POR ENCIMA DE LAS PALABRAS DE EVA

Fotógrafo: Chema Pascual
Modelo:
Lucía Ojeda
-
Vaya palo verbal que le sueltan auno de vez en cuando, de estos que te descuadran y que te dejan con cara de… ¿Esto a que viene? ¡Vaya con mi princesita! No conozco a muchas mujeres que se disculpen a menos que vean peligrar su esatus. Lo cierto es que hablando al día siguiente con la cabeza más fría por nuestra parte, y ya cuando a ella se le "hayan olvidado" las emociones caducadas del día anterior, es mucho más fácil partir de cero, que "intentar volver al día de ayer y arreglarlo todo". Por un lado sabes que no te lo puedes tomar en serio, porque esas palabras de las que ni si quiera se va a acordar al día siguiente, tienen la misma importancia que un “parece que va a llover”… Pero si te pillan en un mal momento, o en un momento de debilidad, o en escasez de recursos… El pequeño cabrón que llevamos dentro, ese hombre reactivo y falto de calma y aplomo, ese puto enano al que es tan fácil tocarle los... el ego, siempre está esperando una oportunidad para salir a flote y echarlo todo a perder.

No te negaré que en algún momento suban hasta mi boca mil respuestas destinadas a aplastar de forma contundente su dolorosa afirmación con algún comentario destinado a "entrar al trapo"… Respiro hondo, pienso cual es la situación, el contexto, y lo que me sale simplemente es “¡Qué borde estás! ¿No te parece?” y ahí se termina la cosa, al día siguiente ya ni se acuerda. Algo muy honorable por su parte, y más sabiendo si la conoces, es que una mujer actúa como un espejo reflejando tu estado interno, dando la misma importancia a sus palabras que tú le des a tus reacciones. Aunque no estemos siempre de acuerdo en todo, en realidad esto es la cosa más normal del mundo.

Ya hemos hablado alguna vez del espíritu reactivo masculino, y cómo puede hacer que se vaya todo al carajo en cuestión de segundos… Lo que tardes en abrir la boca ante unas palabras o gestos que ella tenga hacia ti y que consiguen sacarte de tus casillas, o te hacen perder la calma. Una vez más, quiero ponerme en tus zapatos, por eso mismo empiezo el artículo hablándote de esto que me ha pasado hace unos días con mi princesa… Porque querido amigo, de esas frasecitas con sentencia… No se salva nadie. ¿Quieres saber qué me dijo? Te basta con saber que fue algo que me tocó bastante los coj… mejor dicho, la moral.

¿Sabes otra cosa? Seguro que sí, ella te conoce bien, por eso precisamente querido amigo con pareja, ennoviado o casado, sabe exactamente qué ha de decir para someterte a un test de congruencia. Para mí, eso es motivo de alegría, te lo digo un par de días después… También es verdad, en ese mismo momento te aseguro que no estaba tan contento, soy de carne y hueso, tengo sentimientos y a mi también pueden herirme las palabras, la cuestión es saber darles su justa importancia. Es motivo de alegría porque ella me conoce, esto es algo importante, sabe que soy una garantía de estabilidad para ella, de aplomo, de valor, de autonomía y de integridad, por eso mismo suelta perlitas de estas de vez en cuando.

Para todos aquellos que tembláis en cuanto ella abre la boca para soltaros algún puñal, si estáis disfrutando de una relación, mi pregunta es ¿A qué temes? ¿A destapar tu debilidad ante ella? Ella sabe bien qué decirte para ponerte a prueba, una mujer es cualquier cosa menos tonta, yo no he conocido una sola mujer tonta en mi vida… Te puedo decir que a pesar de estas pruebas, ella sigue estando contigo ¿verdad? Una vez más se cumple la máxima de las relaciones: NO MIRES LO QUE DICE, SINO LO QUE HACE. Esa debería ser la mejor prueba para ti de su amor por ti, de su fidelidad y de su confianza hacia ti como hombre, por eso te digo que estoy contento.
-
Normalmente estamos acostumbrados al significado literal de las palabras, no así a lo que quieren decir realmente. Somos simples ¡Qué le vamos a hacer! Uno debería destapar su debilidad a voluntad, este es un rasgo de confianza en uno mismo, pero nunca como justificación ante un test de congruencia, o a demanda de nuestra susodicha eva, nuestra amada, nuestra amiga o nuestra novia… Entonces sí que podríamos llamarlo la gran cagada. Entiendo que todas estas “putaditas” en un determinado momento te pueden pillar por sorpresa, o cuando más tranquilo estés, pero para tu consuelo te diré que son totalmente inherentes e implícitas a la condición femenina y en pareja, tarden más o tarden menos siempre acaban por aparecer, por eso mismo, porque es algo como la lluvia o la luz del sol, o la ley de la gravedad… Algo natural al fin y al cabo, por eso mismo deberías sentirte liberado de tu espíritu reactivo, al menos en cuanto a pareja se refiere. ¿Qué más quieres?
-
Para que conozcas mejor la filosofía, los principios y valores que definen nuestro modelo masculino, visita elnuevoadán.com donde podrás encontrar material publicado de libre acceso, los orígenes de nuestra idea y los pilares básicos: INTEGRIDAD, INTELIGENCIA, AUTONOMÍA Y ESTATUS, que te servirán para entender qué es lo que puedes encontrar tratado en mucha mayor profundidad en nuestro nuevo e-book. Descárgate la versión demo de el nuevo Adán.

EL NUEVO ADÁN DEMO e-book PROMOCIONAL

Quisiera ilustrar con agradecimientos, esta nueva descarga que pongo a tu disposición para resumirte en breve algunas de las ideas más importantes de nuestro último trabajo en P&R, el e-book EL NUEVO ADÁN. Nada sale de la noche a la mañana, y en este sentido deseo mencionar a los actores principales de esta obra, gracias a los cuales esta idea y este proyecto se ha hecho realidad. Es imposible que solo, hubiese podido salir este trabajo, por eso mismo y porque es de bien nacido ser agradecido, quiero agradecer el esfuerzo, el tiempo y la dedicación a las siguientes personas:

A Javier, El Duque: por estar siempre solícito a la hora de echar un cable a un amigo, por ser compañero de fatigas cuando las cosas van bien y van mal, por esas cañas que nos tomamos de vez en cuando y en las que siempre descubrimos algo nuevo que contar, que vivir y que estudiar, por ser de las pocas personas que realmente ha entendido la idea y se ha implicado.

A Chema: por haberme dejado tiempo material para poder escribir mientras ha sido mi jefe, porque si no, nada de esto existiría; por ser el hermano mayor que nunca he tenido, por implicarse en esta aventura y por darle a este trabajo su profesionalidad y su carisma.

A Lucía, La nueva Eva: Por prestar su imagen a la nueva Eva, por ser tan buena tía a pesar de que siempre le diga que me gusta más enfadada y fría en las fotos, por haberse fiado de nosotros y venir desde Valencia a hacerse la sesión de fotos a la aventura, sin saber lo que se iba a encontrar. Solamente podía ser ella Eva, nadie más.

A Enrique, El nuevo Adán: Por prestar su imagen a nuestro Adán, por dar su toque de profesionalidad a la hora de encarnarlo a la perfección, por su experiencia como modelo y actor, por su disponibilidad y por haberse fiado de unos novatos como nosotros en esta aventura. Solamente podía ser Adán, no me valía otro.

Gracias a ellos, las personas que han dado su tiempo y su esfuerzo para que esto salga. Hoy en día es difícil encontrar a personas que se presten a aventuras tales, sin saber cuál será el resultado final. Gracias por haberos mojado conmigo en esto.

Gracias a ti, querido amigo y compañero, por confiar en este trabajo, ese es realmente el mejor premio.

Un fuerte abrazo.

Arcángel.

Para que conozcas mejor la filosofía, los principios y valores que definen nuestro modelo masculino, visita elnuevoadan.com donde podrás encontrar material publicado de libre acceso, los orígenes de nuestra idea y los pilares básicos: INTEGRIDAD, INTELIGENCIA, AUTONOMÍA Y ESTATUS, que te servirán para entender qué es lo que puedes encontrar tratado en mucha mayor profundidad en nuestro nuevo e-book.
-

PARTIMOS DE CERO, EXTRACTO e-book EL NUEVO ADÁN

Imagen cedida por Enrique Perales
-
Lo que viene a continuación no es si no un fragmento del e-book, EL NUEVO ADÁN. En él se analiza de forma concisa, clara y a veces dolorosa, el comportamiento del hombre actual ante dos temas tan delicados, sensibles y relevantes como el trabajo y el sexo. El antiguo hombre siente un gran desconcierto, miedo y sobre todo inseguridad ante esta nueva mujer que emerge día tras día. El nuevo adán debe seguir siendo líder, seguir con naturalidad el devenir de los acontecimientos y dejar a un lado esos “complejos machistas” que todos llevamos dentro.

¿Qué siente nuestro Adán desorientado? Inseguridad, miedo; se despierta a su vez una absurda ansia competitiva que lleva a la consideración de su pareja como una rival; celos de compañeros de ellas más avezados. ¿Cómo debe comportarse el nuevo Adán? La mentalidad necesaria sigue siendo la de apoyo constante, la de seguridad en uno mismo y en la pareja, la de firmeza y la de liderazgo.

Partiendo de la base de que la mujer sigue prefiriendo a hombres un peldaño por encima; en nuestra actual sociedad puede ocurrir con harta frecuencia que profesionalmente ella se halle por encima. En estos supuestos, lo que la mujer no soportará es que afloren las inseguridades de él ni que él pase a sentirse subordinado. Que la coyuntura profesional le sea favorable a la mujer no significa que no quiera que su hombre siga siendo el LÍDER. Sigue necesitando tener un líder en casa, un hombre seguro de si mismo y que lidere la relación. Un hombre independiente y que no sienta amenaza en la independencia de ella. Esta clase de liderazgo nada tiene que ver con el puesto profesional.

Respecto al sexo ya hemos hablado de la nueva mujer. Una mujer que ha crecido de la mano del importante movimiento feminista. Una mujer que vive su sexualidad en plenitud. Una mujer que se masturba y lo hace sin sentirse mal y sin ocultarlo. Una mujer que ya no teme sentirse criticada si se acuesta con un hombre en la primera cita. Una mujer que debido a su tradicional carácter selectivo, y debido a las propias actuaciones sociales ha tenido más oportunidades y por ídem más relaciones sexuales que su pareja, una mujer que sabe lo que le gusta y que lo va a exigir.

Después de leer este fragmento, tal vez debas preguntarte serenamente en que estadio estás. ¿Sientes miedo?; ¿Te sentirías acomplejado ante una mujer con más éxito profesional?; ¿Podrías vivir feliz con una mujer que gana más que tú? En relación al sexo tal vez la pregunta es si aceptas de verás que tu pareja tenga más experiencia o simplemente que te pida lo que desee en vez de convertirse en un actriz especialista en fingir orgasmos. ¿Con que mujeres te sentirías más a gusto; con una sexualmente exigente o con una sumisa, complaciente y actriz de orgasmos incontables?

