FANTASIAS SEXUALES Y LA REALIDAD EN LA CAMA

Fantasías sexuales
--
Llevaba medio verano deseando volverla a ver para estar con ella. Alguna noche se me hacía más larga que otra por el calor, que me impedía dormir hasta muy tarde. Además me había quedado de Rodríguez en casa, mis compañeras estaban de vacaciones fuera de Madrid y tenía la casa para mi sólo, por lo que podía dejarlo todo abierto por la noche para que corriera un poco el aire. Lo cierto es que cuando me pasaba el sueño de largo, a lo mejor me daban las 2:00 de la madrugada y seguía sin poder dormir... En esos momentos, mi cabeza se ponía a funcionar. Recordaba las veces que habíamos estado juntos, mi imaginación se recreaba en las últimas veces mientras mi modesto foot-on de 1.50, cada vez se hacía más y más grande. Dando vueltas en la cama seguía imaginando mil posturas habidas y por haber con ella, la mandaba un sms cuando ya estaba que no podía más… Seguía sin poder dormir. Tras varios cigarros nocturnos, varias salidas al balcón y una película que no terminé de ver por quedarme dormido poco a poco... Conseguía por fin conciliar el sueño. Ya cuando pude verla, varios días más tarde, mi cabeza y mis intenciones funcionaban al doble de la velocidad normal. Había organizado una fiesta para mis amigos y aunque mi deseo estaba intacto, en ese momento todas esas películas que me había montado durante su ausencia me daban exactamente igual. Lo único que quería era estar con ella.

No sé si alguna vez os ha pasado que os habéis hecho tal cantidad de películas sexuales en la cabeza, que a la hora de la verdad, la propia realidad del momento, el físico, la logística o el resto de circunstancias no han encajado con aquella fantasía, con ese sueño, o con la idea que tenías planeada para ese encuentro sexual. Con esto no quiero decir que las fantasías sexuales sean irrealizables, prácticamente tal y como nos imaginamos, pero lo que si es cierto es que LAS FANTASÍAS SEXUALES GENERAN UNAS EXPECTATIVAS. Cuanto más jugamos con ellas, más disfrutamos nosotros mismos, pero eso sí, en un PLANO INDIVIDUAL.

Si hay algo que es importante resaltar, es que las fantasías sexuales son individuales, particulares de cada uno. Para ti en tu imaginación puede ser lo más de lo más, pero en la realidad acoplar a dos personas en función de los deseos de una sola es muy difícil, a menos que una de las dos acceda o se someta voluntariamente y por completo, a los deseos de su amante. En este caso sólo disfrutaría realmente la persona que está realizando su fantasía, aquella que estaría dirigiendo el encuentro sexual. No olvidemos que el sexo es cosa de dos.
--
Las expectativas generadas en ese momento justo, hacen que nos decepcionemos en mayor o menor medida si nuestra fantasía no es perfecta, ya que del ideal imaginado, al acto real, siempre hay variables que no podemos controlar: el apetito sexual de nuestra pareja, nuestro estado físico, nuestro tiempo, una cena copiosa, unas copas, falta de sueño... Que podemos controlar hasta un cierto punto, pero nunca totalmente. Daos cuenta que estoy utilizando el verbo controlar, que precisamente es contrario a lo que debería ser el sexo: DISFRUTAR Y SE DISFRUTA MÁS CUANDO LO HACEN LAS DOS PERSONAS.

Por mucho que planees un encuentro sexual perfecto, reproducir aquella fantasía en la bañera, en la cocina, en el centro comercial... Piensa que es mucho más efectivo el dejarse llevar por la pasión de un buen momento, que a tener un esquema mental de lo que va a pasar. Una cosa es buscar un encuentro sexual, y otra muy distinta calcular este encuentro. Si esto tuviera que ser así el sexo llevaría asociado mucho más conflicto del que se le puede asociar ya de hecho socialmente.
--
En el caso de las fantasías femeninas, por ejemplo, una escena en la que la mujer imagine ser forzada o violada, al ser una mera fantasía se queda en su imaginación, la disfruta y la desecha cuando quiere. Obviamente esto en un acto sexual real, supone un delito, una violencia con unas consecuencias graves, es algo que se puede imaginar pero que llevarlo a la práctica no es sano ni legal. Y por cierto, no penséis que es una fantasía infrecuente entre ellas, imaginar una violación o imaginar que ella se siente forzada a hacer sexo por ejemplo, con un extraño, un desconocido, un hombre que roce rasgos cavernícolas… ¿Por qué? Sentirse forzada al sexo en su fantasía, es una manera de declinar la responsabilidad del acto en su imaginación, por lo que les es más fácil aceptar esa fantasía digamos, no políticamente correcta y que en la vida real, nunca llevarían a cabo.
--
Lo que si es bien cierto que al generar esas expectativas, al tener la posibilidad de materializar una fantasía, la realidad en la cama nunca va a encajar al 100% y es posible, que devenga en decepción. Lo mejor desde luego, es el propio juego, en el momento, seguir lo que os apetezca hacer a los dos… Al final son dos personas las que están presentes y dos son los que han de disfrutar, cuanto menos mapa mental mejor, cuanta más imaginación en el momento presente y real del acto, mejor también. Para terminar algo muy importante: Si en realidad deseas algo, pídeselo a la persona que esté contigo, quizás te des cuenta de que no era tanto como parecía, o que quizás era mejor de lo que pensabas, pero en ningún caso tienes el por qué renunciar a ello si lo deseas de verdad… En la cama o fuera de ella.


Un fuerte abrazo.


Arcángel.

NO NACIMOS ALFA V: LO MEJOR ES SER NATURAL, por DAVID DEL BASS


Imagen cedida por David del Bass
--
La primera vez que escuche la palabra Alfa fue en el colegio, durante mis clases de latín y la segunda vez pero no menos importante fue leyendo el manual SexCode de Mario Luna. Nunca pensé que una palabra fuese a dar tanto de si y a tener tantos significados, y mucho más importante que todo lo anterior, cambiar la forma de pensar y de comportarse de muchas personas respecto a las mujeres.

Puedo afirmar que la seducción nos moldea como un alfarero que hace un jarro con arcilla mientras que sus dedos dan forma a lo que será un recipiente de diversos usos en un futuro o puede ser que se abra la arcilla y el proyecto de jarro se quede en nada. No os preocupéis no os voy a hablar en clave, solo quería introducir algo de mi filosofía personal para las personas eruditas a las que les gusta concentrarse antes de comenzar a leer sobre algo interesante.

Se nos presenta la figura del Alfa como algo muy distinto a lo que somos, simplemente por tener que comportarnos de una forma diferente a la cual estamos acostumbrados. ¿Puede cambiar una persona en poco tiempo lo que no ha conseguido cambiar en años? Es posible, estáis leyendo a uno.

Cuando empecé en la seducción, no conocía nada de todo esto, entendí que para ser Alfa había que imitar a James Bond o algo parecido, cambiar el tono de voz, tener unas actitudes y una expresión corporal adecuada, tener un marco de acero, ser una persona calculadora y analítica con lo que nos rodea, en pocas palabras… Ser un dios entre las mujeres.

