienes, o por lo que puedas hacerles ganar. Ponte un precio de cara a ellos también, pueden llegar a dar por hecho el fruto de tu esfuerzo y tus buenas intenciones, y cuando esto pasa, de amigo que eres, te conviertes en una casa grande, dinero, comodidades, invitaciones y un cheque en blanco. Dejarías de ser tú. No me gustaría que te vieras en la situación en que te vieras sin nada, y tuvieras que comprobar quién es realmente tu amigo y quien no... Pero es algo que le puede pasar a cualquiera.

Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.

PONLE PRECIO A TU DISPONIBILIDAD: HABLEMOS DE TRABAJO II

Estáte atento a esto último porque ahí está la clave de ponerle un precio a tu esfuerzo y a los extras que se te piden, me refiero a saber pedir las cosas. La diferencia entre el que se sale con la suya y el que no, es que uno pide beneficios, bienes, servicios o ventajas, exponiéndose a que le digan que no, mientras el que no se sale con la suya, no lo hace porque se calla, precisamente por miedo a exponerse. Esto es como ligar con una desconocida, mira... Si quieres algo de ella, te vas a tener que exponer a que ella sepa qué quieres y a recibir un no ¿Porqué muchas veces no vas a por la mujer que te gusta? Por miedo a exponerte y a que te salga mal ¿verdad? O a "ir con todo" y salir rechazado. Ya te digo de aquí en adelante, que si quieres ser un auténtico hijoputa, que se salga con la suya, vas a tener que exponerte, más de una vez, por no decir siempre. El que algo quiere algo le cuesta, nada es gratis.

¿De qué te sirve ser un buen profesional si trabajas a precio cero? El miedo a exponerte para pedir lo que quieres, es eso solamente... Miedo, y de este miedo se sirve tu empresa para sacarte hasta la última gota de sangre que te quede en el cuerpo. Piensa, aunque trabajes bien, en época de crisis o si le caes mal a un enchufado o a tu jefe, te pueden echar a la puta calle sin miramientos, es algo que he visto más de una, más de dos y por desgracia más de unas cuantas veces. Quiero decirte con esto, que el miedo a exponerte, para reclamar y para pedir lo que te corresponde no te sirve para nada.

¿Sabes qué? Creo que te pasa como con las tías, asocias el pedir lo que quieres a una confrontación o un enfrentamiento, por eso temes pedir lo que quieres. Si lo abordas de esta manera, desde luego contra tu jefe tienes todas las de perder ¿Cómo pedir entonces? te lo digo así, negocia: házle ver, que él va a ganar con tu bienestar; demuéstrale y prométele, que al subir tu precio, el resultado que le vas a ofrecer va a aumentar la calidad final del producto. La única diferencia entre el trabajo y el sexo, es que con el sexo no debes negociar, con el trabajo sí. En la oficina hay demasiado trabajo.... siempre lo hay y lo habrá, y aparentemente es un lujo que no te puedes permitir... ¡Los cojones! Piensa cuántas veces nuestros jefes nos han dejado "solo ante el peligro", precisamente porque confían en que sabes hacer las cosas bien y pueden delegar en ti.

Muévete mucho, trabaja duro, infórmale de todo lo que hagas por ínfimo que sea, tu jefe es tu jefe porque tiene que saber responder a tus preguntas, pídele confirmación y autorización de cualquier paso que vayas a dar, para hacerle consciente de que él es el verdadero responsable de lo que hagas o dejes de hacer. Cuando llegue la hora de recibir tu recompensa, pregúntale si le haces falta para algo más... Que vea que estás en todo, que eres consciente de todo lo que pasa en el trabajo, que nada se te escapa, que acabe harto de verte en cada momento. ¿Por qué? Primero: es tu jefe y cobra más que tú, así que se tiene que ganar el sueldo... y segundo: si consigues que haciendo más de lo que normalmente haces, él tenga más trabajo que de costumbre, va a estar deseando relajarse, como te querrías relajar tú ante un pico de estrés, para no tener que supervisar tu trabajo. Es lo que yo llamaría "una huelga a la japonesa", le estás saturando a él trabajando más, o haciendo que trabajas más. Lo único que estás haciendo es sobre-informale de todo lo que haces y pedirle continuas autorizaciones y confirmaciones, que normalmente no le pides.

Otra forma de subir el precio de tu disponibilidad, es convertir cada cosa que haces, en especial los extras en "un favor personal". Actúa como si le estuvieras haciendo un favor, eso sí, espera a que te pida ese sobre-esfuerzo o ese extra laboral, porque si sale de ti, estamos igual. No seas un pelota eso da asco, mucho asco, sobre todo de cara a tus compañeros. No te dediques a llevarle cafés a nadie. Cuando el puto jefe te pida ese extra, díselo con todas las letras: "Esto lo hago porque me lo pides tú", que sepa que ese informe, esa hora más sentado, ese pico de estrés tiene un precio que tú te vas a cobrar cuando a ti te convenga.

Es de alguna forma, algo parecido a lo que hacen muchas mujeres con sus maridos a la hora de darles sexo, actuando con ellos como si le estuvieran haciendo un favor. Suena jugar sucio... ¡pero funciona! Una vez que le hayas soltado la coletilla de "Esto te lo hago a modo de favor personal", pregúntale el qué, el cómo y el cuándo lo quiere.

Ha de sentir que esa subida de precio, va a asociada a una calidad también extra que nadie más allí puede ofrecerle más que tú. Créale la ilusión de esta forma que eres indispensable, crea adicción, distingue tu trabajo del resto de forma que siempre seas la primera opción y de forma que siempre confíe en ti antes que en los demás... porque solamente de esta forma, vas a tenerle cogido por los huevos, a tu jefe y a la empresa. Es una cuestión de confianza. Si te perdiste la primera parte.


Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.

PONLE PRECIO A TU DISPONIBILIDAD: HABLEMOS DE TRABAJO I

Aquí depende en mucho de cómo te hayas vendido desde el primer día. Si ya desde un momento estás hecho "para hacer de todo" por el módico precio de un solo sueldo, lo llevas jodido. Primero te voy a dar unas recomedaciones...

Siempre has de hacer lo que te manden si trabajas por cuenta ajena, que para eso eres un empleado, pero si te lo tienen que pedir dos veces... y de buenas manera, mejor que mejor. Cuando haces cosas gratis o trabajas desinteresadamente, no lo dudes, tu trabajo no se valora una mierda, aunque el esfuerzo dedicado sea el máximo, los demás o tu jefe, solamente van a ver que lo haces "gratis" y que como empleado les vienes de lujo, porque les sales barato. Volviendo a la cita de The Joker: Si eres bueno en algo... Jamás lo hagas gratis. Si en tu trabajo te piden un extra, que tanto se estila en estos tiempos de crisis, hazlo, es más... te diré que lo hagas muy bien, realmente bien, pero siempre tienes que pedir algo a cambio, aunque sea una tontería: una tarde libre, salir antes un viernes, alguna ventaja, algo que te sirva. Si no les haces ver que tus extras tienen un precio, te van a tomar por el pito del sereno.