Responder a estas preguntas tal vez te enfrente con tu verdadero yo; tal vez descubras que no eras tan moderno como pretendías; tal vez eres más machista de lo imaginado; tal vez requieras tiempo para ser ese nuevo adán.

Te saludan atentamente, los autores del e-book EL NUEVO ADÁN:

Arcángel, Miguel Lázaro Caballero
El Duque, Javier Ruiz Díaz

P.D.: Para que conozcas mejor la filosofía, los principios y valores que definen nuestro modelo masculino, visita elnuevoadán.com donde podrás encontrar material publicado de libre acceso, los orígenes de nuestra idea y los pilares básicos: INTEGRIDAD, INTELIGENCIA, AUTONOMÍA Y ESTATUS, que te servirán para entender qué es lo que puedes encontrar tratado en mucha mayor profundidad en nuestro nuevo e-book.

COMO ELLA CONCIBE SUS NECESIDADES, EXTRACTO e-book EL NUEVO ADÁN

Uno de los errores más frecuentes que cometemos en la seducción y las relaciones, es pensar que aquello que nosotros necesitamos es lo mismo que pueda necesitar ella, extrapolando lo que pensamos a la mujer a la que queremos conquistar, esperamos que ella va a responder de igual forma a la que responderíamos nosotros ante unas palabras, un gesto o cualquier otro estímulo. Hombres y mujeres tenemos necesidades, te diría incluso que son las mismas necesidades humanas, pero están ordenadas de forma diferente cualitativa y cuantitativamente. En el capítulo PARTIMOS DE CERO incluido en nuestro nuevo e-book EL NUEVO ADÁN tratamos con rigor y en profundidad estas diferencias que se dan entre hombres y mujeres como punto de partida. En el siguiente extracto, hablamos de esta priorización de necesidades:

Las mujeres son capaces de concebir sus necesidades de una forma más simultánea y al mismo nivel, de ahí que podamos entenderlo como Un puzzle de las necesidades femeninas, varias piezas que constituyen un puzzle de necesidades, cubiertas o carentes, situadas al mismo nivel, en el mismo plano; de ahí que ella sea exigente e inconformista en varias facetas, y no exclusivamente en una sola. En cambio, y como hemos dicho anteriormente, para los hombres este orden y esta escala es lineal y secuencial, por orden de importancia anteponemos nuestro primer objetivo a todo lo demás, que no es tan importante y a lo que apenas podrá llegar voluntad, esfuerzo y recursos, hasta que no esté cubierto aquello, que hemos situado en los primeros puestos de nuestra escala.

Si por ejemplo, tu prioridad en este momento es encontrar pareja, invertirás la mayoría de tu esfuerzo y recursos en buscar pareja. Si no obtienes los resultados que deseas, seguirás teniendo esta prioridad carente, por lo que pensarás que has de invertir más recursos personales en esa búsqueda, hasta que esta prioridad quede colmada, hasta el punto de polarizar tu comportamiento, pensamiento y conducta en función del programa “conseguir pareja”, dejando al resto de facetas que conforman tu vida, sin los recursos necesarios para mantener un equilibrio sano. Una vez más la palabra clave es EQUILIBRIO, refiriéndome al equilibrio entre salud, trabajo, relaciones sociales, pareja, economía, etc. En el momento que inviertes todo o la gran parte de tus recursos en una sola faceta, el equilibrio se descompensa y es fácil que todo aquello que en tu escala no sea prioritario vaya detrás de tu principal carencia.

De igual forma si tu prioridad es buscar una casa, o mejorar tu situación profesional, es probable que descuides tu vida en pareja y se resienta, o tus relaciones sociales y amistosas por falta del recurso tiempo o cansancio, e incluso tu trabajo actual, sin caer en la cuenta de que es este mismo trabajo actual, que tienes, aquél que te sustenta en la realidad y en este momento presente.

Ahora puedes pensar en las veces que quizás has dado demasiado, o bien puedes empezar a hacerte consciente que efectivamente no hablamos el mismo idioma en cuanto a necesidades se refiere. Bien puedes encontrar una explicación ante el continuo inconformismo que presenta una mujer en pareja, o bien puedes empezar a intuir que quizás las cosas no son siempre como te las han contado, en cuanto a lo que ella necesita de un hombre.

Los hombres debido a nuestro comportamiento básico, tendemos a “dar más de lo mismo porque parece no ser suficiente”, o a perseguir objetivos uno tras otro. Nada más alejado de las necesidades femeninas. Si comprobamos que la naturaleza inconformista femenina se muestra siempre constante en cualquier situación, es por algo… No se trata de ningún axioma matemático, sino de una forma inteligente de percibir las necesidades de forma que “nada quede al descubierto”. En este sentido, la mujer goza por naturaleza de una mayor amplitud de miras, mientras que el hombre pasa a ir punto, por punto.

Estoy seguro que más de una vez has pensado ¿Qué pasa? ¿Nunca es suficiente? A la hora de construir y mantener una relación, cayendo en el pecado mortal de “intentarlo demasiado”. Una vez más tengo que decirte que no se trata de la cantidad de lo que des, sino del orden de sus necesidades y las facetas que a ella la hacen sentirse completa de una forma global. ¿Verdad que si estás una semana entera comiendo todos los días lo mismo lo acabas aborreciendo? Es un buen ejemplo de lo que queremos expresar en este capítulo del e-book EL NUEVO ADÁN. En la variedad está el gusto dicta el refrán.

Te saludan atentamente, los autores del e-book EL NUEVO ADÁN:

Arcángel, Miguel Lázaro Caballero
El Duque, Javier Ruiz Díaz

P.D.: Para que conozcas mejor la filosofía, los principios y valores que definen nuestro modelo masculino, visita elnuevoadán.com donde podrás encontrar material publicado de libre acceso, los orígenes de nuestra idea y los pilares básicos: INTEGRIDAD, INTELIGENCIA, AUTONOMÍA Y ESTATUS, que te servirán para entender qué es lo que puedes encontrar tratado en mucha mayor profundidad en nuestro nuevo e-book. Descárgate la versión demo de el nuevo Adán.

ADÁN BUSCA A EVA, EXTRACTO e-book EL NUEVO ADÁN

El extracto que te presentamos hoy, pertenece al capítulo llamado ADÁN BUSCA A EVA, dentro del e-book EL NUEVO ADÁN. En él te explicamos la correcta actitud de búsqueda, te decimos como definir tus parámetros y estándares a la hora de buscar pareja, la congruencia aplicada a la seducción, tus exigencias, el no-conformismo, cómo saber apreciar una posibilidad real y distinguirla de una mujer que realmente no encaje contigo… A fin de cuentas cuáles son los indicadores eficaces que te pueden hacer distinguir a una mujer que te conviene según tus valores, ya estén orientados a relaciones esporádicas o a relaciones más serias, aunque en el libro los autores hacemos más hincapié en las relaciones estables, ya que es nuestro medio natural. En el fragmento que te mostramos a continuación, os enseñamos un ejemplo muy claro de una situación a la que cada uno, nos hemos enfrentado más de un típico sábado noche, allá va:

Si, vale… Que somos todos muy tímidos es la excusa más barata y de primera mano que se le puede ocurrir a cualquiera, pero como me decía mi abuela “Quien no llora, no mama” y con las excusas no se come. Por temor a no parecer tal o cual, te puede estar pasando por delante de las narices la mujer de tu vida y la puedes dejar pasar. En efecto, tanto mentalizarse, tanto comerse el coco, tanto querer buscar pareja y después: “Esto… ¡Ejem!… Bueno… No es mi tipo…”. Ya, ahora resulta que ya no es tu tipo ¿verdad?

¿Os viene a la cabeza esta imagen típica de sábado noche? Estás con tu grupo de amigos en la discoteca o bar de costumbre, veis un grupo más o menos apetecible para ser abordado, y en fin… Lo de siempre, a ver si se liga o no se liga. Después de otear, fichar, debatirse quién va, quién se queda, quién va después a la señal, etc. etc. Abordas. El grupo de chicas se cierra en banda y la portavoz te suelta un “Déjanos en paz”. Quien dice un déjanos en paz, dice también un “No nos interesa”, una abierta o más que aparente indiferencia, una respuesta borde o un “Sí, sí, sí… Lo que tú digas, majo”.

En el momento en el que vuelves con tus amigos, se te ha podido escapar en alguna ocasión “¡Son unas bordes de mierda!” “No merece la pena, mucho esfuerzo para tan poco premio” “De donde no hay no se puede rascar” o incluso “¿Pero que se creerán?... Además de feas y gordas ¡bordes!”. ¿Qué pasa? ¿Qué antes de que las abordaras no eran ni feas ni bordes? Recuerda que has estado haciendo el reparto incluso antes de entrar al grupo: “A mi me gusta tal… Tú vas a por esta y yo a por la amiga”.

¿De repente se han vuelto todas acaso como la Hidra de siete cabezas? ¿No tienes gusto a la hora de abordar? ¿Qué pasa macho? Parece que esta noche son todas feas, gordas, bordes, desagradables, locas o lesbianas… Nos acaba de pasar lo mismo que a la zorra de la fábula, que no llega a las uvas que se quiere comer y empieza a despotricar.


Desde luego… No creo que ninguna mujer se convierta en lesbiana de un segundo a otro ¿no crees? Aquí hay algo que falla… Y puede que esté del lado de la congruencia, nuestro eterno reclamo y nuestra eterna pregunta… Pero ¿realmente sabes lo que quieres? A lo mejor te piensas que lo que falla es la entrada que hayas podido utilizar, o piensas que quizás que no hayas acertado con la frase… Queremos sacarte de todas estas dudas, ya que si sigues pensando que es cuestión de lo que le hemos dicho a nuestra amiga… Estás francamente equivocado querido amigo.

¿Por qué crees que muchas veces ante una situación tal hemos reaccionado como la zorra de la fábula renegando de aquella mujer que precisamente nos gustaba hace dos minutos? Date cuenta que esto es imposible, nadie se vuelve feo de repente… ¿Qué es lo que ha cambiado? ¿Por qué reaccionamos así? Ella sigue siendo la misma y tú también. Una vez más la respuesta a todo esto, la tienes ya… No hemos inventado nada, solamente estamos descubriendo y destapando todas aquellas intuiciones que todos hemos tenido y que quizás por condicionamiento social… No nos atrevemos a sacar. Nadie se muere por recibir un no, eso es lo primero que debemos aprender.