Pero a medida que aprendía, que iba mejorando y superándome muchas preguntas aparecían en mi mente. Me preguntaba… Yo supuestamente soy Alfa porque alguien me ha dicho que tengo que ser y sobre todo que tengo que hacer para serlo, Pero... Y esas personas que son Alfas por naturaleza, como los jefes de las tribus cavernícolas, los brujos y hechiceros, las personas importantes que se desmarcan… ¿Cómo han conseguido todas esas personas a esa posición privilegiada si nadie les ha dicho que tenían que hacerlo y tampoco les han explicado cómo hacerlo?

Buena pregunta ¿verdad? La respuesta es porque son Naturales, son Alfas de forma natural, no han aprendido ni estudiado como se comporta un Alfa, simplemente lo son. Pero no todos somos Alfas, ni hemos nacido así ¿Por qué no todos somos Alfas y algunos si? Es sencillo, simplemente tenemos que analizar nuestras propias vidas y las de las personas que nos rodean y a las cuales consideramos como Alfas o Naturales.

Influyen nuestra infancia, como hemos vivido, los amigos que hemos tenido, como se han comportado nuestros padres con nosotros, si hemos vivido rodeados de mujeres o rodeados de hombres, influye nuestra personalidad, nuestra forma de ser y de pensar, si somos atrevidos, intrépidos, inconformistas y aventureros o si por el contrario somos conformistas, introvertidos, tímidos y vergonzosos. Todo lo que hacemos en nuestra vida desde que tenemos uso de razón tanto los factores internos como los externos a nosotros nos han llevado por un camino, llamémosle “Alfa” o llamémosle “Beta”.
--

Imagen cedida por David del Bass
--
Para desgracia nuestra, no todos hemos tenido las mismas oportunidades en cuanto educación, formación, desarrollo ya sea voluntaria o involuntariamente. Un ejemplo en mi vida cercana: El mejor amigo de mi primo es un natural, no hay más que verle, le analizo y lo que veo es lo siguiente: A un chico atractivo, con una hermana que le saca 20 años, extrovertido porque sus padres trabajan y desde pequeño, no tuvo esa figura paterna o materna que le decía ¡no hables con desconocidos! Siempre se ha socializado de forma natural, sin nadie que le pusiera la mano encima, o le dijera que “eso no se hacía”, no le han inculcado miedo alguno a relacionarse con los demás, socializa de forma natural, para él es algo perfectamente normal y corriente. Comunicarse con desconocidos no es algo que le suponga un esfuerzo extra.

Por otro lado, está mi primo: un chico más introvertido, sobreprotegido por sus padres, al que hablar con desconocidos era castigado por ser considerado como peligroso por sus padres, con un circulo social mínimo, sin presencia femenina en su vida. Todo eso se queda dentro desde la niñez, tanto lo bueno como lo malo, se queda anclado. Debido a ello antes de interactuar con otras personas, quizás se lo piense dos veces por miedo a sentir ese castigo o mano invisible que le avisa de un posible “peligro”.

¿Veis o no veis todavía la diferencia? La mejor forma de desarrollarse es hacer lo Natural.

Y os lo voy a demostrar. En mis comienzos intentaba ser Alfa siendo sobreactuado, mostrando cosas que no eran naturales en mi y sintiéndome incomodo conmigo mismo por hacer algo a lo que ni estoy acostumbrado ni preparado. Mi éxito con las mujeres era mínimo, incluso llegué a deprimirme y pensé en abandonar la seducción y que todo esto de la Comunidad y de ligar con mujeres me había perjudicado mas que beneficiarme.

Pero quise superarme y me dije a mi mismo, si siendo de esta forma no me funciona con las mujeres, quizás deba de hacerlo de un modo diferente ¿Y sabéis que hice? Empecé a ser natural, a ser mas espontáneo, a decir las cosas como las sentía, a fiarme mas de mi intuición, a no tener vergüenza por ser divertido, a tomarme las cosas con otra filosofía y así era como me sentía a gusto conmigo mismo, y además ligaba con muchas mas chicas y mis relaciones con las mujeres eran mucho mas favorables y fluidas. Conseguí ser Alfa siendo Natural.

Os lo repito por si todavía no os habéis enterado y os aseguro que este es uno de los mejores artículos sobre seducción y juego interno que he escrito hasta el momento porque NO ES TEORÍA, ES MI VIDA Y EXPERIENCIA Y ANTE LOS HECHOS NO CABE DISCUSION. Es una putada que no pueda ponerlo en mi pagina, pero al menos vais a poder aprender una lección muy importante que os acompañará siempre.

Con las chicas solo basta ser divertido, agradable, y hacerlas sentir bien en tu compañía, si consigues estas 3 cosas te estás desmarcando del resto de chicos que ha conocido o va a conocer esa noche. Y te aseguro, que tienes mucho ganado, porque para seducir a una mujer, lo primero que tienes que hacer es gustarte a ti mismo, comprenderla y escucharla. Si sigues preocupándote por ti o por lo que quieres transmitir, nunca vas a poder comprender a las mujeres y desenvolverte bien en su compañía.

Un saludo a todos y a todas, y mucha suerte.

David del Bass

NO NACIMOS ALFA IV: TU AUTENTICA FORMA DE SER, por ACALIGULA

--
Me gustaría empezar con la verdad por delante: Yo mismo intenté "parecer más alfa". La primera vez que lo leí fue en Sexcode, La Seducción Científica. Reconozco que me flipé un poco con el libro, “¡¡Wow!! ¡¡ Esto es la bomba !!” Pensé…

La verdad es que todo esto era nuevo para mí. Estaba en los comienzos de conocer el mundo de la seducción y aprender psicología femenina en general. Aún tengo la misma ilusión de seguir aprendiendo porque esto es como todo: Si te gusta el tema de verdad, no tiene fin, siempre hay algo nuevo que aprender.

Al principio cuando me había armado de valor para practicar la teoría de la seducción revestí un poco mi personalidad, es decir me ocultaba tras una fachada. Cuando hablaba con las chicas, o cuando intentaba seducir a alguna, no era yo quien hablaba, sino una persona que no era acorde a mí. Me faltaba congruencia por un tubo. No voy a negar que perdí la timidez de hablar con las chicas, pero pronto me topé con una chica maravillosa quien me dijo que muchas veces no era yo el que hablaba, que no me pegaba mi forma de actuar. En mi interior no hacía más que preguntarme: ¿que qué es lo que estaba haciendo mal? Seguía a rajatabla todo lo que había leído en libros y blogs de seducción. Todo por culpa de intentar "ser más alfa alfa alfa”… Con el tiempo me di cuenta que ése no era yo. Mi verdadero yo, mi auténtica forma de ser era muy diferente. Estaba en un error por la dichosa creencia de “tienes que ser más alfa”.