Tienes que aprender a pedir las cosas, a negociarlas, a que exista un intercambio entre tu esfuerzo extra (que ya te pagan una nómina por tu trabajo ordinario) y tu propio bienestar. Nadie te está regalando nada, tienes que tener eso bien claro: la gratuidad no existe. No, de ninguna manera, no quiero que ni se te pase por la cabeza la idea de que te van a regalar algo en tu vida laboral; ni siquiera en tu vida afectiva o incluso familiar o amistosa. Soy bien consciente de cómo suena lo que te estoy diciendo, pero esto no es un anuncio de compresas, ni de cosméticos o de artículos de higiene íntima para menopáusicas. Aquí no hay flores rosas, ni cielos abiertos esperando a que pases corriendo recogiendo billetes de 500€ que caen del cielo.

Te voy a ser muy claro: una palmadita en la espalda no te da de comer. ¿Qué es lo que te de da de comer? Que yo sepa, la comida se paga con dinero... La comida y lo que no es comida. ¿Regalas tu tiempo? ¿regalas tu esfuerzo? ¿trabajas más por el mismo precio? Si no te pagan más, no deberías trabajar más. Ya sé que eres bueno, ya sé que te gusta hacer las cosas bien, que te gusta terminarlo todo, que eres un tío responsable... Te lo diré de otra manera: un impresentable o un irresponsable, no precisa de un anti-código que le enseñe "atajos" para hacer lo que le de la gana porque ya lolleva aprendido de casa.

La única forma, de que te vayan mejor las cosas en el trabajo y de que se te premie, es resultar imprescindible o insustituible. Aunque bueno, esto es teoría, nadie es insistutituible, cuando hay que hacer algo, se hace... mejor o peor, pero las necesidades se acaban cubriendo contigo o sin ti; por eso has de aprender a jugar con las responsabilidades extras que asumas y emplearlas como moneda de cambio. ¿Sabes algo que los demás no saben? porque siempre habrá alguien que trabaje igual o mejor que tú. Esto no tiene por qué depender de ti, muchas veces es cuestión de suerte, o de enchufe. ¿Nunca te has preguntado por qué hay un individuo o individua que no trabaja, o que trabaja mal y que parece científicamente imposible que le echen? En situaciones así te das cuenta que poco tiene que ver lo mucho o lo poco que trabajes para que tu permanencia en la empresa esté garantizada. La garantía no existe y muchas veces no depende de ti, si trabajas por cuenta ajena.

Tu pregunta para pillarme: ¿Y qué es eso que los demás no saben y tú si para crear esa dependencia? Pues hombre, magia no hago, pero te voy a decir qué es lo que a mi me funciona: la gente confía en mi porque sé responsabilizarme de las cosas que hago, y si puedo ayudar... ayudo. Cuando digo que puedo hacerlo, cumplo mi palabra. Aparte de esto y en cuanto al precio de tu disponibilidad, ya sabes lo que dice el refrán: cuando hay confianza, da asco. Si te digo que la gente confía en mi, es porque, tiendo a conectar con las personas que están a mi alrededor, y suelo ser receptor de confesiones, anécdotas, experiencias e intmidades. A esto, es a lo que me refiero, cuando te digo saber algo que los demás no saben. Una cosa es esto, y otra bien diferente que tu empresa se "tome confianzas" contigo. Creo que sabes a lo que me refiero.

Me refiero a disponer de tu tiempo como si fuera suyo, a pedirte (y a que hagas, te recuerdo que la última palabra la tienes siempre tú), a sobrecargarte con tareas añadidas al mismo precio de tu nómina, cosa que por otra parte se estila mucho en estos tiempos de crisis, en los que el miedo a perder el puesto de trabajo, juega un papel fundamental para la empresa, miedo que utiliza y del que se sirve para hacer y deshacer de forma cuasi impune, en referencia a sus empleados. La cuestión es si estás dispuesto a pasar por este aro o no y si lo haces, que tanto tú como la otra parte salgáis ganando, porque de eso se trata ¿verdad?

Está claro, si pasas una vez por el aro, si desde el primer día aceptas un sobre esfuerzo, sin que ni siquiera te lo pidan dos veces, ésta será la barra de corte que la empresa o tu jefe tomará como medida habitual contigo desde ese momento. Si ven que pueden sacar más por el mismo precio, lo harán... No lo dudes por un momento, además tú harías lo mismo si fueras jefe o propietario ¿me equivoco? No se ven las mismas cosas siendo jefe que empleado, te lo dice alguien que en su trabajo es manejado si, no te puedo mentir, pero que también trata con equipos de trabajo de varias personas de forma habitual, con gente muy diferente en un mismo espacio y sabe hablar, organizar, tratar y pedir las cosas. [continúa en parte II]

Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.

PONLE PRECIO A TU DISPONIBILIDAD: HABLEMOS DE ELLAS II

No pongas esa cara, lo que quiero, es que te cabrees contigo mismo por lo sumamente disponible en tiempo total que estás para la tía que te gusta. Y para que te cabrees aún más, te voy a contar un caso que he tratado en una sesión de orientación hace muy poco:

Esto era uno que quería volver con una ex (para variar) y después de unos meses la estaba volviendo a ver, pero en plan amigos (cómo no). Pues en cuanto el colega quiso volver a enseñar los colmillos, la frecuencia de las citas por parte de ella se volvió muy distanciada. De repente ella volvía aparecer siempre súper ocupada. La cuestión era, que realmente ella estaba dando pie, había un acercamiento real, ya que en sus últimas citas habían vuelto a besarse, a quedar para cenar, a pasar la tarde juntos... igual que cuando uno empieza a salir con una chica, vamos... que tenía toda la pinta de novia. La única diferencia es que eran segundas vueltas. No se habían vuelto a acostar, desde que lo dejaron, y como te puedes imaginar, si encima ya conoces a la chica sexualmente, y la estás volviendo a ver después de un tiempo, si no hay sexo durante ese periodo de acercamiento... el dolor de huevos, llega a ser una realidad muy concreta y superlativa.