Te saludan atentamente, los autores del e-book EL NUEVO ADÁN:

Arcángel, Miguel Lázaro Caballero
El Duque, Javier Ruiz Díaz

P.D.: Para que conozcas mejor la filosofía, los principios y valores que definen nuestro modelo masculino, visita elnuevoadán.com donde podrás encontrar material publicado de libre acceso, los orígenes de nuestra idea y los pilares básicos: INTEGRIDAD, INTELIGENCIA, AUTONOMÍA Y ESTATUS, que te servirán para entender qué es lo que puedes encontrar tratado en mucha mayor profundidad en nuestro nuevo e-book. Descárgate la versión demo de el nuevo Adán.

ESTO NO ES EL PARAÍSO, EXTRACTO e-book EL NUEVO ADÁN

Imagen cedida por Enrique Perales

Vamos a comentar hoy otro extracto del e-book EL NUEVO ADÁN correspondiente a una parte del capítulo ESTO NO ES EL PARAÍSO, en la que hacemos un tratamiento intensivo a lo que llamamos betaización en la pareja, aparte de tocar temas ya de introducción a la convivencia. Una vez que ya hemos pasado la fase ideal de enamoramiento, en la que todo pinta de color de rosa, nos damos cuenta que… ¿Dónde quedó la magia? ¿De repente la mujer a la que amo se ha vuelto exigente? ¿Qué está pasando aquí? De nuevo queremos que seas consciente y que sepas interpretar correctamente la forma en la que ella se dirige a ti, las formas en que ella mide tu seguridad en ti mismo, de forma que sigas siendo una garantía de futuro para la relación… Porque no sé si te habrás dado cuenta: es ella misma quien te está dando el timón… A su manera, cierto es que algunas cosas son difíciles de oír la primera vez que te las dicen, pero ¿Sabrás estar en tu sitio cuando tengas que afrontar situaciones tales cómo las que te decimos a continuación? ¿Te pondrás a la defensiva? ¿Sabrás responder adecuadamente? Allá va otro fragmento:

En el momento en que comiences a actuar o a cumplir las peticiones que te hace, desde el marco de agradarla solo a ella, pasando por evitar la culpa, pasando por el “no eres lo suficientemente hombre”, pasando por una demanda suya, etc. Tendrás la sensación de haber ganado su aprobación inmediata y te parecerá que todo está bien. En cambio, ella verá que pidiéndote las cosas utilizando este método de culpa o de “si no lo haces me vas a fallar”, le da resultado. ¿Qué pasará? Si tú ves que te funciona algo, sigues utilizándolo, por lo tanto, si para ella esta es la forma más eficaz de salirse con la suya, la seguirá utilizando cada vez más.

La solución es, que ella ha de ver que pidiéndote las cosas de una forma más honesta y de forma justa, va a conseguir lo que quiere, respetándote y al igual que tú la premias a ella, ella te premie a ti. No ha de premiarte de una forma similar, pero si equivalente. Aquí tenéis que salir ganado los dos, es así de fácil. Si te hace estas peticiones “con truco” simplemente, no accedas, no te subyugues a este chantaje emocional y responde con un simple: “Si quieres algo, pídemelo correctamente y por favor, o ¿acaso no te enseñaron de pequeña que las cosas se piden por favor y que después se dan las gracias?” “Si me lo pides correctamente, empezaremos a hablar”.

En el momento que le respondas de esta manera, ella verá que no entras en el juego del chantaje y o bien, cambia de registro a la hora de pedirte las cosas, o bien no obtendrá de ti aquello que está pidiendo. De todas formas, ella son listas y lo que les cuenta es conseguir lo que quieren, así que si ha de adaptarse, lo hará porque verá que le da buenos resultados y que tú estarás encantado de ayudarla, siempre que haga falta cuando se dirija a ti de una forma más transparente.


Ojalá se quedara en algo tan simple, desde luego es algo que hay que haber vivido para saber que en muchos momentos cuesta ser siempre objetivo. Varios amigos míos me cuentan estas cosas, en las que me veo perfectamente reflejado. Esto quiere decir que no somos tan distintos, me hace gracia ver que en el fondo nos parecemos todos, ninguna relación es perfecta y en ocasiones se nos olvida ser “perfectos”.

Por eso mismo algo que recomendamos siempre, estés en pareja o no, es que conserves a los amigos, que quizás en momentos difíciles puedan aportarnos la objetividad que nos falte. Otra de las cosas en las que hacemos especial hincapié en este capítulo, es a la forma en la que debemos responder… Si es que debemos responder. Te enseñamos a leer entre líneas el verdadero significado de lo que pueda estar pasando con tu amiga, tu novia o tu mujer… Qué es lo que te quiere decir realmente, que en muchas ocasiones lo que oyes, no es más que la punta del iceberg de otras cuestiones más importantes que un simple bolso, o estantería a montar.

Y en cuanto a saber estar en tu sitio ¿verdad que muchas veces por miedo o por amor hacia ella serías capaz de dárselo todo y no negarle nada? ¿ves si después de haberla “saciado” ella queda satisfecha? Mucho me temo que no, querido amigo, pero para eso estamos aquí.

Te saludan atentamente, los autores del e-bookEL NUEVO ADÁN:

Arcángel, Miguel Lázaro Caballero
El Duque, Javier Ruiz Díaz

P.D.: Para que conozcas mejor la filosofía, los principios y valores que definen nuestro modelo masculino, visita elnuevoadán.com donde podrás encontrar material publicado de libre acceso, los orígenes de nuestra idea y los pilares básicos: INTEGRIDAD, INTELIGENCIA, AUTONOMÍA Y ESTATUS, que te servirán para entender qué es lo que puedes encontrar tratado en mucha mayor profundidad en nuestro nuevo e-book.

ASUMIR LAS DIFERENCIAS HOMBRE-MUJER, EXTRACTO e-book EL NUEVO ADÁN

Modelo: Enrique Perales
Fotógrafo: Frabrizio Biccino

Lo siguiente, es un fragmento recogido del capítulo ASUMIR LAS DIFERENCIAS HOMBRE-MUJER dentro del e-book EL NUEVO ADÁN en el que explicamos las diferencias de cómo perciben ellas la realidad de las relaciones, lo que persiguen, sus prioridades y su forma de comunicarse, en contraste con lo que es primordial y más importante para nosotros como hombres… Sin anestesia. Sé de sobra que te encantan “las píldoras” y que te digan siempre qué es lo que tienes que hacer para ligar y no equivocarte, porque te da miedo equivocarte... Corrígeme si me equivoco por favor. Pues bueno, en este capítulo también se os habla de la correcta forma de comunicación hombre-mujer, de forma que no veas la comunicación con ella tan sumamente reducida o encajonada a la seducción o al ligue, dentro una posible relación de dos, dentro de un primer encuentro, o un choque casual con una desconocida, o incluso un abordaje en frío, eliminando los bloqueos que puedas tener por desconocimento de lo que ellas esperan de la comunicación, y cuál es el significado y la trascendencia real del lenguaje entre ella y tú. En resumidas cuentas: la diferencia entre lo que ella te dice y tú entiendes, y entre lo que tú dices y ella entiende. Allá va el fragmento:

Un hombre que solamente se dirige a las mujeres cuando quiere ligar con ellas, no liga a menos que le toque la lotería, pero aquí estamos hablando de la vida real, no de películas americanas en las que la reina del baile se va con el chico tímido de gafas. Esas cosas no suceden en la vida real. Si él no sabe llevar una simple conversación fluida, o una comunicación correcta, es algo tan simple como eso, ahí está todo el misterio de la Seducción, en buscar la comunicación en si.

Si no eres capaz de aceptar esta realidad, o te molesta, o no toleras que para ellas comunicarse y relacionarse sea tan básico y necesario, como para ti lo puede ser comer o el sexo, o el reconocimiento ante tus amigos... Es que tienes un problema que no se soluciona leyendo un libro. Hay hombres que se sienten menos por esto, por el mero hecho que ellas muestren constantemente sus habilidades sociales. Dicho con estas palabras parece algo nimio y de hecho lo es. Si te sientes de esta forma cada vez que te comparas, lo primero que te preguntaré es ¿Por qué te comparas? Y lo segundo ¿Qué te impide abrirte a los demás? Si te sientes incómodo con esta faceta de la mujer, es porque te sientes menos, porque eres menos abierto, porque te cuesta la comunicación con los demás.

Estos complejos no se arreglan con envidia, ni comparándose con quien tiene más habilidades que tú. La mejor forma de aceptar y asumir estas diferencias, es siendo más social y más comunicativo, más activo. Solamente así podrás experimentar la libertad que supone, el saber hablar con los demás, el relacionarte con más personas, el abrirte más puertas a las amistades y el conocer a más personas. Quiero dejarte una cosa bien clara: ESTO NO ES UN LIBRO DE AUTOAYUDA. Te voy ser claro: una máquina que está estropeada, no se puede arreglar así misma. Leyendo se puede aprender y se puede mejorar hasta un punto, pero el primer paso para un cambio siempre has de darlo tú.

Algo que pretendemos con este capítulo en concreto dentro de el nuevo Adán es abrirte la mente en cuanto a la comunicación se refiere, y que no te limites a dirigirte a las mujeres solamente para ligar. Y no, no pongas esa cara porque sabes bien que si no es para ligar, no hablas con ellas cada vez que sales. Partimos de una realidad: no es un trabajo hecho para maestros de la seducción, sino para hombres corrientes que como tú y como yo, que se siguen planteando la mejor forma de comunicarse con las mujeres. Este capítulo, está especialmente dedicado a todos aquellos que buscan siempre qué decir y qué hacer desde la escasez, explicando cuál es la actitud correcta a la hora de empezar a comunicarte con ella.

Algo importante que has de entender, es que un seductor, es en realidad un buen comunicador, para el que la seducción implica un valor añadido y una consecuencia lógica de su actitud y de su forma de entender la comunicación, no así un objetivo único que nazca desde la escasez. Un buen comunicador seduce constantemente, vende sus ideas, sabe transmitir sus pensamientos, enseña lo que sabe y lo hace porque nace de él. La actitud de muchos hombres a la hora de comunicarse con mujeres, es semejante a mirar por el ojo de una cerradura a la mujer que les atrae, ya que solamente piensan en ella como un objetivo, un target… Esta es una manera muy limitada de ver a la mujer por la que realmente os podáis sentir atraídos, es más, no sólo limitada en cuanto a lo que ella pueda ser en realidad, sino limitante para nosotros mismos, ya que es una falsa creencia que hace que el hombre acabe encajonándose en modo “ligar sábado por la noche”, reduciendo así sus posibilidades reales de conocer mujeres en cualquier otro contexto. ¿Por qué seguir mirando a la mujer que te gusta por el ojo de una cerradura? Estás a tiempo de aprender a comunicarte con ella de una forma TOTAL EN CUALQUIER CONTEXTO, aprendiendo a asumir las diferencias en cuanto a comunicación, prioridades, valores y percepción de la realidad que existen entre ellas y nosotros.