Como me dedico a la música desde pequeño siempre he admirado a los Grandes Artistas, y lo sigo haciendo, especialmente a los grandes violinistas del siglo XIX, XX y XXI. Me preguntaba una y otra vez: ¿Cómo han llegado a lograr tal maestría en su arte? ¿De donde sacan ese sonido tan bello? ¿Qué es lo que les hace especiales? Cuanto más conozco sus caminos hacia el éxito, mas me doy cuenta que han aplicado a lo largo de su vida la misma fórmula que nos comenta Arcángel en la primera parte de este tema en cuestión: Perseguir “UNOS PRINCIPIOS, UNOS VALORES, UNA CONVICCIÓN Y DETERMINACIÓN CLAROS Y DEFINIDOS EN CUANTO A LO QUE YO QUERÍA EN LA RELACIÓN SIN PERSEGUIR LA VALIDACIÓN O CONFORMIDAD DE NADIE, MÁS QUE DE MI MISMO SIENDO FIEL A MIS ESTÁNDARES”

La experiencia del día a día me va enseñando que no tengo que renunciar a mi auténtica forma de ser. En cuanto empecé a ser yo mismo en mis relaciones sociales las cosas han ido mucho mejor. Dejé de preocuparme por los resultados. En cuanto asimilé esta idea de ser yo mismo en el mundo de la seducción muchas veces acabé notando que se crea un poder de atracción a tu alrededor, una energía o algo que sientes… Te haces diferente, es tu aura y tu carisma propio, que vale mucho más que cualquier papel que puedas figurar. Notas cómo la gente y tus amigos mantienen los ojos sobre ti en cualquier interacción. Cuando entro a una chica de forma natural y cómoda, por cualquier tontería, sin el propósito de ligar o de “buscar” o “conseguir algo”, no hay noche en que alguno no me pregunte: “Oye, ¿qué les has dicho? ó ¿qué te han dicho?” Lo que yo procuro es seguir cultivando lo mejor posible mi forma verdadera forma de ser. Es una creencia que podemos encontrar fácilmente en cualquier blog página de calidad que trate sobre la seducción o la personalidad. Es lo que a la larga da los buenos resultados. En mi opinión, esto es lo nos permitirá ahorrar mucho tiempo para encontrar a aquella persona con la que valga la pena iniciar para una relación seria, si de verdad es eso lo que deseas.

Por lo tanto si estuviera forzado a definir el concepto de Alfa o “macho Alfa” aparte de las características que nos comenta El Duque (buena posición social, Inteligente, Seguro de sí mismo, buen físico) personalmente diría que es una persona la que le encantan las mujeres, que sabe tratarlas y entenderlas, sabe ser respetuoso y fiel con la chica que esté, pero más allá de todo esto también añadiría que ser un “macho Alfa” consiste en llegar poder mostrar ante cualquier persona TU AUTÉNTICA FORMA DE SER. Confieso que a mi me está funcionando para mantener una relación por la sencilla razón de mostrar quién soy realmente, no por parecer “más alfa”.

¡Saludos a todos!

Acalígula, El Músico.
--
Puedes visitarme también en Violín & Viola

NO NACIMOS ALFA III: ME GUSTAS… PERO COMO AMIGO, por MERLIN


--
¿Cuántas veces habremos podido escuchar esto a lo largo de nuestra vida? ¡Cómo odio la frasecita de las narices! Cuando una chica te mira con las cejas en forma de tejado de casita, de esas que dibujan los niños, y te coge de la mano, prepárate porque va a disparar uno de sus dardos anestésicos que van, por vía emocional, directos al corazón.

Estos dardos, marca SPM (“suputamadre”) es el primer arma que aprenden a utilizar las futuras mujeres para deshacerse de los primeros aspirantes enamorados que las rondan. El nombre de la marca es debido a sus autoras, las mamás, que miran desde la ventana cómo sus niñas empiezan a tontear con los amigos, primero de su pandilla para coger tablas, y que han adoptado la frase de marras para que sus hijas den calabazas sin parecer malas personas, simplemente porque ellas la usaron de igual manera. Pero sí; son crueles. Esa respuesta es la peor que se le puede dar a una persona con mariposas en el estómago.

Gustarle a tu amor platónico “como amigo” es una putada. SI das pie a que te contesten eso, acabas de tocar el botón que jamás debiste tocar. Te van a contar todas sus intimidades para demostrarte que quieren ser realmente amigas y sólo eso, con lo cual, si antes te martirizabas pensando quién se la va a llevar, ahora te jodes porque realmente eres una amiga más… ¡Sensible, que eres un sensible! ahora te enteras de todos sus rollos y terminas por odiar a todo aquél que sabes que le gusta. Bueno, ahora estás seguro de que le puede gustar cualquiera, menos tú, que para eso eres su amigo.

Pasa el tiempo y ellas maduran; en tres años ella ha tenido seis novios y tú, en ese mismo periodo de tiempo, te has hecho un especialista en sujetar la vela. Menos mal que esto sólo es cuestión de que pase “la edad del pavo”, porque si hasta aquí pensabas que ella era cruel contigo, TE EQUIVOCAS. La verdadera crueldad está por llegar, cuando sólo la veas en momentos chungos, para arrimar el hombro, hacer de paño de lágrimas cuando la dejan mientras te dice: “Menos mal que estás ahí siempre, tú nunca me fallas”. ¡Nos ha jodido, ni la fallo ni la follo, pero soy guay! Y, encima, disimulando la erección en medio de tanto abrazo y sobeteo… Y eso que ya nunca la pillas arregladita, PORQUE PARA TI YA NO SE ARREGLA. Se arregla para su primer puto “alfa-adolescente” que se ha cruzado en su vida. Le conoció en los baños de la Joy Eslava y allí se enamoró de él, porque sus amigas decían que estaba buenísimo.

Qué tiempos aquéllos, ¿verdad? A nuestra edad ya no pasan estas cosas, pero a veces las echo de menos. El caso es que tal vez aquí estemos ante el nacimiento del verdadero “alfa”. Tal vez, estos guapotes que podían permitirse el lujo de “maltratar” a sus múltiples admiradoras, y asumir ese maltrato por parte de ellas, sea el origen de este fenómeno del que tanto se habla en los manuales de seducción. Reflexionemos, porque tal vez no me equivoque tanto.