¿Cuál era el problema? Pues que nuestro protagonista en cuestión, para volver con ella, estaba en fase "a todo que sí", "cuando tú puedas", "cuando a ti te venga bien", bla bla bla... Él no quería volver a cagarla con ella, y por eso ella ponía fecha, hora y tiempo, aquí se empieza y aquí se acaba, a lo que él... lo dicho: "a todo que sí". Ella sabía perfectamente que él estaba 100% disponible para ella, y por eso, era ella quien marcaba el ritmo que a ella le apetecía, incluido el tema sexual por supuesto. ¿Cuál es el resultado de esto? Pues tenemos a un fiel enamorado, que folla menos que un casado (y es difícil ¿eh?). Abre los ojos y presta atención, quiero que lo visualices:

Le dije: la única manera que tienes de romper tú ese ritmo que te está imponiendo ella, y que tú aceptas como un cordero, es imponiendo tú, tu propio ritmo. Lo que en este caso es más difícil porque ella ya te conoce bien y hay poco margen para la sorpresa. Hay que hacer algo inesperado que no entre en sus expectativas. Tienes que arriesgarte a recibir un rechazo en toda regla, si no, no hacemos nada. En concreto, le dije: preséntate en su casa sin avisar, un lunes por ejemplo. Piensa que los lunes suelen ser duros, impopulares, siempre hay algo que hacer en casa que se ha quedado pendiente del fin de semana, un par de horas después que ella haya salido del curro. Lo más probable, es que te la encuentres en casa. Lleva en una mochila lo siguiente: una botella de vino, cosas ricas para comer en frío: caviar, jamón ibérico, un surtido de quesos, o patés, y de postre algo ligero como uvas o fresas.

Continúo con el pretexto sexual: No olvides meter un bote de aceite de aloe vera para masajes. Una vez allí, llámala al móvil, no al telefonillo, para calibrar más o menos cómo te la vas a encontrar, no le digas que estás abajo, y según te cuente, sabrás más o menos si puedes soltarle la sorpresa en ese momento o en 5 minutos. Eso sí procura ir algo antes de la hora de cenar, que lo que llevas es para comer y disfrutar. Entonces le sueltas en tono serio: Oye, que estoy abajo, he venido a hablar contigo de algo muy importante que no puede esperar... Ella no se lo espera, por mucho que te conozca tranquilo, o por rara que se le ponga la cara, cuando le lleves ese pedazo de cena romántica, aunque estés en su casa, vais a estar jugando con tu baraja; eres tú quien se ha impuesto, de forma inesperada, romántica, auténtica y original, o sea... los ingredientes de una noche de pasión. Ella no sabe nada, ese es tu poder en ese momento. También te puede salir mal, puede que no esté o puede que esté acompañada, pero si no arriesgas, no ganas y ella seguirá imponiendo su control de tiempo.

Si no has podido hacerlo antes, porque se ponía tonta a la hora de quedar, porque no podías pasar del beso con ella, o se hacía de rogar, o porque se hacía la estrecha, o por la razón que fuere, una mujer que esté en sus sanos cabales, no se resiste a una cena de esta forma. Mira, de cualquier cosa puede sobrar, pero el vino hay que matarlo, no ha de quedar nada. Y una vez terminado el postre de uvas, fresas, bombones o lo que se te ocurra, le ofreces un masaje. Sacas el aceite y empiezas por los pies y vas subiendo. Mira, si esa noche no acaba ella subida encima de ti, invocando a los ángeles y a los santos, saciando su sed sexual... Es que no hay tema, ni lo va a haber... pero ni ahora, ni nunca, no te molestes en llamarla ni una sola vez más, ella ya sabe lo que se pierde contigo.

Como podrás suponer, el triunfo de mi cliente fue apoteósico, al día siguiente fue a trabajar con ojeras como Dios manda, por haber estado hasta las tantas dándole al tema. Por algo me paga la gente, ¿o te crees que esto lo cuentan los manuales de seducción? Lo único que te hace falta, son huevos y valor para cambiar e invertir una tendencia que se te ha impuesto y que has aceptado. Hay que romper ese estado de control, pero hay que hacerlo bien. Ya verás como después de un despliegue de estos, no está tan claro, que siempre tenga que ser cuando diga ella. ¿No te gustan tanto las formulitas y los golpes de efecto? Pues échale imaginanción y huevos, esa es la mejor "técnica".

Tu tiempo, es tuyo y solamente tuyo, por mucho que te guste una mujer, nunca debes dejar que te lo racionen o dosifiquen. Si quieres hacer algo hazlo, y si ves que "no te dejan", hazlo igualmente hasta que te paren los pies... El no, ya lo tienes. Y si es que no, es que no se puede y punto, ya te dije que nada de lo que yo (u otro) te diga es infalible; pero si se puede... Amigo, eso no lo sabes hasta que te saltas por el forro lo que ella te diga. No sé si lo sabes, pero una de mis máximas en las relaciones con ellas es esta: no hagas caso de lo que te diga, sino de lo que haga. Que no te impongan un calendario. Siendo realista, te diré que es nunca llueve a gusto de todos como dice el refrán, pero es muy difícil que una relación sea equitativa, siempre hay uno que marca el ritmo y otro que se amolda en mayor o menor medida. Pues bueno, si eres tú el que puede marcar el ritmo y fijar el precio, mejor. Estoy de tu parte, que para eso te fías de mi. Si te perdiste la primera parte.

Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.

PONLE PRECIO A TU DISPONIBILIDAD: HABLEMOS DE ELLAS I

No sé si has tenido la oportunidad de ver la película El Caballero Oscuro, en la que el difunto actor Heath Ledger interpretó su último papel en pantalla haciendo de The Joker... Un grandísimo hijoputa en este universo de ficción cuyo protagonista es Batman. Lo cierto es que en esta película, a Batman... casi ni se le ve, y es The Joker con diferencia el verdadero protagonista, y quien no esté de acuerdo, que se la vea dos veces y después me diga. El hijoputa en cuestión suelta la siguiente perla: Si eres bueno en algo... Jamás lo hagas gratis. Hay algo de lo que te quiero hablar, y que todo buen hijoputa tiene que tener bien claro: su propia disponibilidad. Este, como todos los demás, es un tema muy simple: o eres egoísta o altruista, con sus ventajas y con sus inconvenientes, te voy a hablar de las consecuencias de tus opciones, en referencia a ellas, a tu trabajo y a tus amigos.

HABLEMOS DE ELLAS

Pero antes hagamos referencia a lo que viene siendo un hombre con precio cero, totalmente gratis y disponible, para que entiendas que lo que has de ser es todo lo contrario. Nuestro querido y amado amigo el pagafantas... ¡Qué decir que no se haya dicho ya acerca de este mindundi! que se arrastra cuán gusano pagando consumiciones, regalos, haciendo de taxista y escuchándola en todo momento, mientras ella se folla al "malote de la moto" como a mi me gusta llamarlo. Hagamos una distinción ¿OK? Una cosa es tu verdadero valor, que puede ser mucho o poco, me refiero a tu valor real, a lo que eres capaz de hacer, a tu forma de ser, a tus principios y a tus valores... Y otra muy diferente es tu precio de compra: o sea, el esfuerzo que ha de hacer ella, la inversión que ha de hacer ella para llegar a ti.