Te saludan atentamente, los autores del e-book EL NUEVO ADÁN:

Arcángel, Miguel Lázaro Caballero
El Duque, Javier Ruiz Díaz

P.D.: Para que conozcas mejor la filosofía, los principios y valores que definen nuestro modelo masculino, visita elnuevoadán.com donde podrás encontrar material publicado de libre acceso, los orígenes de nuestra idea y los pilares básicos: INTEGRIDAD, INTELIGENCIA, AUTONOMÍA Y ESTATUS, que te servirán para entender qué es lo que puedes encontrar tratado en mucha mayor profundidad en nuestro nuevo e-book.

EL PRECIO DE TU COHERENCIA II: NADIE DIJO QUE FUERA FÁCIL, por EL DUQUE

Cuando hablamos de la integridad como un principio básico de ese ensoñado nuevo Adán hablamos sobre todo desde la perspectiva de las múltiples ventajas que ser integro comporta; empezando (o acabando) por el obvio atractivo que tiene la clase de persona realmente íntegro y sólida en sus principios y actuaciones. No voy a desgastar las palabras una y otra vez para seguir ensalzando esta esencial virtud. Lo que si que voy a hacer es hablar del precio. ¿Como?; ¿Creías que era gratis?; ¿De verdad creías que se íntegro es fácil, gratis total e indoloro?; ¿Qué todo era vida de vinos y rosas? Siento decirte que la auténtica integridad, la de verdad, la que comporta coherencia vital, congruencia y honestidad, tiene un peaje y un peaje que comporta dolor.

Ser de verás íntegro te puede llevar tomar decisiones incómodas para ti y para los demás; puede llevarte a renunciar a esa chica que tanto te gustaba o aquel trabajo que siempre soñaste; puede llevarte a hacer daño a aquellos a los que amas e incluso puede que te hagas daño a ti mismo.

Ser honesto supone tomar decisiones; decisiones muchas veces incómodas y decisiones muchas veces que te enfrentan a una gran realidad vital. No puedes tenerlo todo. No puedes ser fiel al amor de tu vida, ser fiel a tu carácter de follador indomable, al mismo tiempo ser un bastión en tu comunidad religiosa y además desarrollar tu propia idea vital y espiritual.

La vida suele tener el macabro sentido del humor de enfrentarte a ti mismo en un cruel espejo. Cruel por que ni aumenta ni adelgaza una realidad que muchas veces te será incómoda. Ese espejo te pregunta ¿quién eres? ¿Qué buscas? Te lo pregunta sin hacer referencia a los demás, sin buscar cómplices voces que cambien la imagen. Ese eres tú.

El problema es que a veces la luz de la habitación esta apagada y solo vislumbramos sombras en ese espejo. Apenas alcanzamos a distinguir entre lo que creemos de veras y lo que los demás ansían que creamos, entre lo que somos y lo que los demás esperan que seamos.

A nadie le gusta decepcionar a nadie ni mucho menos causar dolor en los demás ni en uno mismo. A veces la integridad nos obligará coger el camino sinuoso, el incierto y escarpado frente al ancho y pavimentado. No dudes que andar ese camino te reportará momentos duros, momentos de dolor y soledad, pues como habrás adivinado, la mayoría de la gente sigue cogiendo el camino fácil; el pavimentado.

El problema estriba en que ese camino en efecto es más fácil pero no es tu camino y no lleva al destino que ansias. Tú querías ir a Madrid y si coges el camino ancho que coge tu amigo o vecino puede que acabes en Segovia. Una vez allí, en Segovia no te quejes. A fin de cuentas escogiste un camino que no era el tuyo o peor aún ante las dudas decidiste no moverte y dar pasos en círculo con destino a ninguna parte y con paso incierto.

La vida muchas veces te pone en una encrucijada de caminos y ninguno es fácil, pues todos ellos conllevan necesariamente la renuncia los otros. No puedes ir a Madrid, Barcelona y Sevilla. Cada uno comporta renunciar a los otros dos. Cada camino lleva consigo una derrota y una victoria; cada camino traerá consigo un dolor.

De repente el camino que llevabas finaliza y se alzan ante ti tres caminos diferentes; todos ellos comportan dolor, riesgo e incertidumbre. Ante este panorama ¿Para que ser íntegro? Te puedes preguntar; no quiero sufrir, gritas a los cuatro vientos. Como he dicho ser integro tiene un precio, pero también un premio incalculable. El premio eres tu mismo y saber siempre que tus pasos son tuyos y tú caminar sereno; el premio es dormir tranquilo cada noche, y poder mirarte sin miedo en los espejos. [Parte I]

ASUME LAS CONSECUENCIAS DE TUS ACTOS

Imagen cedida por Enrique Perales
-
Lo dicho, no somos ángeles, ni debemos parecerlo, pero si que debemos y esta vez hablo en plural porque soy el primero que ha de aplicarse el cuento aprender algo importante: ASUMIR LAS CONSECUENCIAS DE NUESTROS ACTOS, TANTO SI SON POSITIVAS, COMO SI NO. Sin esto, en la puta vida vamos a madurar, ni tú ni yo. Te podría echar un discurso o una bronca, pero hoy no… Me cansa, me quema y hace que me ponga de mal humor, para que luego encima sigas haciendo lo que te salga de tus mismísimos… Mira, por más buena intención que ponga en este espacio para que todos tengamos los medios para llegar a ser el hombre que queremos ser, nuestro verdadero Adán nuestro yo más auténtico, si no estás dispuesto a dar un paso al frente y asumir que cada una de tus decisiones y opciones acarrean unas consecuencias que debes asumir, a las buenas y a las malas, no hacemos anda… Así de simple.

¿Por qué hay que saber asumirlas? No se trata de algo que se me haya ocurrido a mí por inspiración divina tranquilo, es por tu propio bien y por tu propio crecimiento, ya que si siempre estás igual y no tomas opciones y no asumes riesgos, nunca vas a mejorar en ningún aspecto. Siempre te he dicho y te he reconocido que el camino de la congruencia es difícil, porque tienes que ser la misma persona en la calle, en tu casa, con tu pareja, con tus amigos, en tu trabajo, dentro y fuera de ti… pero es que cualquier cosa que salga de esta alineación es un parche, un miserable parche provisional que te dará pan para hoy… y hambre para mañana.

Mira, sin sermones… ¿sabes qué? Que hasta que no te pegues la gran hostia, no vas a pensar en tomarte el asumir las consecuencias de tus actos en serio. Y eso te lo digo a ti, al que escurre el bulto en el trabajo, al que miente a su amigo y al que engaña a su mujer. Parece que la vida le sonríe, que se queda con todo el mundo, que es el más listo de todos… Si, de puta madre hasta que le pillan. Eso en el sentido negativo, claro… Porque las consecuencias buenas, al fruto de nuestro trabajo, a estar con la mujer que quieres, a que te salgan las cosas bien, vamos… para eso todo el mundo se pone el primero de la fila.

La cuestión es que muchos de nosotros, aunque no vayamos de listos por la vida, si es cierto que hay mucho miedo a equivocarse, y mucho miedo a perder. Pero tengo comprobado que hasta que no te caes no aprendes, no maduras, hasta que no te encuentras con un reto inesperado o algo que no te esperas, no vas a tener la oportunidad de sacar lo mejor de ti.

Un hombre que solo se atreve con la parte bonita de las consecuencias, no es un verdadero hombre… es un puto cobarde y no es que lo diga yo, es que lo dicen sus genes. Algo tan radical en nuestro comportamiento masculino como es el aportar soluciones, el solucionar problemas o el dar “un remedio para todo”, que parece que nos sale automático sin que muchas veces nos lo pidan… Venga mejor o venga en peor momento, al menos se está comportando según su esencia masculina, se equivoque o no. Alguien que no tiene los huevos de equivocarse, o alguien que toma una opción errónea, o alguien que cree que “no le van a pillar” mientras engaña o utiliza o manipula… Ese tiene el camino cortado antes de llegar.

Y tranquilo, no te preocupes por la justicia divina, ni porque te caiga un rayo… Esas cosas no pasan. Pero el día en que tengas que optar, tanto para bien como para mal, para materializar una decisión, deberías ver antes si te afecta solamente a ti, si afecta más personas, si afecta a tu familia, a tu mujer, a tus hijos, a tus compañeros… Muchas veces te he dicho que seas egoísta, que pienses en ti… Y lo mantengo, pero procura ser inteligente y no tocar los cojones.

ESCLAVOS DEL PENE III: ¿A QUÉ DEDICO MI ENERGÍA Y MI TIEMPO?

Poco a poco vamos llegando al núcleo del problema de esta esclavitud, siempre en la raíz nunca en la superficie. ¿Cuál es el problema de raíz? La escasez que te mueve única y exclusivamente motivado a actuar en función de conseguir sexo, y situar este valor como fin último sin importante cuál es tu verdadera situación y qué es lo mejor para ti. ¿La solución? Pasa por poner en una balanza lo que es realmente importante para ti y lo superfluo, ver qué es lo que te renta más, qué es útil en tu vida, qué es lo que te alimenta de verdad, y en el otro lado, qué es distracción y evasión. ¿Cómo podemos saber si todavía no tenemos un criterio formado qué es lo mejor para nosotros y qué es lo que nos sobra? Es relativamente sencillo, viendo los frutos y los resultados de nuestras acciones, prefiero explicártelo así, antes que decirte piensa mal y acertarás, aunque esta máxima suele cumplirse con frecuencia.

Ayer estaba hablando de esto mismo con ella, tarde de domingo, tumbados en la cama mientras fuera hacía un calor insoportable, a media luz, con calma, tranquilidad y un plato de fruta fresca al pie de la cama… “Miguel, no le des más vueltas… la línea que interesa y lo que atrae es vender sexo fácil, ya lo estás viendo… Les importa una mierda que les traten como borregos con tal que les digan como follar fácil y rápido… Hoy con una y mañana con otra”. He de reconocer que sentí frustración y resignación en ese momento… “Así nos va y así nos va a ir” respondí. También he de decir que si no te hablo en tu idioma no me vas a entender, quiero decir, si no me pongo en tus zapatos, si no entiendo desde dentro tu escasez, la mía y la del vecino.

Te lo voy aponer clarito: MIENTRAS ESTÉS ÚNICA Y EXCLUSIVAMENTE PENDIENTE DEL SEXO Y DE CÓMO CONSEGUIRLO, VAS A DEJAR OTROS ASUNTOS MÁS IMPORTANTES POR ATENDER. ¿Quiero decir con esto que el sexo no es importante? ¡Mentira! El sexo es importante, pero haz el favor de sacarte la mano de la bragueta un momento… Lo que pasa es que le das más vueltas de las necesarias, según sea tu estatus actual, tu verdadera situación, o tus necesidades reales (que no tus gustos o deseos personales, muchas veces lo que te conviene no es lo que más deseas) a lo mejor te compensa dedicarle más tiempo y pensamiento a otras cosas que te podrían ayudar a mejorar tu situación, y a dedicarle más tiempo a las personas que te importan.