La figura de “macho” que se nos “sugiere” para triunfar con las mujeres, seas un Brad Pitt o seas un jovencito Frankenstein, se corresponde con el mismo perfil de aquellos “machitos guaperas” de la adolescencia. “Mira por encima de la cabeza”, “No parezcas débil y, mucho menos, lo seas”, “Haz sin miedo lo que a ti no te gustaría que te hicieran”, “Sé cruel, duro”, “NO LLORES”, “bla bla bla…”

Todos sabemos que la personalidad y el comportamiento lo vamos aprendiendo con el paso de los años. Una experiencia a una temprana edad puede marcar tu comportamiento en un futuro, cuando ya se ha alcanzado la madurez, y no sería de extrañar que esas experiencias y desplantes que viven todas estas adolescentes las “marque” de alguna manera para, después, adquirir cierto tipo de comportamiento para con los hombres. No olvidemos que esa edad es una fase crucial en el desarrollo del hombre y de la mujer, y no me creo que estas experiencias pasen desapercibidas, sin más.
--

deviantART

Tal vez, el “auténtico alfa” de hoy fue el machito de entonces y, con el paso del tiempo, este tipo de actitud se ha ido contagiando al resto, empezando por los que envidiaban a los “alfitas” y continuando por los que se seguían preguntando cómo conseguir atraer la atención de las mujeres sin ser guapo, si habían visto ya alguna “tía diez” cogida del brazo de un tipo que le doblaba la edad, o era demasiado amanerado, o feo, o qué se yo… Todo, menos ALFA.

Como en este, nuestro planeta, somos muchos, y cada uno de nosotros somos un mundo, pues a veces mezclamos las cosas y no somos capaces de diferenciar. ¿Por qué con esta chica funciona esto, pero no con esta otra? Pues por la misma razón que a unos no les importa comer chocolate y a otros les supone un castigo; porque son diferentes. Todos esos consejos sobre los “alfa”, los “beta” o los “gamma”, yo los guardaría sólo para diferenciar a las pandillas que aparecen en algunas películas de universitarios americanos, pero no para crear fórmulas milagrosas de ligue.

Sé tú mismo, fiel a tus valores, estándares y principios… Eso es lo que de verdad supone un cambio verdadero. Es lo que hay. Es lo mejor. Seguro que así encontrarás, tarde o temprano, tu media naranja, igual que la encontrará el chulo, el tonto, el intelectual y cualquiera... Hasta el famoso y envidiado “alfa” tendrá mujeres a sus pies esperando con ansia otro desplante u otra nueva condición para ser adulada.

Pero hay que ser como uno es… y esa es la fórmula para encontrar lo que necesitas, que no es más que SER FELIZ. Eso se consigue cuando has encontrado a alguien para mucho tiempo, no para un polvo; alguien que te comprenda y que no se asuste porque has hecho algo que antes no hacías; tu media naranja.

Algunos que trataron de ser “alfas” pensando que sería la solución que buscaban, he visto como han reculado al encontrar que su media naranja, no es chica de “alfa”. No, es más normal. Tiene su propio criterio y no se deja mangonear por ningún “machito”, por muy guapo que éste sea. Tiene su propio estilo y es independiente. Sólo busca una pareja en el más amplio sentido de la palabra; esa no es una mujer para un “alfa”.

Por eso, os digo, pensando en voz alta, como reflexión propia… Dejemos a los machitos en las discotecas para jovencitos, dejemos que experimenten con esa equivocada actitud sus fracasos, sus éxitos… Tal vez su primera vez. Pero seamos capaces de madurar después y contar esa “fase alfa” como una anécdota de esa maravillosa etapa de la vida que no volveremos a tener… Afortunadamente.

Un mágico saludo.

Merlín.

NO NACIMOS ALFA II: ALFAS AUTENTICOS, por EL DUQUE

Imagen cedida por Enrique
--
A estas alturas ya os habréis deleitado con el escrito de Arcángel sobre los denominados hombres Alfa. Primero fueron los metrosexuales. Hombres que adoptaban progresivamente roles genuinamente femeninos, como el cuidado por el exterior, el gusto por la ropa cara, y tal vez una vida emocional más plena o al menos más consciente. Dicho término quedo desterrado por el llamado hombre Alfa como sinónimo de un hombre más masculino y fuerte. El líder de la manada. En definitiva vamos diseñando poco a poco nuevos conceptos de hombre a rebufo de las supuestas exigencias femeninas. Primero el “macho man primitivo”, básico y machista; después el metrosexual que es consciente de que, en un mundo cada vez más superficial y materialista (es mi opinión) el cuidado por el físico es cada vez más importante; de este al “metroemocional”; un hombre sensible y perfectamente conectado con la mujer. Un compañero; y por ultimo el hombre Alfa, que es la ultima vuelta de tuerca. Un hombre que coge un poco de aquí y de allí, que es muy macho pero que sabe compartir sin rubor las labores propias de la paternidad.

Pero vayamos a los origines… A los orígenes y más allá, pues aunque nos cueste creerlo los clichés, fundamentos y elementos configuradotes del hombre Alfa no han cambiado. Podemos afirmar que la biología, la antropología y sociología mandan. Partiré de mi propia definición de hombre Alfa, como hombre biológicamente superior a otros. Como el espécimen ideal para la procreación y que, sin duda, será detectado de inmediato como tal por las mujeres. Hablo de biología, asumiendo también que diversas características no físicas, tiene también un fuerte origen genético. Bien, pues este hombre más atractivo que el resto tendría estas características:

Buena posición social. Auténtico seguro de vida para los hijos, proveedor 100% y que además posee otras características profundamente atractivas como son la ambición, el poder y el éxito. Las mujeres los prefieren exitosos.

Inteligentes. La mujer da mucha más importancia a esta facultad que el hombre. Aquí podemos hablar de razones genéticas y también evolucionistas. El hombre inteligente y ocurrente tenía más opciones de sobrevivir.

Seguro de si mismo. Fuerte personalidad, autoestima alta… Fortaleza mental además de física. Con sentido del humor. Curiosamente también aumenta este atractivo en pleno periodo de ovulación …

Buen Físico. Altos. Como síntoma de “buenos genes” y que a la vez da sensación de mejor “protector”. Con pómulos y mandíbula marcadas. Síntoma inequívoco de la presencia de Testosterona. El atractivo de estos hombres crece exponencialmente durante el periodo de ovulación de la mujer.

Si tienes todos estos rasgos… ¡ENHORABUENA! ERES UN HOMBRE ALFA; si no los tienes y adoleces de algunos… Ponte a la cola, como muchos de nosotros, no eres Alfa ni los serás por mucho que te vistas de seda o por mucho que te hagas el machote.

La buena noticia es que somos seres humanos y somos seres racionales aunque a veces no lo parezca. Todo lo que he dicho anteriormente es cierto 100%, pero también es cierto que nadie elige pareja en base a estos criterios Alfa, igual que los hombres no elegimos sólo mujer en función de la famosa ecuación pecho-cintura-cadera, ni sólo nos interesamos por las jóvenes con gran fragilidad. Se elige pareja partiendo, eso si de una atracción inicial, de un interruptor sexual que se enciende (esta es la parte “animal” que hay en toda relación). Este interruptor puede ser uno o varios de los expresados antes: inteligencia, posición social, rasgos del rostro atractivos, sentido del humor, buen cuerpo, etc. Pero después de encendido el interruptor, intervienen muchos más factores que tiene más que ver con el denominado por Helen Fisher “Mapa del amor”, individualizado de cada uno y que se conforma a lo largo de la vida y se compone a su vez de múltiples variables.
--


Imagen cedida por Enrique

Curiosamente se suelen buscar compañeros vitales muy parecidos a uno mismo (posición socioeconómica, religión etnia, valores, etc.). Con todos estos elementos llegamos nuevamente al concepto de hombre Alfa ya la tan manida costumbre de tratar de imitar lo que consideramos Alfa, sin darnos cuenta de que a veces no somos si no meras caricaturas. Mucha gente considera que ser Alfa supone tener una serie de comportamientos determinados y hasta un lenguaje corporal determinado. Ser Alfa es ser “muy machote”, y no traslucir sentimientos. Muchas veces supone ser “muy duro” o incluso un pelo macarra. Claro, en esas condiciones y con ese marco de creencias lo mejor para mantener una relación es ser muy Alfa (como sinónimo de machote, algo pasota en referencia a su chica) y lo peor que le puede ocurrir a uno es que le moldeen a la imagen y semejanza de su pareja (betaización).