Es sencillo, si ella no ha de hacer esfuerzo alguno, por mucho valor real que tengas, tu precio de compra es cero, con lo cual ella "al no tener que pagar" para poder llegar a ti, pierde completamente el interés, ya que no le supones reto o inquietud alguna... Estás siempre ahí, pagafantas de mierda, blando, sensible, cobarde y otros tantos apellidos. Haz el favor de cabrearte, es lo que quiero que hagas ¡Despierta!

¿Cuántas veces has llamado a una tía que te gusta y te ha aceptado una cita para quedar a la primera? ¿Cuántas veces más bien se ha hecho una mujer de rogar contigo para que pudiera surgir algo? Pues hombre, a menos que seas el puto crack, veo difícil que una mujer más o menos normal, te deje las cosas demasiado fácil o en bandeja. No porque crea que seas un pringao, que va... eso nos ha pasado a todos, sino porque ella es la primera en pretender poner un precio a su compañía, a su afecto, al sexo y a todas las cosas buenas que aporta una relación con una mujer. ¿Qué por qué quiere elevar o poner un precio? Pues lo primero para que valores esa posibilidad, lo segundo para dejarte bien claro que ella es "única y diferente" y lo tercero, sobre todo para ver hasta dónde estás dispuesto a invertir o a llegar para estar con ella. Las tías, los seres más inteligentes y perfectos que conozco, si he tenido grandes maestras en la hijoputez... han sido ellas. Y no, las mujeres no son malas, que por ahí anda suelta alguna feminista de camisa de franela y bigote sin depilar que me la tiene jurada, eso sí... bastante más masculina que yo.

Las mujeres no son malas, hacen lo que les da la gana ¿es eso malo? Son así y punto. Las tomas o las dejas, pero en verdad son mucho más inteligentes a la hora de tomar las relaciones o dejarlas... hasta cierto punto. En realidad no somos tan distintos, solamente que tendemos a regalarnos muy barato cuando nos enamoramos o nos gusta una tía, y ahí querido amigo es dónde viene la gran cagada.

Quiero que te imagines cómo te sentirías ante una tía que está todo el día llamándote, por ejemplo... 5 veces al día. Supongamos además que esta hipotética mujer, además de llamarte, te espera a la salida del trabajo todos los días, o cada vez que sales con tus amigos se presenta "por sorpresa" para estar contigo. Dime colega ¿cómo te sentirías? Quizás... ¿agobiado? ¿Pensarías que ella es una pesada? Pues a menos que tuvieses un problema afectivo grande de dependencia... Acabarías bastante harto. ¿O acaso crees que el comportamiento contrario de tanta disponibilidad de ti hacia ella resulta atractivo? Porque igual te suena más, si alguna vez eres tú el que ha hecho las 5 llamadas ¿cómo ha terminado esa relación? Bueno, cómo ha terminado, si es que ha llegado a empezar.

Está claro, lo que ella tiene siempre al alcance de la mano no le resulta ni preciado ni atractivo. ¿Para qué? Si ni siquiera ella tiene que mover un dedo para tenerte a ti babeando. Aprende de ellas anda... No te puedes ni imaginar la de veces que he visto a mis amigas y compañeras confidentes, no coger una llamada de un tío que les gusta: ni a la primera, ni a la segunda. O incluso cogiendo la llamada, no pueden quedar, siempre tienen otra cosa mejor que hacer. Pueden pasar dos cosas: que sea verdad, o que sea mentira, pero a ti eso te tiene que dar igual. No puedes estar siempre pendiente de que ella pueda quedar o no, si siempre eres tú el que va detrás desde el principio, pues así vas a seguir hasta el final. Es un simple aprendizaje condicionado, un adiestramiento que has de empezar desde el minuto cero al más puro estilo perro de Pavlov. Si alguna lectora se ofende por emplear la palabra adiestramiento... que sepa que la he tomado de mi círculo femenino más próximo, que habla de "domesticar al hombre" en cuanto a pareja se refiere. Yo aprendo rápido de mis maestras.

A ver... la pregunta del capullo: ¿Qué pasa, tengo qué decir que estoy siempre ocupado de cara a ella? ¿tengo que decirle que tengo planes alucinantes que hacer y mucha gente a la que ver? Mira, a ver como te lo digo para que te enteres: mentir no es que sea de perdedores, es que no te tiene que hacer falta. Lo suyo, es que te lo montes de puta madre siempre que puedas, pero... ¿sabes qué es lo que te digo? Una cita célebre de mi hermano pequeño: Si tú te comes tu mierda, ella se la va a comer el doble. Si te aguantas un poquito las ganas y el ansia, y no estás tan disponible para cualquier día de la semana para verla, al menos ella ya va a saber que tienes otras cosas que hacer, que no sean olerle sus pedos perfumados.

Es así y no le quieras dar más vueltas, un tío 100% disponible para una mujer quiere decir una cosa muy clara: no tiene nada mejor que hacer, y esto a una tía no le mola porque no le supone el más mínimo reto el estar contigo. Ella sabe muy bien cómo darse valor, así que no seas tan capullo de dárselo todo hecho en cuestión de disponibilidad y tiempo. ¿Verdad que a ti te dan más ganas de verla? No es que sean unas hijas de puta, no... Son tías y saben como tienen que comportarse para que seas tú el que vaya detrás. Si eres tú el que se pone un precio desde el primer momento, la cosa te puede ir mejor. No te voy a hablar de magia ni de teorías de seducción, es más, nada de lo que yo te diga es infalible. Recuerda: siempre hay alguien que sabe más que tú, eso nunca lo olvides. Si alguien te vende en un libro un método infalible para hacer bailar a las mujeres a su alrededor, cómpraselo, tú véras. It's up to you!

Otra pregunta de pringaos que quieren ser hijoputas: ¿Qué tengo que hacer para que una tía vea que no estoy siempre disponible para ella? La respuesta es una sola: no estar disponible, punto y final. Búscate la vida, escribe libros (así también se gasta mucho tiempo ¿sabes? hay veces que no tengo tiempo ni si quiera para dormir, para que después me leas tú), métete al gimnasio y ve de lunes a jueves después del trabajo, procura dedicarle tiempo suficiente a tus amigos, la mejor solución de todas es dedicarte tiempo a ti mismo ¡porque tú lo vales!... De otra forma te diré, que es bueno que tengas algo que contar, que no sea solamente hablar de las tías que te gustan. Mira otro ejemplo del lado de las tías, ya que ellas son expertas en dedicarse tiempo así mismas: ¿Sabes cuánto tiempo gasta una mujer solamente en secarse el pelo y peinarse mientras se arregla? Una hora con cepillo y secador más aderezos como poco. Dime tú ahora si te dedicas a ti mismo una hora, solamente una hora en todo el día.