Uno de vosotros me preguntaba en un artículo anterior, cuáles serían los beneficios personales de la abstinencia sexual, una pregunta la mar de acertada porque tiene que ver directamente con esto. Según mi experiencia quiero introduciros el verdadero concepto de CASTIDAD. Y no, no pongas esa cara, que no te voy a dar una reprimenda de cura de pueblo, confía en mí por favor, aparta tus prejuicios y escucha atentamente porque esto te interesa:

CASTIDAD (según la fe católica): exclusividad en alma corazón y cuerpo hacia una persona. La gente se cree que la castidad simplemente es no hacer sexo, eso es una idea equivocada, errónea e ignorante. En caso del casado, la castidad quiere decir exclusividad y dedicación hacia su mujer y su familia. En caso del consagrado, implica exclusividad hacia la persona de Jesucristo, proyectada en el resto de las personas, lo que se traduce de forma concreta, en dedicar toda tu energía, pensamiento y esfuerzo como entrega a los demás. Ese es el verdadero concepto de castidad. ¿Por qué te cuento esto? Vamos a dejar el idioma católico, y hablemos en un lenguaje que todos entendamos:

LA ABSTENCIÓN SEXUAL NO SOLAMENTE ES FÍSICA, el pene está donde tiene que estar, pero la importancia que le damos al sexo está en nuestra cabeza. Una ABSTENCIÓN SEXUAL VOLUNTARIA LIBRE Y NO REPRESIVA (nadie habla aquí de renunciar al sexo, hablamos de darle su justa importancia) TE PERMITE DEDICAR PARTE DE TU ENERGÍA A MÁS COSAS, algo tan simple como eso. Uno se engancha a lo que quiere, pero la autoridad del pene la otorgamos nosotros al pene, no el mismo a nosotros. Todos tenemos una energía, una escala de valores, qué es importante para nosotros y qué es distracción. Conforme vamos creciendo y madurando, vamos conformando y cambiando según nuestro estado esta escala de prioridades. Durante la niñez y adolescencia estos valores se nos enseñan, se nos transmiten mediante la educación, pero llegada la madurez, SOMOS NOSOTROS QUIENES DECIDIMOS A QUÉ DEDICAMOS ESTA ENERGÍA Y ESTE ESFUERZO, QUÉ ES PRIORIDAD Y QUÉ PONER EN PRIMER LUGAR EN NUESTRA ESCALA DE VALORES: el trabajo, el sexo, la pareja, los amigos, el físico, la apariencia, el dinero, la familia... Por eso mismo, y viendo cómo está el patio masculino a día de hoy… Si el sexo ocupa en tu mente un 40% del tiempo (por poner un ejemplo) ese tiempo y ese pensamiento ya no lo dedicas a otra cosa que quizás fuese más útil para ti o para la gente que te importa. ES CUESTIÓN DE APRENDER A GESTIONAR NUESTROS PROPIOS RECURSOS PERSONALES, NUESTRO TIEMPO Y NUESTRO ESFUERZO EN LO QUE ES REALMENTE NECESARIO.

Para que lo entiendas mejor te voy a poner un ejemplo: Imagínate por un momento que acabas de terminar la carrera, tienes 24 años, a día de hoy, es difícil encontrar un trabajo decente bien remunerado… Eso es algo que muchas veces no depende de nosotros. Quizás vives todavía con tus padres, quizás no tienes novia y mucho tiempo para pensar. Dime en una situación así, cómo ordenarías tu escala de valores y prioridades… ¿Qué te rentaría más? Intentar mejorar tu situación económica, intentar independizarte, buscarte la vida… o ¿Apalancarte en casa de tus padres hasta los 30 años, salir casi a diario con el dinero de papá y mamá viviendo una eterna adolescencia hasta que la vida se soluciones sola?

La vida no se soluciona sola, si no eres tú quien mueve ficha. ¿En una situación así te compensaría estar agarrado a tu pene como a un salvavidas? Quizás en este caso, esto sería una evasión. Hay tiempo para todo… Pero me parecería ridículo ver a un hombre de 30 años que vive todavía con su padres, intentando follarse a chicas en el coche del que ni si quiera puede pagarse la gasolina. Quizás en una situación así, tendrías que priorizar el tener unos ingresos (aunque no fueran los que te mereces) y luchar por tu independencia. Dando este paso de madurez tendrías mucho ganado: primero para ti como persona y segundo… ¿Tú qué crees qué vende más? Si, me refiero ante las mujeres, esas que tanto te quitan el sueño: ¿Un adolescente de 30 años que le sigue pidiendo dinero a sus padres? o ¿Un hombre que ha podido independizarse… Aunque haya tenido que ser con un trabajo que no es su ideal y se apañe en piso compartido? Seamos realistas, no todos tenemos que ser brokers de bolsa… Hay que adaptarse a los tiempos que corren, pero quiero que entiendas que no se trata del ¿QUÉ TENGO QUÉ HACER PARA TENER MÁS SEXO? CÓMO VES, EN ESTE CASO SE TRATARÍA DE DAR UN PASO DE MADUREZ.

Vamos a poner otro ejemplo: Imagínate ahora que eres un divorciado, de treinta y tantos o que ya pasas los cuarenta. Se acaba de dar una ruptura en tu relación, esto nunca es plato de buen gusto. Lo peor de todo es que no estás acostumbrado a estar solo y tienes mono de compañía… Estarías dispuesto a engancharte a la primera falda que vieras pasar por tu lado y que te hiciera un poco de caso. La soledad es jodida, muy jodida y eso jamás lo negaré… Si no sabes aceptarte a ti mismo en soledad y necesitas una pareja para “ser quién eres”. Dime en una situación así, ¿qué crees que te compensa más ¿Aprender a vivir solo y disfrutar de esa situación? o ¿Engancharte a cada falda que se deje? ¿Y si te faltan las faldas…? No seamos pedantes, ni “cracks de la seducción”… En un momento así, primero hay que curarse de la dependencia que te puede haber creado una relación insana que al final ha terminado.

Hay que hacer más cosas que pensar en que ella vuelva (si la ruptura no ha sido deseada) o en follarse a todo lo que se mueva. Una vez que aprendas a disfrutar de tu tiempo, y de tu nueva situación, te gustes y sepas quererte más a ti mismo de cintura para arriba, se ve la vida de otra manera… Y otra consecuencia de esta aceptación, es que además resultarás mucho más atractivo y tu proyección será más autónoma e independiente… ¡Qué casualidad que a nuestras amadas evas les atraigan los hombres seguros e independientes! ¿Verdad? Y no los que se arrastran por un polvo. AQUÍ ESTARÍAMOS HABLANDO DE UN PROBLEMA DE ACEPTACIÓN Y DE CURAR UNA DEPENDENCIA… Y NO EN REFORZARLA.

Blanco y en botella macho, eres tú mismo el que tiene la clave en su propia escala de valores, a lo que quieres dedicarle el tiempo y tu energía. La energía y esfuerzo que gastes en un valor, o en una tarea, o el espacio que ocupa en tu mente… Ya no lo empleas en otra tarea, en otro objetivo o en algo que quizás si sea más necesario para ti. Eres tú quien elige esa escala. [parte I] [parte II]

Un fuerte abrazo.

Arcángel.
-
P.D. El sexo, o tu vida sexual no es un fin último, es la consecuencia de un estado.

SEDUCCIÓN y SUPERACIÓN 2008 e-book GRATUITO, por DAVID del BASS


Como diría el Rey Juan Carlos… Me llena de orgullo y satisfacción... el presentaros la siguiente descarga que con tanto cariño ha preparado mi amigo David del Bass de Seducción y Superación para todos sus lectores. Se trata de su primer libro sobre seducción, un e-book de 177 páginas que os podéis descargar de forma gratuita. Me hace especial ilusión el presentaros este trabajo, ya que durante el año 2008 y lo que llevamos del presente 2009, he podido ver en primera persona el crecimiento paralelo que ha habido entre David del Bass y su proyecto SyS. Aparte de la confianza que tengo en él y la amistad que nos une, el hecho de contar con otro buen y viejo amigo, Putoamo, uno de los referentes nacionales más serios y profesionales, y al que conozco desde que empecé en esto, os asegura una garantía de seriedad y compromiso en este trabajo.

En palabras del propio David del Bass: Este libro es un regalo que quiero hacerles a todas esas personas que han confiando en mí, que me han dado su apoyo y que me han seguido desde los inicios, muchas gracias a todos, espero que os guste y os traiga buenos recuerdos.

Me he emocionado bastante mientras lo recopilaba de la Web ya que había grandes artículos que hacia olvidados y de partes de sargeo que me han traído grandes recuerdos de mis inicios, cuando aun era un novato que empezaba en todo esto con mucha ilusión y sin saber muy bien donde se metía.

Ahí tenéis todo el año 2008, como descubrí la seducción, mis éxitos y mis fracasos, mis primeros besos sargeando, mis experiencias, mis teorías, mis rayadas, y sobre todo la evolución de una persona que ha querido superarse a si mismo a base de constancia, trabajo y afán de superación. Estoy satisfecho con el resultado y espero que os guste la lectura, son 177 páginas nada menos, recomiendo que lo imprimáis si no os queréis quedar ciegos delante de la pantalla del ordenador. Este libro ayudará a todas las personas que han descubierto la Web hace relativamente poco tiempo a conocerme un poco más a fondo, no solo como seductor sino como persona, y disfrutar de un diario de seducción en primera persona.

Aquí os dejo el link para descargaros el libro gratuitamente:

DESCARGAR SEDUCCIÓN Y SUPERACIÓN 2008 (desde SyS-Bubok)
DESCARGAR SEDUCCIÓN Y SUPERACIÓN 2008 (desde P&R-Snips)

David del Bass

SIN PALABRA NO ERES HOMBRE

Fotógrafo: Chema Pascual
Modelos: Enrique Perales

Ya estoy esperando a que me vengas con otra excusa... ¿Tú te llamas a ti mismo hombre? Cuando te comprometes a algo, justo el día de antes te bajas los pantalones y te bajas del barco. Ya veo que solamente respondes a un solo estímulo: un par de tetas, entonces eres el primero que sube al barco y se propone para organizarlo todo, de repente te vuelves el maestro de la logística y de lo que haga falta... Eso sí, siempre de tapado. Ya no sé si me hace gracia, o si verlo con resignación. Quizás la culpa sea mía por esperar de ti algo más de lo que realmente sabes o puedes dar. Como muchas veces he dicho por aquí: el peor error, es pedirle peras al olmo, y más cuando tengo comprobado que cuando ves un par de tetas te vuelves ciego perdido. Lo único que veo es que solamente te diriges a mi por el interés, cuando te conviene.