Curioso resulta el que si volvemos a la definición original de hombre Alfa como hombre genéticamente superior, vemos como se produce una curiosa paradoja. Cuando el hombre consigue sus fines procreativos se betaiza. Pierde Testosterona. Se ha demostrado que hay significativas pérdidas tras la paternidad… Con todo lo dicho, lo más significativo puede ser la absurda manía que tenemos en ocasiones, de ponerle nombre a todo y de adaptar al hombre. Buscamos nombres ingeniosos, buscamos un prototipo (Beckham, fue y es a día de hoy, el prototipo de metrosexual) y tratamos de imitarlos, de seguirlos pues es así como gustan a las mujeres.

Desde estas líneas, sin embargo lo que defiendo con pasión es lo siguiente: Todo esta ya inventado, y a la mujer siempre le atraerán (desde una perspectiva animal) las mismas cosas. Muchos de dichos interruptores son genéticos, pero también hay otros muchos que pueden desarrollarse (posición social, sentido del humor, inteligencia, autoconfianza, etc.). No sólo somos animales, si no que raramente y raramente nos casamos con aquel espécimen que nos marcan las normas y reglas genéticas(tal vez si se da este fenómeno en las relaciones sexuales esporádicas, en las que el factor “animal” puede ser más intenso.

Cada individuo lleva impreso un mapa del amor diferente que le hace más proclive a sentir atracción amorosa por una persona determinada, por lo que, en cierto sentido todos aquellos comportamientos destinados a proscribir, ocultar o disfrazar nuestro yo genuino en realidad nos están alejando de conocer a nuestras verdaderas parejas ideales. Toda doctrina, plan o supuesto que parta de la creación de un hombre “a la medida” de la mujer parte de una base equivocada y de varios marcos erróneos. Para empezar no es “la mujer” si no las mujeres. Meter a toda mujer en un solo saco es negarle su carácter individual, negarla su yo, partir de la base de que son todas iguales.

Para continuar, las relaciones de pareja son un mutuo acuerdo de satisfacción y plenitud. No se trata de llenar los huecos o necesidades del otro si no de llenar las propias necesidades de la pareja como tal. Todo estudio sobre que “hombre desean las mujeres” debería venir refrendado por otro de “que mujer desea el hombre”. Quede claro, no obstante, la opinión de que el hombre debe adaptarse mejor de lo que ha hecho hasta la fecha, a los múltiples cambios sociales y a la implicación de estos cambios en la vida de pareja.

SE ES O NO SE ES ALFA, POR LO QUE RESULTA ABSURDO IMITAR AL ALFA. Eso si, si lo deseas, puedes hacer mucho por mejorar tu nivel de éxito profesional, ejercitar tu inteligencia y tu sentido del humor. Desarrolla al máximo tu individualidad, crece como persona, eleva tu espíritu y tu autoestima a niveles antes solamente soñados. HAY INFINITAS MUJERES “DISEÑADAS” PARA AMARTE.

Un abrazo.


El Duque.

NO NACIMOS ALFA I: ALFAS DE PACOTILLA, por ARCANGEL

Imagen cedida por Arcángel
--
Seguro que alguna vez habrás oído esta respuesta mágica cuando hayas pedido ayuda a algún compañero: "Tienes que ser más Alfa...", que parece que es aplicable como solución a prácticamente cualquier problema de pareja. La famosita frase que a modo de ungüento mágico inunda cientos y cientos de respuestas a problemas concretos de seducción y relaciones... Desde P&R os comunicamos que a partir de este mismo momento, queda totalmente desterrada. Después de haberme pasado algo más de dos años intentando efectivamente "ser más Alfa", a la par que desengañándome progresivamente de este concepto antropológico, os confirmo que he perdido el tiempo soberanamente. Es más, no quiero hacérselo perder a nadie más con el dichoso consejito ¿Por qué? Parece que cuando alguien con la mejor intención te dice que "Deberías ser más Alfa", tienes que sacar pecho, poner un tono de voz grave, crecer medio metro de repente e imitar el lenguaje corporal de James Bond.

Creo que a menudo se confunde el concepto de "Alfa" con el de "Congruencia". Creo y corregidme si me equivoco, que las primeras veces que escuchamos la frasecita del "no se qué... más Alfa", nos la creemos a pies juntillas como remedio inmediato. Yo al menos así lo he creído durante mucho tiempo. Pues resulta que cuando te la aplicas, intentas adaptar tu comportamiento, tu lenguaje corporal, tu conversación y tu determinación a lo que todos entendemos como un hombre Alfa. ¿QUÉ CONSEGUIMOS CON ESTO? HACER EL PAYASO... ¡Ya lo he dicho! Parece que hay que disfrazarse de James Bond para tener éxito con las mujeres, o para que nos vaya mejor en nuestra relación de pareja.

A un Alfa verdadero, se le distingue del resto. Si no lo eres por nacimiento o educación recibida, e intentas serlo como yo lo he intentado una y otra vez a modo de traje o disfraz en todo este tiempo, lo único que vas a conseguir es, insisto, HACER EL PAYASO. ¿Por qué? Porque estás tratando de fingir ser alguien quien no eres, así de claro, y eso no es ni real, ni congruente, ni coherente, ni nada de nada, cuando realmente estos últimos aspectos son los que te van a dar el éxito personal. Te dicen lo del “no se qué… más Alfa”, y al momento ya estás "pegando tiros al aire y matando mamuts a mano". Es como si a un tipo flaco, débil y desgarbado, tratas de ponerle la ropa de un culturista... ¿Cómo le va a sentar el traje del culturista a un hombre flaco y sin músculo? Efectivamente y como puedes imaginar, le viene grande porque no es su medida.