Por ejemplo, otra amiga mía a la que le va mucho el rollo intelectual, cultureta-gafapasta: Puede quedarse horas y horas leyendo (no mis libros claro, esos no los aguanta ni media hora) libros a los que yo llamo "de bajón", cuyos autores probablemente fueron ilustres homosexuales, eso sí muy románticos, que vivieron en la miseria y que no llegaron a los cuarenta años de edad... Suena apasionante ¿verdad? Bueno, pero a ella le gusta y le dedica tiempo. ¿Acaso tu disponibilidad de tiempo no te permite pensar en otra cosa que no sea follar con tías? Es así de simple, cuánto más tiempo te dediques a ti mismo y a hacer las cosas que a ti te gustan, más atractivo vas a resultar. Te lo puedes creer o no, pero si pasas tu tiempo libre única y exclusivamente pensando en quedar con esta, o con la otra... No te van a salir muchas citas, ni muchos polvos... Todo lo contrario, no tienes nada mejor que ofrecer, ni de lo que hablar ¿o es que no te das cuenta? Tu subida de precio particular empieza por ahí, por enriquecer el producto que vendes, o sea: tú mismo. ¿Qué resulta más atractivo: un Rólex o un Casio? Los dos te dan la hora igual, pero uno es más caro e inaccesible que el otro.
[continúa en parte II]

Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.

THE MATRIX

¿Estás pegado ahora mismo a la pantalla del ordenador? Tengo que decirte algo: estas totalmente agilipollado leyendo mis tonterías. Hazme caso, sal a la calle y búscate la vida, ve gente, queda con amigos, tómate unas cañas, ponte a currar, sal a darte una vuelta a menos que haga un frío que no permita un agradable paseo... ¡lo que sea menos quedarte aquí sentado! Las pantallas son "tóxicas"... no son algo natural, no son rostros humanos a los que reconocer y con los que hablar. Yo conforme le de al botón de "publicar entrada" pienso poner pies en polvorosa. A menos que estés chateando con un amigo, o intentes ligarte a una tia para quedar con ella después, no merece la pena que estés pegado a una pantalla, y más sobre todo si fuera hace buen tiempo.

Así me levanté un domingo cualquiera, durante los días más calurosos y asfixiantes del ya pasado mes de julio... Me hice un café, me puse el ordenador y con la casa oscura y el calor que hacía, delante del ordenador me sentí como un auténtico capullo. Basta, me niego a acostumbrarme a esta basura pensé. Sentí asco de mi mismo, hacía ya tiempo que no tenía mujer a la que llevarle el desayuno a la cama y a la mínima que me daba... bueno, mejor me callo con lo que me daba por hacer. Este era mi MATRIX particular, embobado delante del ordenador o de la TV viendo la Fórmula 1 hasta que me entrara hambre. Voy a salir a tomar algo con mi antigua compañera de piso, me dije, que siempre es de agradecer tener a alguien que te conoce y te entiende, y que aporta energía femenina (eso es lo que más echo de menos en casa ahora) que siempre te contrasta y te da otra mirada más amplia. Ella no estaba y me dio bajón... quedaban todavía semanas para el viaje a Croacia que tenía programado con mis amigos y en Madrid no había ni Cristo. Me daba pereza buscar sangre nueva, pero tenía que hacerlo, si no quería quedarme embobado en ese MATRIX oscuro y pajillero.

Vi que hacía sol, y decidí salir a la calle para hacer lo que solía hacer un año antes, cuando te estaba preparando el manual para tontos, para aprender a ligar desde cero a pie de calle. Sin demasiados ánimos, salí a "cazar"... se puede decir así. Siempre me gustaron más las horas de sol que los garitos nocturnos, en los que mujeres perfectamente normales y buenas personas se convierten en arpías, por el mero hecho de estar allí un sábado por la noche.

Me puse unos piratas blancos, una camisa negra de botones con mucho cuello, unos mocasines blancos, mis gafas de sol y una gargantilla de perlas negras y blancas, por supuesto con los calzoncillos a juego en blanco y negro... Uno nunca sabe cuando va a tener que quitarse la ropa y conviene salir siempre conjuntado. Salí por la puerta y puse un pie en San Bernardo. Hacía demasiado sol y las terrazas de la calle Fuencarral estaban desiertas, y las pocas personas que había en la calle ya a mediados de julio debían estar fuera de Madrid, en la piscina o buscando sombra.

Ni una mujer sola en las terrazas, ni mirando escaparates, ni en las barras de los bares que frecuento los fines de semana matando cafés de sitio en sitio, viendo "a ver qué hay". Nada, cero, desierto... Es algo que puede pasar, parecía que no había negocio ninguno que negociar. Ir a buscar mujeres puede ser como ir a comprar ropa, puede haber o puede no haber algo que te siente bien.

Se me había acabado el tabaco y no quería meterme otro café más para el cuerpo, no tenía cambio... Entré en la sala de juegos que está haciendo esquina con la glorieta de Bilbao para que me cambiaran y poder pillar tabaco. Llevaba las gafas de sol puestas y en un sitio tan oscuro como ese no veía nada. Me las quité, miré de un lado a otro y me vine abajo. Lo que vi era algo parecido a la escena que no quería representar en mi casa, pero multiplicada por 20.

¿Qué es lo que vi? Una sala a oscuras, llena de puretas y viejos pegados a pantallas como hipnotizados, con cara de esperar algo y echando monedas de forma compulsiva como obsesionados con sacar algo a cambio. Volví a sentir asco, y pensé que yo nunca querría acabar así. ¡Antes debajo de un puente! me dije. ¿Sabes que en periodos de crisis económica como la actual proliferan los negocios de juego, apuestas y loterías? la gente cuando no sabe de dónde sacar, se juega lo que tiene, con la esperanza de sacar de dónde no hay. Eso es lo que te dan: una pantalla con colores llamativos incitando a gastar, a jugar con la esperanza de ganar algo. La diversión dura, lo que te dura el dinero... No hay más que eso.

Embobados con colorines en pantalla, promesas de premios y tías en pelotas, así nos tienen ¿crees que estás a salvo? No creo que vivas en una colina aislado del resto del mundo. Si no te van las cosas bien es fácil evadirse ¿verdad? La TV, el alcohol, la juerga, Internet, el tabaco, incluso el trabajo... Esto es MATRIX macho, como lo veas, un mundo hecho para que te quedes bobo mientras por otro lado te están sacando algo. Por el mero hecho de tener un instante de felicidad, de emociones, de distracción. Todo son formulas hechas y diseñadas para distraer, el mercado del ocio está hecho para eso... para que no pienses.

Puedes hacer dos cosas: meterte en la sala de juegos a oscuras donde hace fresco, hay oscuridad, distracción, luces artificiales y falsas ilusiones, como si estuvieras metido en MATRIX, o cabrearte y seguir saliendo a la luz del día a buscarte la vida. ¿Te la vas a encontrar? Puede que sí, o puede que no, que salgas a buscarte la vida, no es garantía de que la encuentres, eso tenlo bien clarito. Lo que si te aseguro es que quedándote en tu casa viendo TV, no va a hacer que mejore tu calidad de vida, ni tu vida sexual, ni tu trabajo, ni tu economía.