En fin, si me enfado es problema mío, si me decepciono también lo es, pero de verdad... ¿Nunca te has planteado seriamente tu situación? Me refiero a aceptarte primero tal y como eres, así al menos no estarías constantemente poniendo excusas, disculpas y pidiendo perdón hasta por respirar. ¿Sabes una cosa? Lo digo por ti: NO TIENES PALABRA y por eso lo único que tienes de hombre es lo que te viene de nacimiento. Un hombre no solamente es un pene, es su palabra, es sus actos, su pensamiento, su coherencia, su fidelidad... Su congruencia al fin y al cabo. Eso es lo que te hace hombre, y no las babas que echas y las que echamos todos... que nadie es perfecto ¡joder! Pero es que lo tuyo es demasiado. Te vuelves completamente ciego, rebajándote hasta el extremo cuando hay mujeres delante.

Y no lo digo por ellas, lo digo por ti, porque eres tan sumamente escaso y necesitado, que solamente ves a las mujeres como polvos... Es lo único que te importa, y a la mínima que puedes intentas calzar el pene en cualquier agujero, dicho a las malas y pronto. Lo peor de todo es que ni si quiera tienes el valor para reconocerlo, porque no te ves a ti mismo. Creo que deberías ponerte un espejo, o una cámara detrás de la coronilla y verte después como cambia tu comportamiento, tus parámetros y como te muestras totalmente vacío de compostura si ves una mísera posibilidad de follar.

No eres el único, pero ya sabes que mal de muchos es consuelo de tontos. Además ni si quiera tienes valor para hacerlo todo por ti mismo, sino que pretendes utilizarme a mi, y a tus amigos para que te hagan el trabajo sucio... Ni si quiera tienes hombría para currártelo tú, y cuan parásito oportunista estás siempre pendiente de las mujeres que les rondan, porque no te atreves a buscarte la vida. De todas formas, sé de sobra que todo esto te da igual, lo que te importa es lo que te importa y no serás consciente de ello, hasta que por culpa de tu cobardía, de no aceptar lo que estás viviendo... Por mojar el churro lo pierdas todo.

Nadie dijo que ser hombre hoy en día fuese fácil, un hombre de verdad, me refiero, no una polla con patas. Al menos deberías plantearte tomar opciones, tener los huevos suficientes para al menos ser coherente con tu verdadera forma de ser y quitarte las máscaras con las que te proteges. Si eres así, muéstrate tal y como eres... Al menos eso, lobo con piel de cordero... ¡COBARDE! Si quieres cazar, sal a cazar como los lobos, pero no hagas como los buitres, que solo comen la carroña que les dejan los demás y vienen cuando no les ve nadie.

Acéptate, toma tus opciones y ve de cara, sé hombre y deja de esconderte bajo esa falsa fachada de bueno, que ya no te la crees ni tú. ¿Sigues ahí todavía? Si es así, algo de razón tendré. Si tienes unos deseos sé fiel a ellos, al menos eso y deja de hacer responsables a los demás de tus hipotéticas desgracias. ¿Sabes otra cosa? Cuando uno toma una opción, una decisión y la ejecuta, siempre hay unas consecuencias, pero tú solamente quieres quedarte con la crema del pastel, con la superficie, eludiendo la responsabilidad de tus actos. La hombría y la masculinidad y bueno... la madurez comienza por ser uno responsable de sus actos y de sus decisiones. Si no eres maduro para asumirlas y te quieres esconder, entonces es que deberías cambiar tus opciones ¿no crees? Pero como buen cobarde, tratas de escurrir el bulto.

¿DE VERDAD QUIERES SEGUIR ASÍ? ¿POR CUÁNTO TIEMPO? Mientras te siga funcionado supongo... Pero si tanto miedo tienes a la soledad y a la escasez, por este camino es precisamente hacia dónde te diriges directo. Llegará el día en que lo pierdas todo porque ya no habrá más de dónde sacar, se te acabarán las fuentes, los amigos y los contactos de las personas más cercanas a las que no dejas de parasitar... ¿Y las mujeres? mejor dicho, los polvos, porque solamente las ves como polvos ¿Crees que son tontas? ¿Crees que alguna estará dispuesta a cargar con un cobarde irresponsable e inmaduro como tú? No he conocido a una sola mujer tonta en mi vida.

SOBREVIVIR CON 20 EUROS A LA SEMANA, por MAYBELLENE

Imagen cedida por Lucía Ojeda

Esto es algo que quiero explicar más detenidamente, no porque se trate de una clase magistral sobre cómo montártelo con poco dinero como el anuncio de Fanta... Te cuento esto, porque no me queda más remedio. Desde luego no pertenezco a la saga de los iluminati de Roma, ni soy una gurú de la autoayuda... Es lo que hay, hay que apañarse con esa cantidad porque es la que me queda a la semana. Sí, se puede sobrevivir (que no vivir), con 15-20 € semanales, obviamente sin contar gastos extraordinarios y necesarios (gasolina, viajes, matrículas, etc, ese tipo de cosas). Ahora bien, ¿cómo? Pues jodiéndote y no haciendo ni comprando cosas que te gustaría:

SE REDUCEN LAS SALIDAS: sobre todo las nocturnas, que son muy malas. Y si quieres ir a comer por ahí, pues en vez de ir a un restaurante, te vas en plan camping a cualquier parque/lago etc. y bocata de chorizo al canto. Y lo mismo para cenar, se queda en casa de alguien, y se alimenta uno a base de congelados/kebabs/comida de rata (china), etc.

SE ACABARON LOS CUBATAS: Litrona y calimocho. Te jodes. Y no vayas a sitios donde haya que pagar, que eso es un timo, en la calle se vive muy bien y más ahora en verano.

¿ZARA?¿MANGO?¿LEVIS?: No no no... Se va uno a los almacenes de stocks, o se espera a las rebajas que empiezan el 1 de Julio. Te compras lo necesario y el resto del tiempo te quedas babeando en el cristal. También tienes El Rastro o los mercadillos para complementos, que son los mismo que en cualquier tienda o mejores, doy fé.

SE ACABÓ EL CINE: Mientras no haya pelas... el trinomio correspondiente es peli-manta-emule/megaupload se lleva la palma, además así también lucho contra la mafia corrupta que hay montada con la plataforma de los actores y el gobierno, ¡que se jodan! ¿no quieren vivir de las subvenciones? Pues que lo hagan mientras puedan, porque lo que viene siendo yo misma, no les pago un euro a esos mafiosos si me puedo descargar una peli, aunque lo cierto, que el cine español ni me va ni me viene.

Y SI VAS A LA PELUQUERÍA: que no hay que ir salvo que sea necesario... Yo por lo menos no me pinto el pelo de nada, pues sólo te lo cortas, que no te lo sequen, porque por pasarte el secador te cobran el triple.

PARA CUALQUIER OTRA COSA: que haya que comprar, recuerda que si vas a la fábrica (yo por suerte viviendo donde vivo me compensa, me pillan bien), todo te va a salir más barato yendo directamente a la fuente. A mi no se me caen los anillos por ir al MACRO, tengo lo mismo, en más cantidad y más barato. también tienes la feria del perfume (dos veces al año) donde encuentras productos de primera línea a precio de mayorista.

DISCOS, JUEGOS Y LIBROS: que una también tiene su vena friki además de ser una señorita... ¿Fnac? ¡jajajaja! Aparte de ferias especiales de las que hay que estar atento. Hay tiendecitas pequeñas de 2ª mano donde yendo con regularidad, acabas encontrando lo que buscas. Cerca de mi casa hay una donde ya me conocen y por ejemplo: El Nombre de la Rosa me salió creo que por 4 €, y está nuevo, alguien que lo vendió, ya ves...

COMPROMISOS Y CUMPLEAÑOS: si tienes un cumple y la persona no es muy allegada, pues retrasar el regalo, con el tiempo se olvidará ¡jajaja!

Qué más... Cada uno tiene sus gastos y debe saber controlarse, yo al menos en lo que gasto es coche, universidad y ocio, y de lo que recorto es del ocio, claro está. Si es que, de verdad, no sé en qué clase de país vivimos que impacta más el hecho de que alguien como yo no gaste más de 15-20 € semanales que el que piense en dedicarme al porno. Repito: unas litronas antes de salir para pillar el punto y luego beber lo mínimo... ¡que parecemos alcohólicos, coño!, a ver si cambiáis de vicio... El sexo no cuesta dinero, pero las copas si, a ver si espabiláis.

Si queréis saber más de mi, podéis visitarme en mi espacio egocéntrico RETALES SUELTOS... Si os atrevéis claro. Un beso a todos...

Maybellene

ESCLAVOS DEL PENE II: LA BALANZA DEL SEXO, por EL DUQUE

La película 40 días y 40 noches no deja de ser una comedia norteamericana de esas que se dejan ver acompañadas de unas palomitas en una tarde lluviosa de domingo, pero sirvió de nexo de unión a una de esas sesudas reflexiones que se tienen delante de un par de cervezas. Para quién no la ha visto, diremos que cuenta la historia de un joven que decide probar un periodo de castidad. En ese periodo se suceden las situaciones cómicas cuando un montón ingente de mujeres, tratan a toda costa de acostarse con él. Pudiere decirse que esa castidad auto infligida, produce en las féminas una fortísima atracción. En uno de los momentos cumbres de la cinta, una de esas mujeres ávidas de sexo le espeta: “Ya sé lo que quieres; tú lo que quieres es arrebatarnos el poder, estás haciendo con el sexo lo que las mujeres hemos hecho toda la vida”.

En efecto; la reflexión no puede ser más acertada. El chico, al liberarse de su esclavitud del pene, que diría Arcángel, logra nivelar una balanza de por sí desequilibrada: la balanza del sexo. La mujer desde que el mundo es mundo ha sido por obligaciones del guión, y por necesidad de mera supervivencia, selectiva en lo que a sexo se refiere. Hasta no hace ni un siglo de tiempo, para una mujer un encuentro sexual podía acarrear con altas probabilidades 9 meses de embarazo, un parto potencialmente peligroso para su salud, y si el hombre la abandonaba caer en el mayor de los ostracismos sociales.

En el sexo la mujer se jugaba mucho más y por tanto la evolución doto a la mujer de lo que yo llamo “test incorporado”. Las mujeres someten de principio a fin, a continuos test al hombre. Test de congruencia, de integridad, inteligencia, estatus y autonomía. Es su forma de asegurarse el emparejamiento con el más apto. Aceptar a la mujer tal y como es implica aceptar los test como algo inherente a ella.

Como íbamos diciendo, esta diferencia en lo que al sexo se refiere, ha traído desde siempre una gran desigualdad entre hombres y mujeres, y ha otorgado a la mujer una baza ganadora en el juego del amor. El sexo se convirtió en ese tesoro por el que el hombre debe luchar. En el marco de una interacción hombre-mujer, se hace tremendamente complicado que exista una igualdad cuando uno de los “bandos” tiene algo que el otro ambiciona con todas sus fuerzas y desea casi sin control.