Así y gracias a seguir esta pauta de comportamiento, podría llamarme a mi mismo un ALFA DE PACOTILLA con todas las letras. Repasando cada momento en el que he pasado por esa conducta, sin sentirla realmente como mía, lo único que he conseguido ha sido...¡Nada! Cuando realmente he tenido más éxito, cuando he podido salvar una situación difícil, cuando he podido seducir a la mujer a la que quiero a día de hoy, ha sido única y exclusivamente porque he presentado encima de la mesa UNOS PRINCIPIOS, UNOS VALORES, UNA CONVICCIÓN Y DETERMINACIÓN CLAROS Y DEFINIDOS EN CUANTO A LO QUE YO QUERÍA EN LA RELACIÓN SIN PERSEGUIR LA VALIDACIÓN O CONFORMIDAD DE NADIE, MÁS QUE DE MI MISMO SIENDO FIEL A MIS ESTÁNDARES. Os aseguro que quien os escribe estás líneas es un hombre del montón, que desde luego no se distingue ni por su físico, ni por su cuenta bancaria, ni por ser el puto amo en todas las fiestas a excepción de las que doy de vez en cuando para mis amigos.

Quiero ser muy realista con vosotros, por eso antes tengo que serlo conmigo mismo. Todos los métodos de seducción basados en "tienes que comportarte tal o cual porque así vas a gustar más a las mujeres" o los que te terminan diciendo “todo esto que tienes que hacer es para ganar más éxito con las mujeres” parten de un error radical, que es el de agradar, el de pretender gustar a todas la mujeres, el de modificar tu conducta en función de agradar a los demás. Cuando hace meses, mi amigo El Duque y yo, nos propusimos en serio llegar a este Nuevo Adán, a eliminar de raíz la dependencia, la necesidad, etc. Yendo al núcleo, empezamos igual... Creando un modelo masculino en función de lo que necesita, quiere o le gusta a la Nueva Eva, tomando a la mujer como patrón de medida y barra de corte para engendrar al HOMBRE NUEVO.

Al poco de empezar con esto, vimos que así no íbamos a ningún lado, que el fin último de todo ello, seguía siendo actuar para gustar, bailar para agradar, seguíamos con el mismo error de raíz. Cuando ya por fin escribimos CREANDO AL NUEVO ADÁN, lo enfocamos partiendo totalmente de cero, olvidándonos de lo que les gusta a las mujeres o lo que les deja de gustar, olvidándonos del "Tienes que hacer tal o cual...", de más métodos o de alfas y betas. Nos pusimos a pensar en MODO PRIMARIO y empezamos a dibujar bocetos de hombres ideales sin compararlos con ningún patrón de necesidades femeninas. ¿A donde llegamos? Llegamos a estos valores: INTEGRIDAD, INTELIGENCIA, AUTONOMÍA Y ESTATUS.

Pusimos todos estos valores en un hombre en particular, obtuvimos UN NUEVO ADÁN INTEGRO, CONGRUENTE, INTELIGENTE, AUTÓNOMO, INDEPENDIENTE Y DE ALTO ESTATUS. Esto es, lo que realmente tenemos que perseguir, integrar todos estos valores en nuestra persona, en nuestra vida diaria, en nuestra actitud, en nuesra relación con los demás, seamos como seamos y dejarnos de idioteces, de alfas, artificios y demás películas de lo que les atrae a las mujeres o les deja de atraer... La cosa no va por ahí, si no acabaremos siendo todos unos estupendos perritos amaestrados que saben exactamente qué tienen que hacer para agradar a su amo.

Los artículos relacionados son:

CREANDO AL NUEVO ADÁN I: FUNDAMENTOS
CREANDO AL NUEVO ADÁN II: MODELOS Y RESULTADOS

Un fuerte abrazo.

Arcángel.

INTELIGENCIA, FISICO, PERSONALIDAD Y ESTATUS, por EL DUQUE


Imagen cedida por Enrique
--
Una encuesta reciente, buscaba dar luz sobre aquellos rasgos que resultaban más atractivos a ojos de una mujer y se contraponía con los llamados “obstáculos de la seducción”. Procedamos a analizar dichos caracteres atractivos:

INTELIGENCIA: Preguntadas de una forma más expresa sobre qué se entiende por inteligencia, la conclusión más probable es sobre todo la que hace referencia a la denominada “inteligencia emocional”. La capacidad para sentir empatía, para dilucidar los sentimientos del otro, para la automotivación. También se considera relevante la llamada inteligencia social. La capacidad para adaptarse a la vida social, para hacer nuevas amistades y entender relaciones complejas. Dentro de inteligencia se suele enmarcar también el ser una persona con cultura y con una buena capacidad como conversador.

ASPECTO FÍSICO: Podemos distinguir dentro de esta categoría diversas cualidades, en concreto las más valoradas son una mirada expresiva, presencia y después todas las demás partes del cuerpo que se os puedan ocurrir pues hay diversidad de gustos, fetichismos y opiniones. Pero siendo destacable, por tanto esa preeminencia que se le da a la mirada y a la presencia, que tiene más que ver con la elegancia, postura y determinación que con la belleza en si.

PERSONALIDAD: Dentro de esta ultima característica se incluye la auto confianza, el optimismo (cualidad esta muy valorada), la mundología (tener mucho mundo, muchas experiencias acumuladas), autoestima alta y carácter o asertividad.

POSICIÓN SOCIOECONÓMICA: Distinguiendo en este punto entre posición y dinero siendo dos realidades distintas.

De un somero análisis de estas características lo primero que podemos destacar es la Infinidad de rasgos atrayentes que dependen sólo y exclusivamente de nosotros mismos.

Tanto la inteligencia social como la emocional se pueden cultivar mediante la observancia del otro, mediante el fomento y cultivo de las relaciones sociales intensas. La cultura y la conversación interesante o cultivada vienen determinadas por algo muy simple. Si cultivas tu vida, si realmente te conviertes en alguien “interesante” eso se acaba trasluciendo a los demás. Obviamente, si te pasas el día ligando y jugando a la play no pretendas que nadie te de la fórmula de la conversación apasionante. El mejor consejo que podemos daros es que enriquezcáis vuestra vida y que la hagáis apasionante. Os convertiréis sin daros cuenta en alguien apasionante.

En cuanto al aspecto físico, resulta obvio que es la parte más incontrolable de la ecuación pero no todo esta perdido. Al hablar ellas de mirada expresiva, nos están hablando en realidad de saber transmitir ideas con la mirada, de no temer mirar fijamente a los ojos y de expresar con ellos. La mujer da también importancia capital a la “presencia” y esta viene determinada por el gusto que tengamos al elegir nuestra ropa, así como nuestra propia postura corporal. Una postura erguida da sensación de autodominio y seguridad.
--

Imagen cedida por Enrique
--
En cuanto a la personalidad, la mujer considera especialmente atractivo el hecho, precisamente de tener personalidad o lo que es lo mismo INDIVIDUALIDAD, capacidad para ser un individuo autónomo, independiente y que sabe defender sus puntos de vista y opiniones. Otras características especialmente notables son el optimismo en calara contraposición con el optimismo como elemento repelente, la autoestima y seguridad, expresada en su lenguaje corporal, en su forma de gestionar su vida, de hablar y defender sus derechos y la denominada mundología. Ser una persona rica en experiencias y vivencias. Alguien con algo que contar y como suelen decir ellas “que venga enseñado…”

La última referencia es a la posición socioeconómica y ni que decir tiene que es y fue uno de los elementos atrayentes del hombre. Biológicamente se explica en la figura de proveedor. De forma consciente e inconsciente, la mujer sabe que un hombre con una posición holgada será un buen sustento para sus futuros hijos y supondrá otorgar una seguridad económica a la unidad familiar. Como digo, hay algo primario en la atracción de la mujer por el hombre de buena posición socioeconómica.