¿Sabes qué? Últimamente tengo más motivos para quejarme que para estar alegre, es un "mal camino" fruto de muchos golpes y muchas decepciones, precisamente por no quedarme pegado a una puta pantalla. Pero ¿De qué me srirve quejarme? Absolutamente de nada ¿Qué te quiero decir con esto? Solamente te equivocas si te mueves, el que se queda quieto ni se equivoca, ni consigue, ni logra, ni dada de nada... Ya puedes ir perdiendo el miedo a cometer errores, es lo primero. Incluso cuando parece que está todo en contra, seguro que sentado y a oscuras no vas a llegar a ninguna parte.

Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.

EL MIEDO Y LA IGNORANCIA COMO INSTRUMENTOS DE CONTROL SOCIAL

Imagínate que vives en un pueblo pequeño, como los de antes, donde se conoce todo el mundo. Te estoy contando una película, llamada El Bosque (The Village), en la que los habitantes de un pueblo viven en una sociedad moderada y conservadora, en la que todo se habla, se consulta a los mayores del pueblo y cuyo código legal y de comportamiento, se rige en torno a no ofender a "Aquellos de quienes no hablamos", unas criaturas que habitan en el bosque que rodea al poblado. El miedo a estas criaturas es tanto, que nadie se atreve a atravesar el bosque, y por tanto, a ir a la ciudad, demonizada por los mayores del pueblo, hacia los jóvenes que quieren saber qué hay fuera.

Es la perfecta imagen para que entiendas a lo que me refiero cuando te digo que desde muy pronto, siempre ha habido alguien que ha estado pensando por encima de ti, para trazarte el camino que él quiere recorras, y no el tuyo propio. ¿Te estoy hablando de una mano invisible? No, te estoy hablando de empresarios, de jefes, de gobierno, de políticos y de entidades con poder ejecutivo y de toma de decisiones, que eligen y te ponen sobre la mesa unas opciones, que son qué vas a estudiar, hasta cuántos años vas a pasar en un aula, cómo has de comportarte socialmente, qué te tiene que gustar y qué no, que debes hacer y que no podrás hacer nunca.

Si realmente diésemos rienda suelta a nuestros impulsos verdaderos y reales, no podría existir una convivencia civilizada o social, en el mundo en el que actualmente vivimos. Para que exista civilización, estructura social, economía, familia, el ser humano ha de estar bajo continuo control, mediante el miedo y mediante la ignorancia. Obviamente ya no somos cavernícolas, y por ponerte un ejemplo muy gráfico, no puedes ir a por una mujer, cogerla del pelo por la fuerza, meterla en tu cueva y hacerle de todo sexualmente hablando hasta cansarte. Eso a día de hoy se llama violación y es un delito. De igual forma, no puedes romperle la cabeza a nadie con una piedra porque tengas rivalidad o competencia. Nos dicen qué está bien y que está mal, la moral es lo que evita que "nos hagamos daño los unos a los otros". La pregunta es ¿a qué precio?

Te voy a hacer una pregunta sencilla, ¿verdad que nadie te ha contado nunca cómo comportarte con una mujer? No me refiero socialmente hablando, sino sexualmente. Te han enseñado a portarte bien con ellas, a respetarlas, a ser educado, y lo más importante y lo que te ha jodido la vida a ti y me la ha jodido a mi: te han enseñado a reprimir tus impulsos sexuales de forma constante a lo largo de tu día a día. Es una manera de decirte "no te adentres en el bosque porque las criaturas te pueden hacer daño". ¡Y una mierda! ¿Quién me ha enseñado a mi a comportarme sexualmente con una mujer? Me refiero a ¿quién me ha enseñado a mi a saber qué tengo que hacer para acostarme con una mujer que me atraiga? Absolutamente nadie, es así de simple o se hace o no se hace, pero eso no interesa. Sé que suena muy animal, pero es que eso es lo que soy, un animal con más o menos inteligencia, con más o menos moral, pero un animal de carne y sangre al fin y al cabo.

Lo que pasa es que nos ponen a mano, medios de evasión para gastar nuestros verdaderos impulsos, por así decirlo con sucedáneos, estando bien controladito y encajonado en el sofá a solas en casa ¿Qué es lo que pasa? Que por lo visto, en sociedad no se puede vivir según el instinto, no puedo ir andando por la calle y de repente parar a una mujer que me atraviese los sentidos y decirle directamente "Quiero follar contigo". Probablemente avisaría a la policía o saldría corriendo por miedo(y con razón). Antiguamente el cortejo, era incluso más breve, cuando dos personas saben realmente lo que son y lo que quieren, es mucho más fácil que se pongan de acuerdo sexualmente hablando. A día de hoy, se castra constantemente mediante el miedo y la educación, cualquier comportamiento que nos haga aflorar el animal y el instinto que todos llevamos dentro y que a la vez, haría que hombres y mujeres tuviéramos una verdadera relación humana, animal, instintiva, sexual y me atrevo a decir que hasta emocional. Algo realmente auténtico entre dos personas no interesa en esta sociedad ¿Sabes por qué? porque lo auténtico nace de la libertad, y un hombre y una mujer libres al 100% no firman un contrato, ni una hipoteca, ni someten sus deseos a esquemas ajenos. Por eso mismo y porque el instinto realmente es el que manda, en cuanto aflora, las leyes tratan de limitarlo, regularlo, intervenirlo y controlarlo, en función para que el sistema siga funcionando.

Seguimos unas normas sociales que no nos ayudan a ser felices, sí en cambio, por lo visto a convivir, pagando el precio del verdadero instinto. Querido amigo, si crees que las normas sociales están por encima del instinto, es que ya te han quitado la poca humanidad que nos queda. ¿Verdad que todos los días tienes que comer, beber agua e ir al baño? Pues igual todos los días deberías follar también, yo lo veo así de simple, es una necesidad básica y real, y por eso si no se puede, hay que sustituirlo con otra cosa, que te proporcione una sensación parecida o que medianamente te sacie.