Otra de las características ya no de las mujeres, sino humanas, es la naturaleza humana manipuladora. Todo ser humano, por bueno que sea, usará la manipulación siempre que pueda. El ser humano desea lograr sus objetivos vitales y para ello usa sus recursos más efectivos. No dudes en que cuando alguien ve la posibilidad de manipular, lo hará y el culpable no será otro si no aquel que se deja manipular. La mujer, dueña y maestra del lenguaje y la comunicación, pronto se dio cuenta que el distinto punto de vista de ella y el hombre respecto del sexo, era un arma de primera magnitud en lo que a manipulación se refiere.

Si juntamos las dos características que acabamos de analizar, test y manipulación, empezamos a entender el por que de muchas situaciones que hemos vivido a lo largo de nuestra vida. Para empezar, la mujer suele utilizar el sexo como forma de dominar el marco y probar el interés y congruencia del hombre. Muchas mujeres al estar ante un potencial novio-marido, lo primero que harán será demorar el sexo. Buscarán que el hombre empiece a hacer cosas para ella; que baile su son, tanto en el hombre como la mujer está muy arraigado el deseo de hacer algo para ganarse el sexo: invitar a cenar, cortejar, etc. Por otra parte, pondrá a prueba su propia hombría y el interés del hombre hacia ella. Así descartará a aquellos hombres carentes de opciones y por tanto obsesionados con el sexo y también a aquellos candidatos que solo desean sexo sin implicaciones emocionales. Una vez pasada esta etapa el test continúa y la mujer dosifica su sexualidad tratando de utilizarla como medio privilegiado de “refuerzo positivo”. Empieza a usarlo para premiar o castigar a su pareja. En otras ocasiones y si el hombre lo permite, directamente el sexo se empieza a usar como moneda de cambio entrando en un peligroso círculo vicioso de manipulación.

La culpa de esta situación es nuestra y solo nuestra y culpa esencialmente de la esclavitud fálica que nos hace perder el norte ante la perspectiva de tener un encuentro sexual. Si, como el protagonista de la película comenzásemos una congruente cuarentena sexual veríamos en seguida sus efectos positivos.

Para empezar, la mujer al comprobar que el sexo para nosotros no solo no es una obsesión, para ella empezará a carecer de sentido su demora; es más nuestra castidad será para ella un símbolo de congruencia, de hombría y de auténtico poder; así que será ella la que trate de llevarnos a la cama. Al seguir comprobando nuestro marco de importancia relativa del sexo, empezará a descartar el sexo como medio de refuerzo y puede que incluso sea ella la que trate de ser premiada con una sesión maratoniana de sexo. Por supuesto dejará de usar el sexo como moneda. Sabrá que no es lícito.

Pero el efecto más positivo de vencer la esclavitud sexual será equilibrar de una vez el marco de forma verdadera, así como reforzar nuestra congruencia interna. Tal vez lo que todos debamos hacer es probar una cuarentena sexual para reequilibrarnos y sobre todo para considerar la relevancia del sexo en nuestras vidas. Debemos establecer nuestra escala de valores y definir la posición que verdaderamente ocupa la sexualidad. Al ser esclavos del pene que duda cabe que estamos elevando a los altares al sexo y adorándole como a un falso Dios. ¿Qué importancia tiene el sexo en tu vida? [continúa en parte III] [primera parte]

Un abrazo.

El Duque.

CUANDO LA CAMA ESTÁ FRÍA

Fotógrafo: Chema Pascual
Modelos: Enrique Perales
-
Después de un rato de marcha con un amigo por el barrio de Chueca, después de haberlo pasado muy bien, de haberos reído hasta reventar, de haber hecho el tonto lo habido y por haber... Ya algo cansado llegas a casa, al poco rato llega tu compañera, te fumas el último cigarro de la noche con ella, después de contarte las batallas del sábado. Te metes en la cama y te das cuenta que ella no está... Ya sé que es una tontería, pero la echas de menos. Este fin de semana ella no está y mi cama de 90 se me hace enorme. Desde luego que las hormonas funcionan bien, pero que muy bien... hacen que te acuerdes de ella metiéndote un mono de compañía que a veces cuesta llevar, y en ese momento se te pasan por la cabeza todas las posturas sexuales habidas y por haber en el Kamasutra, otras que no están y otras que te gustaría escribir para dedicárselas a ella.

A lo mejor si no tienes pareja, tienes una sensación parecida, quizás más cercana a la soledad, más que a echar de menos a una mujer que quizás todavía no existe. Con esto quiero que entiendas que estos dos estados tampoco son tan diferentes, los momentos de soledad son iguales para todos, y ya ves que cuando hay mono... Estés o no estés en pareja, una cama fría es una cama fría. El perfume que dejó hace unos días ya no está y ¡qué quieres que te diga! En ese momento de sábado por la noche, en el que llegas a casa después de la marcha, el bajón es el mismo.

Quiero que entiendas que, el estatus asociado a una pareja o a no tenerla, jamás va a poder regular ni asegurar tus sentimientos y emociones. Tanto con amigos, como con tu pareja, aún estando rodeado de personas puedes sentirte enormemente solo. Esto es aire, nada más que aire porque se pasa, pero exactamente: hay que pasarlo. Por esta misma razón, te digo si no tienes pareja, que esos sentimientos de soledad que puedes tener, no van a desparecer de tu vida para siempre en el momento en que la encuentres. ¿Van ser menos? Puede que si, o puedo que no, tú vas a seguir siendo la misma persona con sus vicios y virtudes, sus debilidades y sus fortalezas.

Por eso mismo, a veces te doy tanta caña, porque quiero que entiendas que el TENER PAREJA NO ES UNA SOLUCIÓN A TODOS LOS PROBLEMAS QUE CREES TENER. Cuando me siento así de solo, especialmente en esos momentos de cama fría, pienso para mis adentros que en el fondo no he cambiado tanto, que sigo siendo el mismo, y que quizás lo único que hayan mejorado hayan sido mi estatus y mi facilidad para hacer amigos. Esas cosas te ayudan a mejorar tu calidad de vida, pero no te solucionan las emociones, de las que también vivimos nosotros como hombres. Y el machote que diga que sabe estar por encima de esto en todos los momentos de su vida, es que arrastra cadenas como un fantasma.

Te preguntaría una vez más si sabes estar solo, pero también tendría yo que responder a esa pregunta en justicia, y como nadie es perfecto... Te confesaría que según el momento, y lo fuerte que me sienta. Una cosa si es segura, nadie se muere por tener la cama fría. Que no, que nadie se muere por eso... ¡menudo trauma! Aunque quizás solamente te des cuenta de ello, cuando estés aburrido en pareja... Que también puede ser. Quizás la mejor pregunta es ¿QUÉ ESPERAS DE UNA RELACIÓN EN PAREJA? Una cosa en la que podemos coincidir todos, es que cuantas menos relaciones se han tenido, más vas a idealizar las relaciones, y por lo tanto, más expectativas, vas a depositar en esa nueva eva que cualquier día se cruzará en tu camino.
-
A mi ya se me han cruzado unas cuantas y ¿sabes una cosa? Los momentos de soledad siguen siendo momentos de soledad siempre. Hay cosas que nunca se pasan, la cuestión y lo único que cambia es tu manera de percibirlos y de vivirlos, pero esos momentos forman parte de la vida de todas las personas. Es más, te diré que muchas veces estando en pareja, puedes llegar a echar en falta tu propio espacio, y que eches en falta esa soledad, de la que quizás ahora, tanto puedes renegar. Normalmente se cumple una máxima: UNO NUNCA ESTÁ SATISFECHO CON LO QUE TIENE.

PÍDEME LO QUE QUIERAS… ¡MENOS QUE COCINE!

Fotógrafo: Chema Pascual
Modelo: Lucía Ojeda

Aunque pudiera parecer que esta bronca es para ellas… ¡pobrecitas! Pues no, querido amigo esclavo de tu pene. Soy partidario de no pedirle peras al olmo, y por eso mismo te propongo un reto: Intenta encontrar una mujer nacida después de 1978, que ahora rondaría los 30 años, que sepa hacer “algo” en la cocina. Cuando te digo “algo”, me refiero algo aparte de ensuciar y darle al botón del microondas. Pondría la mano en el fuego o me apostaría algo contigo en que a menos que la susodicha no sea de capital de provincia, ibas a perder la apuesta. ¿Por qué te lo digo a ti? Por si acaso esperabas delegar algún tipo de tarea doméstica en tu pareja o si tenías un ideal parecido a lo que viste en casa cuando vivías con tus padres. Una vez más, querido hermano… Lo llevas clarito.

Desde luego que no me considero una máquina en la cocina, pero te puedo asegurar que en cinco años compartiendo piso, nunca he visto a ninguna de mis compañeras hacer algo más que… ¿café? Bueno, miento, algún huevo frito o algún filete… Pero por regla general la fuente de los alimentos sigue siendo cualquier producto envasado con la denominación Light y los congelados de comida casera que les dan sus respectivas madres, que aún cocinan afortunadamente, y que les dan con todo su amor los fines de semana cuando van a verlas.

Para de contar, porque si no pasan de ahí no les pidas más. Espabila, que a menos que estés viviendo con mamá hasta los 50 lo llevas claro, y te aseguro que uno puede aguantar una semana a bocadillos, más tiempo es perjudicial para la salud, sobre todo para la mental y para tu ánimo. Podría hacer una afirmación casi categórica, en la que te podría asegurar que UNA MUJER JOVEN A DÍA DE HOY EN PAREJA NO MUEVE UN SOLO DEDO A MENOS QUE VEA QUE TÚ LO MUEVES PRIMERO.

Te he querido hablar del tema cocinar porque me parece muy gráfico, y porque para mí es algo muy especial: me encanta hacerlo y que me lo hagan. Igual te sobra toda esta parrafada porque ya eres un hombre que se ha puesto al día, piensas esto mientras lees este artículo con indiferencia. Si este es tu caso y ya te sientes espabilado, me alegro por ti… Pero creo que siendo fiel al piensa mal y acertarás de mi querida abuela, no me equivocaré si creo que si has llegado a leer hasta este punto, un poco ceporro (al igual que un servidor) si debes de ser.

Macho, que parece que nada de lo que nos han contado es verdad, lo que hasta hace poco eran certezas e ideales, ahora son incertidumbre, sobre todo en cuanto a las relaciones. ¿Te puedes creer que algo tan básico para la convivencia, como puede ser preparar la comida para ella sea una tarea complicada? No es que me esté metiendo con mis queridas evas, es que simplemente todos los varones de mi quinta que conozco, nos apañamos bastante bien en la cocina. No digo que los hombres ahora sepan cocinar o seamos expertos, pero sí es cierto que la experiencia me dice que a excepción de una sola mujer (a la que amo), el resto de mujeres que he conocido, hacen poco más que ensuciar y consumir en la cocina.