Mención aparte merece la simple posición o el denominado “poder”. Desde siempre se ha venido hablando de la erótica del poder. Es obvio que uno de los elementos que configuran al hombre Alfa del grupo, es la ostentación de este de poder sobre el resto. El “líder” de la manada es también el más adecuado para gestionar un hogar.

En este punto concreto se dan muchas paradojas que en cierto sentido son dignas de estudio y seguimiento. ¿Os habéis fijado el éxito que suelen tener los camareros, DJ´s, y relaciones de una disco?. Muchos diréis que es por que suelen ser atractivos, pero eso no siempre es cierto. La auténtica razón es que ellos en es submundo que es una discoteca, ostentan poder. Resulta curioso pues un camarero o DJ, salvo que sean famosos, son personas con duros trabajos mal remunerados que fuera de “su mundo” no resultarían atractivos. Pero en su mundo si que son alguien con poder. Tiene las copas, la música o incluso el derecho de admisión. Haz el experimento de hacerte con el poder en cualquier “submundo” por friki que este sea y verás como dentro siempre de ese contexto resultas el más Alfa.

Todas estas conclusiones redundan en algo que ya sabíamos. Un importante porcentaje de los elementos denominados atrayentes, están en nuestra mano. De nosotros depende desarrollar nuestras habilidades sociales, fomentar y alimentar nuestra seguridad y autoestima, convertirnos en seres humanos interesantes. En definitiva, ser atractivos.

Un abrazo.

El Duque.

TUS LIGUES DE MESSENGER

Imagen cedida por Mery
--
Estás en el trabajo, justo después de la hora de comer, el sopor, la modorra y las ganas de siesta gobiernan tu cuerpo por completo. Por lo visto el café que te has tomado después de la comida rápida y en vena, no ha sido suficiente. Has terminado antes que el resto y estás frente al ordenador, todavía no ha llegado casi nadie a la oficina y sin que se te vea mucho, abres la ventana del Messenger. En ese momento, solo están conectados tu amigo el que se fué a vivir a Valencia, que aparece como "no disponible"... Como casi siempre, una amiga a la que hace tiempo que no ves que casi nunca contesta, sólo habla contigo cuando le va mal con el novio y un par de contactos del Badoo: Arwen y Sirenita. Obviamente te decantas por estos dos últimos contactos, y saludas a ver que tal andan. Arwen no responde y empiezas a hablar con Sirenita, para no aburrirte, hasta que ya empiece a llover algo de trabajo sobre la mesa. Os contáis el fin de semana, habláis de todo un poco y a lo tonto, como no hay mucho que hacer, os tiráis casi toda la tarde hablando por el Messenger. Ella pone su cartel de "no disponible" para quedarse hablando contigo, porque por lo visto tampoco tiene mucho que hacer y se aburre.

Al final, pasa que te cae hacer un par de llamadas y mandar otro par de sendos e-mails de confirmación para terminar tu jornada laboral y cortas la conversación. Cuando cierras el ordenador, ni piensas, es tu hora de salida y sólo quieres huir de la oficina porque has quedado a las 19:00H con un amigo para tomar cañas por Alonso Martínez. Cuando vas de camino al metro, de repente te das cuenta que ha estado más de tres horas hablando con una mujer, con UNA PERSONA A LA QUE EN REALIDAD NO CONOCES DE NADA.

De repente, caes en que llevas más de cuatro meses hablando casi a diario con una hipotética amiga que vive en Barcelona, a la que no has visto en tu vida y a la que probablemente no verás nunca. Lo cierto es que como tenéis horarios parecidos en el trabajo, habláis mucho por Messenger, pero ni tú tienes su teléfono, ni ella tiene el tuyo. Sólo sabes como es ella porque tiene un perfil en Badoo y porque de vez en cuando la foto que tiene en su ventana de Messenger. Caes en la cuenta que efectivamente, no sabes quien es, no sabes si quiera si te importa como persona o no, porque en realidad seguís sin conoceros... Sólo pasáis los ratos muertos del trabajo hablando.

Estoy 100% seguro que tienes más de uno y más de dos contactos así en el Messenger. Los sacaste aquella tarde en la que te quedaste en casa y te metiste en el Badoo para intentar ligar. Quien dice Badoo, dice Meetic, Match o el chat de Terra... El que sea. Bueno, no está mal para una tarde de aburrimiento ¿verdad? La cuestión es que muchos de vosotros me seguís preguntando como arrancarle una cita, a una chica con la que llevas chateando un tiempo. Yo os pregunto siempre ¿Cuánto tiempo llevas chateando con ella? Me podéis decir desde un mes, tres meses, seis meses...
--

Imagen cedida por Mery

La respuesta está bien clara: ESTÁS PERDIENDO EL TIEMPO YENDO DETRÁS DE UNA CHICA QUE SE CONECTA AL CHAT O AL MESSENGER SÓLO PARA PASAR EL RATO Y QUE EN LA VIDA VA A QUEDAR CONTIGO. Mejor dicho, la entretienes, la haces pasar el tiempo y cuando tiene algo que hacer corta la conversación y ya está. Cuando le hablas de quedar, está ocupada... En realidad, lo que tenéis en el Messenger no es una chica, es lo que yo llamo un CONTACTO MUERTO. ¿Qué es lo peor de todo esto? Que si de verdad en un origen querías ligar con ella, ahora no es que lo tengas difícil, es que es imposible y te voy a explicar el por qué.

Algo que mencionamos en nuestro MANUAL DE CIBERLIGUE P&R y en lo que siempre hago bastante hincapié, es que una cita real con una mujer a través de cualquier chat o página de contactos, vas a poder sacarlo entre la primera y la tercera conversación. También algo que quiero hacerte saber, es que muchas mujeres se meten en el chat a pasar el rato y que en la vida les va a pasar por la cabeza el quedar con alguien al que hayan "conocido en el chat". Los hombres cuando nos metemos en un chat o en una página de contactos, no nos metemos para pasar el rato, la inmensa mayoría siempre pretendemos sacar algo, aunque sólo sea por probar. Es así y lo sabéis, desde el adolescente friki pajillero, hasta el casado con mujer y tres hijos.

Es más, os diré que la inmensa mayoría de las mujeres a las que he consultado para escribir este artículo, me dicen que ya en la tercera o cuarta línea de conversación, suelen recibir ya una proposición para tomar algo, quedar y conocerse, cosa que para que lo sepáis, las echa atrás de sobremanera, haciendo que huya de ese contacto con tantas ansias de quedar. Otras sin embargo si cuando reciben esa proposición, es ya cuando han pasado ese contacto a su Messenger, pueden hacer dos cosas: SUPRIMIRTE o dejarte COMO UN CONTACTO PASATIEMPO para cuando no tienen nada mejor que hacer en su tiempo libre.