Las normas no las dictamos nosotros, las dictan "los mayores del pueblo, que no quieren que vayas a la ciudad" y que a fin de cuentas, ellos sí saben lo que hay al otro lado del bosque y no les interesa que tú lo sepas, por eso te coartan y te meten miedo. Es lo que hay, si vas contra las normas o las leyes, acabas en la cárcel. Ahora que... ¿por qué está mal visto que un hombre aprenda a comunicarse con ellas sexualmente hablando? ¿Por qué en el colegio no enseñan a los niños a comunicarse sexualmente? Si a ella le apetece y a mi también, ¿por qué tenemos que negarnos esa necesidad? Seguro que todos seríamos más felices y mucho más libres... Pero es lo de siempre: no interesa tener hombres y mujeres libres que saben hacer lo que realmente quieren, que se conozcan a sí mismos y que conozcan las necesidades del otro y las propias. Interesa más tener a un borrego sentando 8 horas al día, en un puesto de trabajo produciendo beneficios para otro, que no es él mismo y que socialmente se encuentra por encima: ¡Trabaja maldito cabrón! ¡Trabaja para mi esclavo! ¡Trabaja! Que mañana tienes que volver exactamente igual que hoy, a hacer exactamente lo mismo. Haz todo lo que yo te diga, pero no lo que yo haga.

Desde luego no somos tan diferentes a los habitantes de este pueblo de fantasía ¿verdad? No sé si sabes cómo termina la película, pero te recomiendo que la veas, porque es un fiel reflejo de la sociedad actual hoy en día. Y mientras tanto, pues sigue levantándote a la hora de siempre, yendo a tu trabajo de todos los días, a salir por donde siempre, a hacer cola hasta para pedir copas y a seguir pajeándote viendo porno por Internet, a menos que te caiga un buen polvo de vez en cuando con una tía que no te guste demasiado, pero que se deja follar, porque le apetece a ella más que a ti. Pero te darás cuenta que eso tiene muy poco que ver con tus verdaderos impulsos. ¡Ojalá un día, todo esto se vaya a la mierda! Te lo digo completamente en serio, y volvamos a la supervivencia, así se vería cómo somos realmente los seres humanos sin necesidad de recurrir a una novela futurista.

¿Te das cuenta? El precio a pagar para llevar una vida más o menos decente es demasiado alto: es tu libertad, tus verdaderos deseos y la castración de tu instinto. Ya llevo preguntándome demasiado tiempo si realmente merece la pena seguir los esquemas que nos marcan a ti y a mi, porque tú y yo sabemos en lo más profundo, que siguiéndolos no vamos a llegar a ninguna parte. Al menos a ningún punto donde quieras llegar realmente.

No te negaré que me dan ganas de coger la mochila y mandarlo todo a la mierda de un día para otro, pero por el momento no creo que lo haga, ni esto es la película de la Playa, ni yo soy Leonardo Di Caprio. Cuando algo tan sencillo como tu bienestar o tu felicidad está en juego, y te das cuenta que siguiendo las normas no llegas a ninguna parte, empiezas a preguntarte como los jóvenes del pueblo... ¿Qué hay más allá del bosque? ¿Cómo es la ciudad? ¿Por qué los mayores no quieren que vayamos a la ciudad? ¿Por qué dicen que allí todo es malo? Simplemente mientras vivas en la ignorancia, serás fácilmente controlable, tendrás que creer todo lo que te dicen para vivir dentro del poblado, y seguir las normas que "garantizan" tu bienestar. ¡Apesta! ¿verdad? Pues no creas que es algo tan lejano. Creemos que sabemos mucho y que somos más libres, pero no sabemos tanto.

Se nos pone un menú con aparentes opciones, y por eso mismo creemos que somos libres "dentro de este menú" preestablecido que se nos impone. En diálogo estratégico, esto se llama ilusión de alternativas, es una técnica de persuasión que encajona al oponente en una falsa libertad de elegir, entre las opciones que tú le propones... Ni más, ni menos. Y no te preocupes, no quiero descrubrirte nada nuevo, porque no lo hay, ni abrirte los ojos más de lo que ya los tienes. Solamente quiero hacerte más consciente de lo que puedas estar viviendo y que sobre todo te cabrees y te reveles contra ello. Es la diferencia entre ser un borrego, o un cazador. Siempre serás tú quien elija conformarte, o buscar ese "algo más" que todos y cada uno de nosotros desea en lo más profundo.

Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.

¡SÉ TÚ MISMO BORREGO!

Frases como “Sé tú mismo” cuando uno es un auténtico pringao, son una condena en la vida real. El falso consuelo de las palabras de una amiga, que te dice lo bueno que eres cuando eres un calzonazos, o de tu madre porque la has obedecido siempre, o de la chica que te gusta y que te acaba de soltar eso de “eres mi mejor amigo” cuando le estás haciendo de paño de lágrimas por su novio el de la moto", son las zancadillas y las piedras con las que te enseñan a consolarte desde niño, en lugar de decirte ÁCTÚA, para que cuando crezcas, hagas lo que tengas que hacer: ser un hombre. Anestesia verbal autocomplaciente del fracaso y la frustración, basura emocional exhibida en películas para niños, que cuando se hagan mayores, van a ser unos perpetuos calzonazos, al servicio de las personas que realmente saben lo que quieren, porque además de pensar, actúan.

Se me debe notar cabreado mientras te hablo ahora mismo ¿verdad? Es totalmente cierto. Me jode ver el lavado de cerebro que ejerce toda esta basura emocional autocomplaciente para hacer de ti y de mi unos perdedores, desde que por primera vez nos ponen delante una película de Disney siendo niños. Me rebelo contra todo lo políticamente correcto, a sabiendas de que me pueda costar una amistad o un puesto de trabajo, aunque la opinión que tengan las personas más allegadas a mi cambie o aunque me empiecen a ver como una bestia, arrinconada en peligro de extinción por no evolucionar. ¿Sabes qué? Prefiero ser un cavernícola en peligro de extinción. Aunque todo el mundo diga que ser un cordero es bueno (no lo dicen con esas palabras, pero si te piden que seas responsable, que seas bueno, que seas comprensivo, que aguantes, que cumplas con las normas que te imponen), ya sea en la biblia, ya lo diga Disney, ya lo diga mi padre, mi jefe o el partido político al que estoy afiliado, es algo que no quiero por lo que vuelva a pasar un solo hombre más ¿por qué?

Los lobos apacientan a los corderos, los encierran, los ceban y cuando es necesario los devoran. Es una imagen muy bíblica, pero muy gráfica. Cada vez que pienso en toda la basura que meten en la conciencia de los niños, a través de dibujos animados, cuentos, películas... Me pongo enfermo. ¿Sabes cómo se amaestra a un animal? No me refiero a una técnica concreta para adoctrinar a perros, gatos, tigres, o caballos, sino a la pauta general necesaria para convertir a un tigre o un león en un gatito: eliminar su instinto y condicionarlo a la voluntad de otra persona.

Niégale una necesidad básica a un animal, la comida es el ejemplo, para verlo más claro. Aíslalo del resto del grupo, de forma que no pueda ser "contaminado" por la influencia del instinto de su grupo. Castiga su instinto cada vez que aflore, negándole la comida, o la luz, o la compañía. Oblígale a hacer algo para ganársela: haz que el ratón recorra un laberinto y ponle la comida al final del camino; o haz que el león de un salto, y no le des la comida hasta que salte; o bien haz que el perro se siente, enseñándole una galleta solamente cuando haga lo que tú le dices.