Bueno, teniendo en cuenta que ahora prácticamente todo lo que comen nuestras queridas evas viene envasado para "no pensar", tiene denominación Light, es escaso, verde o tiene “Bio… no se qué ostias” no me extraña absolutamente nada que se les haya olvidado alguna vez en su vida preguntarles a sus madres… QUE SÍ QUE SABEN, O MEJOR AÚN… A SUS ABUELAS algo tan sencillo como: "Mamá... ¿Esto cómo se hace?". Así por ejemplo hemos aprendido muchos, o viendo a Karlos Arguiñano por la tele, o cocinando para nuestras novias una vez que nos hemos independizado, o por simple curiosidad… hay que saber hacer de todo.

Lo cierto es que ya la mujer de hoy, esa curiosidad la está perdiendo, me refiero a la curiosidad realmente práctica, la que nos vale a todos por igual. Al igual que quizás el 99% de los adanes desorientados de hoy, anden eso precisamente… desorientados y agarrados a su pene como un salvavidas, mientras ellas se aferran a una libertad que todavía no saben manejar, un modelo de vida que las obliga a ser perfectas o a no ser mujeres, que las llena la cabeza de pájaros y que las hace ver, que cosas tan naturales, tan normales y tan necesarias para la sociedad, como ser madre y las tareas domésticas sean vistas como “cosas de chachas”.

Entendiendo que cada uno es responsable de su bienestar, de su estatus y del polvo que se le acumula en el rincón, creo que en este sentido las tareas domésticas ya no tienen sexo. Si veo que los hombres de nuestra generación estamos aprendiendo, todas las cosas que antes eran áreas privadas. A mí nunca me dejaron hacer nada en casa de mis padres… No es que no quisiera, es que no me dejaban. Las nuevas evas también han aprendido a estar más seguras de si mismas, aunque a veces esta seguridad esté basada en la silicona, el botox y la dieta, pero… es que además, gracias a nuestros queridos medios de comunicación, que a día de hoy siguen considerando una excepción que una mujer conduzca una grúa… Y sigan sin verlo como algo no diré ya normal, sino como algo corriente… A nuestras queridas evas les deben quedar todavía como dos décadas de pájaros en la cabeza. No os relajéis y aprended de todo, aquí el único hombre muerto… es el que se relaja y se confía, seguid aprendiendo.

SEÑALES DE PERTENENCIA: COMO ELLA TE MARCA, PARTE II

Imagen Cedida por Enrique Perales
Fotógrafo: Sergio Frías

REGALARTE COSAS QUE USES HABITUALMENTE: Artículos como un teléfono móvil, un reloj, una cartera, un maletín, un llavero… Cosas que uses habitual y cotidianamente en tu trabajo, o un marco de foto para el coche para que pongas su foto, de forma que la tengas presente en todo momento, ya que tu entorno está repleto de cosas que te puedan recordar a ella.

BESARTE Y DARTE MUESTRAS DE CARIÑO EN PÚBLICO: Que se vea bien que estás con ella, que ninguna se equivoque especialmente si hay competencia cerca. De igual forma que un hombre cuya pareja está hablando con un desconocido puede acercarse y besarle en la mejilla o abrazarla, quizás ella no necesite el pretexto de que estés hablando con más personas. Cosas como que ella te toque el culo, o meta una mano en tu bolsillo de forma discreta mientras estás junto a ella, o apoye su cabeza en tu hombro si estáis sentados, o que se siente en tus rodillas, etc.

COMER DE TU PLATO: Esto es signo de que hay mucha confianza, en la relación ya puede haber cierta rutina y es algo normal. Ella mete su cubierto en tu plato para probar tu comida sin necesidad de preguntar, lo hace porque sabe que puede. Esta es otra forma muy sutil de marcar su territorio de forma familiar con algo tan cotidiano como es la comida.

COCINAR PARA TI: Mira hacia atrás y dime cuántas mujeres han cocinado para ti sin contar a tu madre… Probablemente puedas contarlas solamente con los dedos de una mano si es que llega. En este punto ella no se ha implicado sólo sexualmente, sino que ya podemos decir que es ella quien cuida de ti. Te aseguro que hoy en día es mucho más fácil encontrar a una mujer que se acueste contigo en la primera noche, que una mujer de la que salga el cocinar para ti, o el cuidarte cuando estés malo. Es una forma natural de destronar a tu madre y de reclamarte para ella sola. Cuando un gesto así sale de ella es que el vínculo y la pertenencia que muestra hacia ti es importante, desde luego no eres uno más.

ELEGIRTE LA ROPA: Algo propio de pareja, aunque mi recomendación es que nunca deberías delegar esto en ella, a excepción que fuese un regalo que ella te quisiera hacer. Quien te compra la ropa te conoce, aunque en pareja tengo comprobado que esta forma de marcaje de ella hacia ti puede tener dos raíces diferentes:

Realmente te compra la ropa que te sienta bien o que ella cree que te sienta mejor para verte de la mejor forma posible, es algo que ella hace con cariño.

Te compra ropa absolutamente horrible, para que ninguna te mire y si te miran que se le quiten las ganas de acercarse a ti por hortera o por carecer de gusto vistiendo. Algo parecido puede pasar con el peinado, con que te pida que te dejes barba…

REGALARTE ROPA ÍNTIMA: Este es uno de mis preferidos, pero no me refiero a que te compre un paquete de cinco calzoncillos en el supermercado como podría hacer tu madre. Me refiero más bien al tipo de prenda íntima que a ella le gustaría quitarte en último lugar mientras estáis “jugando” antes de meteros en la cama. Una prenda que incite sus fantasías, pero que quizás no elegirías tú en tu vida y que a ella le encantaría quitarte con los dientes.

SEXO ABUNDANTE ANTES DE UNA SEPARACIÓN TEMPORAL: Este me hace mucha gracia, porque les suele pasar a mis mejores amigos cada vez que hemos tenido una despedida de soltero de fin de semana fuera de Madrid, porque haya alguno que se nos case. Suelen coincidir unos cuantos a los que sus parejas se han encargado previamente de “dejarlos satisfechos” antes de irse, rozando el cansancio y el agotamiento, de forma que se les quiten las tentaciones. Quizás en otra ocasión se han quejado de escasez, pero cuando de una salida de fin de semana con amigos se trata… Y si la pareja está ya establecida, ella es la primera interesada en dejarte “seco” literal y metafóricamente hablando.

Estos son los detalles que pueden marcar una pertenencia de la mujer a su pareja, más o menos directos basados en la observación, sin ánimo de hacer ley si he podido comprobar que se cumplen, algunos rozando situaciones parodiables y otros muy cotidianos. [primera parte]

Un fuerte abrazo.

Arcángel.

SEÑALES DE PERTENENCIA: COMO ELLA TE MARCA, PARTE I

Imagen cedida por Lucía Ojeda
Fotógrafo: Javier Alcázar

Hombres y mujeres marcamos el territorio con las personas que amamos, te hablo de comportamientos y conductas que se dan tanto en seducción como en pareja, en forma de reclamos de atención, tacto, reuniones sociales, maneras de hablar o de dirigirte a tu pareja en público y en privado… Quiero hablarte hoy de estos gestos y comportamientos tanto conscientes como instintivos o involuntarios que se pueden dar entre ellas y nosotros, pero sobre todo haciendo hincapié en ellas. Quiero además explicar que el marcar a tu pareja es algo perfectamente normal, ya que se trata de un comportamiento instintivo reflejado en una comunicación verbal y no verbal socialmente aceptada. No me lo confundan con celos damas y caballeros... Lo natural es esto.

Con esto quiero deciros que se puede decir o expresar de muchas formas la idea “este es mi hombre”. A continuación paso a explicaros ciertos gestos y formas concretas del lenguaje que ellas practican como consecuencia de esta idea, o bien para reafirmar la idea de pertenencia en pareja, todas ellas basadas en la observación:

PONERSE TU ROPA: Hay pocas cosas que me puedan tanto, es algo íntimo y que implica mucha confianza. Verla por la mañana con una prenda mía mientras estamos desayunando. Después una vez se ha ido su olor se queda impregnando esa prenda, aunque esté toda nuestra ropa repartida por la habitación, el hecho de que ella te diga “Déjame una camisa” y verla andar por casa, con tu prenda puesta es algo que traduce una pertenencia fuerte de ella hacia ti. Esa es una imagen que se te queda grabada, un fuerte anclaje.

PRESENTARTE A SUS PADRES: Definitivamente te está separando del resto, está diciendo a su manera “este es el que yo quiero para mí”. No les presentas a cualquier pareja a tus padres. Ese es un paso importante dentro de un compromiso que algún hombre que otro teme pasar, por pereza o por miedo directo al compromiso, ya que es una prueba en firme de que has sido seleccionado.

SACAROS UNA FOTO JUNTOS: Si ella quiere sacarse una foto conjunta contigo, es porque quiere que cualquiera que la vea, te asocie a ella. No tiene por qué ser algo transcendental, aquí quizás debiéramos ver el lenguaje no verbal de la foto: si te coge, si te abraza, si te besa, si acerca su cuerpo al tuyo… Según la confianza que y cercanía que tenga contigo, así saldrá de receptiva en la foto.

TOMARTE DEL BRAZO CUANDO HABLAS CON OTRA PERSONA: Esto es algo que veo mucho cuando salgo, o bien por ejemplo a la entrada de una fiesta privada, o de una gala, o una boda por poner unos ejemplos muy gráficos. Es una forma también mediante la que ella te puede pedir que la presentes como tu pareja, a la persona con la que estés hablando. Puede ser visto también como un reclamo de atención, o como una forma de hacerte suyo delante de una posible rival.

LLAMARTE DE UNA FORMA ESPECIAL EN LA INTIMIDAD O EN PÚBLICO: Ya sea por un diminutivo de tu nombre, o por algo que te caracterice, o por un apodo por el que solamente te llame ella. Es una forma de hacerte suyo en su mente. Puede ser reflejo de cariño, de amor, incluso en sentido negativo de falta de respeto. Lo importante es que solamente ella te llama de esa manera.

SENTARSE EN TU SITIO CUANDO NO ESTÁS: Esto es algo muy sutil, algo parecido a ponerse tu ropa, sentarse en tu lado del sofá, echarse en tu lado de la cama… Sitios que son exclusivamente tuyos, como tu sillón preferido o tu tumbona, puede hacerlo durante tu ausencia para sentirte más cerca, o en tu presencia para identificar su territorio con el tuyo. En este segundo caso quizás sea más una forma de probar tu tolerancia a compartir el espacio.
[continúa en parte II]