Ponle la comida a un animal cuando realice esa tarea que va en contra de su naturaleza, y lo tendrás a tu merced. El animal irá perdiendo su instinto poco a poco, porque sabe que solamente haciendo lo que tú le dices, le valdrá para alimentarse. El león dejará de cazar, el perro dejará de correr a voluntad, el ratón irá por donde tú le digas para conseguir su comida. No volverá a utilizar el instinto para alimentarse, porque será tú como adiestrador, el que le diga el qué, el cómo y el cuándo para poder comer. Espero que lo hayas entendido bien con este ejemplo: cuando le arrebatas el instinto a un animal, puedes dominarlo. ¿Crees acaso que somos tan diferentes a los animales?

Pues querido colega, entre las películas de Disney y el sistema educativo aborregante, que destina a los niños a quedarse sentados sin hacer nada al menos hasta los 18 años, dime tú qué alternativa nos ha quedado o les queda, para poder desarrollarse y cumplir sus objetivos en una sociedad gobernada por lobos. Después nos metemos con los lobos pero... ya te diré que no te escribe un lobo, te estaría engañado, habla más bien un cordero rebelado que aprendió a morder. Te he dicho algo con truco, te he hablado de cumplir objetivos, pero ¿cuál es el truco? El truco es que lo primero que te quitan con el instinto, son tus propios objetivos.

Alguien sin objetivos, no sabe lo que quiere, y si no sabe lo que quiere, siempre será otro, el que le dicte lo que tiene hacer. Es igual que trabajar por cuenta ajena, estás trabajando para que otro cumpla sus objetivos, que no son los tuyos, pero si no trabajas no cobras, y si no cobras no puedes pagar el alquiler, no tributas y no haces nada... Quizás por eso cada vez más los jóvenes son más NI-NI (ni estudian ni trabajan), ¿Para qué? Si no voy a llegar a ninguna parte piensan.

A la gente de arriba le interesa que creas que siguiendo sus normas vas a llegar a alguna parte; por eso en tantísimos medios de comunicación, películas, noticias y dibujos animados para niños, hasta en los cuarenta principales, se fomentan todo tipo de mensajes políticamente correctos, que más que equitativos o igualitarios son completamente castradores. No te quiero dar una charla político-marxista, no va por ahí la cosa. Lo que quiero realmente es que te revienten las pelotas y que te des cuenta, que cada puta frase que sale por TV políticamente correcta es una burda mentira, empezando por lo que se tragan los niños con las películas de Disney, y que les enseña a “no hacer nada”, conformándose con una apatía que los destinará al fracaso, creyendo que algún día les pasará aquello de “When you wish a pound star” y que los deseos y objetivos, se resuelven por arte de magia como en la Cenicienta, Blancanieves y toda esa mierda, de que un día se te aparece el genio de la lámpara de Aladino y te soluciona la vida. Es como esperar a que las cosas cambien porque te toque la lotería… Algo improbable.

No hablemos ya de las producciones del estilo Camp Rock o High School Musical, en la que directamente y tal y como actúan los protagonistas (en espacial los varones) con unos patrones de comportamiento, basados en complejos, infravalor, lástima y apariencia, proponen unos modelos o patrones masculinos, que si son reproducidos por los niños, con esa conciencia todavía blanda… Lo llevan claro para el resto de su vida, sobre todo con las tías; ya que cada uno de esos personajes goza de un complejo diferente; y el que no está acomplejado, es porque representa al guay del instituto. Fíjate que hasta en estos musicales te dicen que hay uno que manda que no eres tú, para cuando trabajes, preparándote el camino del esclavo borrego.

Si ya desde pequeño no te enseñan a ser normal y te aborregan de tal forma que parece que una chica te está haciendo un favor vital por darte un beso, o por tener una cita con ella… mal vamos. Ya tendremos un pringao de por vida, que creerá que ligar es un don de elegidos por la mano de Dios, y que ellas le hacen un favor.

Todos somos especiales según este tipo de basura, por muy amorfo que seas ¿verdad? Y que Dios me perdone, pero en un cuento de estos un chico con gafas y silla de ruedas liga… ¡Los cojones! ¿Eso pasa en la vida real? ¿En la vida real liga el feo? ¿El pobre se hace rico porque le sale el genio de la lámpara o se lleva a la princesa? En la puta vida, eso tenlo claro, y si ya pasas los 30 estarás más o menos desengañado en cuestiones de suerte, a menos que seas el puto amo. Igual sigues echando a la quiniela o la lotería; todas las semanas Euro millón: me niego a hacerlo, hace tiempo que no espero nada, que no me haya ganado yo realmente, o que no me haya currado yo por mi cuenta.

El triunfo nunca viene por arte de magia, ni siguiendo las normas de alguien que está por encima de ti. ¿Existe un atajo fácil? NO existen los atajos fáciles, quédate con esto, pero si existen caminos que igual nadie se ha parado a contarte, porque no le interesa que los sepas. Y no, no te hablo de ninguna piedra filosofal al alcance de unos pocos. Te hablo de echarle huevos.

Sé de sobra que me notas quemado mientras hablamos, no creo que sea positivo, pero es la realidad. Normalmente siempre espero a “estar al 100%” para poder transmitir de forma limpia y no contaminarte con mi mala idea, que hoy por lo visto me sobra. Pero si quieres un libro rosa… los libros de Corín Tellado son mucho más fáciles de encontrar que éste. De todas formas creo que si precisamente te estás metiendo en el fango conmigo en este momento, es porque te has cansado de ser honesto, de ser bueno, del “sé tú mismo pero quédate ahí sentado calladito pagando fantas”, de cumplir siempre las expectativas de los demás y no las propias… es egoísmo puro y duro, porque probablemente no estés acostumbrado a ser egoísta. A la mierda la culpa, eso no da de comer y además es un invento que te deja sentado sin capacidad para reaccionar.

Si BUSCAS PAREJA y no sabes por dónde empezar, y en tu día a día te encuentras con dudas acerca de las relaciones, el sexo, la vida en pareja, aprender a ligar, la comunicación con las mujeres, y en general cualquier cosa que a un hombre de la calle, como tú y como yo, le pueda quitar el sueño… En P&R llevamos mucho tiempo trabajando en la misma dirección que tus necesidades nos demandan. Tenemos el material adecuado hecho a tu medida y entendimiento, para que puedas mejorar en todos estos aspectos, de forma realista, sin falsas promesas de éxito instantáneo. Nos hemos preocupado de reunir para ti, en LA CAJA NEGRA DE P&R lo mejor de nuestro trabajo, ilustrado siempre con ejemplos reales y experiencias, para darte el empujón que necesitas.