Insisto, estas chicas no van a quedar contigo en la vida aunque te hayan agregado en su Messenger. También te diré que otro de los errores frecuentes que se comete, es el de pedir el teléfono a través del Messenger. ¿Por qué? Que ella te de el teléfono, ha de ser siempre consecuencia de que ya habéis quedado previamente. Si pides el teléfono directamente, es muy probable que ella se eche atrás y que pase lo mismo que si le pides la cita en las cuatro primeras líneas. Piensa también que en Internet hay de todo...

Si realmente quieres hacer un CIBERLIGUE EFECTIVO, quédate con esto: SI EN LAS TRES PRIMERAS CONVERSACIONES NO HAS CONSEGUIDO GENERAR LA TENSIÓN, LA CURIOSIDAD O LA NORMALIDAD NECESARIA para poder quedar con ella en una cita normal, para hacer cualquier cosa juntos con cualquier pretexto, olvídate de ese contacto, no pierdas el tiempo dejándolo "a ver que pasa". ELIMÍNALO cuanto antes, porque en unos meses puedes encontrarte con una agenda de Messenger de doscientos contactos, de los cuales el 90% sean de este tipo. No persigas en el CIBERLIGUE tener una agenda de contactos nutrida, es inútil. Ahora, si lo que quieres es sólo pasar el tiempo... Lo dejo a tu elección, pero recuerda que el objeto del CIBERLIGUE es perseguir encuentros reales, date cuenta que la pantalla de un ordenador no es vida social.

Un fuerte abrazo.

Arcángel.

FILTROS DE INSEGURIDAD, por JEFFY de REAL SOCIAL DYNAMICS


Hoy tengo una pregunta para ti: ¿Te has encontrado alguna vez en una situación, en la que estuvieras hablando con otra persona, y tomaras lo que te estaba diciendo en un sentido equivocado? En otras palabras, malinterpretaste lo que te estaba diciendo y te cabreaste, para darte cuenta después que todo estaba en tu cabeza.

Un ejemplo: Tipo 1 le dice a tipo 2 “Vaya, parece que te tocó la talla más corta en el sorteo aquella vez”. Supongamos que el tipo 2 tiene algún tipo de inseguridad o complejo sobre su estatura, y entonces responde “¿A qué te refieres con la talla más corta? ¿Qué me estás contando? ¿Por qué me sales con esas? ¿A ti que te importa?”. El tipo 1 se queda pensando un momento en lo que le ha dicho tipo 2, y trata de explicarle que no se estaba refiriendo a eso.

Éste, es sólo el primer ejemplo que me ha pasado por la cabeza, pero creo que todos nosotros hemos pasado por alguna experiencia similar alguna vez en nuestra vida. Echando un vistazo atrás en mi vida, he pasado alguna vez por una de estas experiencias que te dejan avergonzado en algún momento.

¿Por qué son tan embarazosas? Piensa en esto: Cuando te tomas el comentario de alguien como un ataque personal, se enciende una alerta reflejada en tu respuesta, que subraya tu inseguridad ante todo el mundo a tu alrededor. Si no hubieras respondido de esa manera, nadie se habría dado cuenta de tus complejos.

Cuando pasa algo así, es debido a algo que llamamos filtros de inseguridad. Estés de acuerdo o no, todos los tenemos, imagínalo como unas gafas en tu percepción, que hacen que veas la realidad bajo un determinado color.

Te pondré otro ejemplo: Supongamos que tenemos a dos personas, una con una alta autoestima y otra con baja autoestima. Ambas reciben el mismo cumplido: “Bonita chaqueta, mola”. Ahora la persona con alta autoestima, acepta el cumplido sobre la marcha con un “Gracias tío”. Pero la otra persona de baja autoestima, puede tomarlo como un comentario sarcástico y condescendiente. Su filtro interno de inseguridad, distorsiona y transforma lo que es un simple cumplido, para que sea tomado como un posible ataque personal. ¿Ves la diferencia?

Ahora, imaginemos que esas mismas dos personas, lo que en realidad reciben es un insulto, o un ataque verbal directo: “Bonito pelo, parece que te han electrocutado”. La de baja autoestima, se vendrá abajo con ese comentario, su estado interno quedará muy tocado y probablemente, responderá con un comentario similar, un insulto, se pondrá a la defensiva, o algo por el estilo. En cambio, la la persona con alta autoestima podrá interpretarlo como una simple broma, y seguirle la corriente: “¡Jajaja! Muy divertido tío... ¡Qué cachondo!... Electrocutado, escucha esto tío... ¡Si lo llego a saber, meto los dedos en el enchufe y me ahorro la peluquería! Como ves, esta persona no sólo esta libre de filtros de inseguridad, si no que además tiene filtros de confianza, que le defienden proactivamente de ataques como éste.

La clave está aquí: Precisamente porque esta persona goza de una buena autoestima, puede reducir ese ataque a una simple broma, y de hecho, es en lo que se convierte, no sólo para él, si no para todo el mundo que esté presente. Es similar al ejemplo anterior, del tipo con una baja autoestima que recibía un cumplido. Vemos como la INTERPRETACIÓN QUE LE DAMOS A ESTOS COMENTARIOS, DA EL PROPIO SIGNIFICADO, percepción o realidad.

Esto está relacionado con el siguiente concepto: EL CONTROL DEL MARCO, ya hemos hablado de ello en varias ocasiones con anterioridad. Tu marco es la realidad subjetiva que condiciona una situación dada, en cualquier interacción social. Es simple, el marco más sólido es el que predomina y absorbe a los demás.

Piensa por ejemplo en cómo te comportarías, si un policía se acercara a ti, con la mano sobre su arma, y empezara a hacerte preguntas. Probablemente medirías mucho tus palabras y las escogerías con cuidado, tu postura sería dócil o no agresiva, y te dirigirías a él como “señor” o como “oficial”. Probablemente te sería difícil en una situación así, establecer contacto visual con otra persona, o prestar atención a otra cosa que no fuera al policía.

Ahora imagina que es un niño de diez años el que viniera empezara a hacerte preguntas. Seguro que para ti tendría mucha menos importancia que el interrogatorio policial, incluso te costaría prestarle atención con contacto visual, porque no darías seriedad a sus palabras. Para una persona de ALTO ESTATUS, este control del marco no le supone un problema, porque percibe la realidad de la misma forma en la que tu percibirías la interacción con ese niño de diez años. Como puedes comprobar, la tolerancia a la presión social, es un indicador claro de estatus en una persona. Probablemente, la demostración coherente de alto valor y de estatus, es el aspecto más crucial y definitivo del Juego en la práctica.

Tu estado interno, afecta directamente a tu habilidad para reaccionar ante la presión social. Y desde luego, este estado interno se manifestará a través de tu lenguaje corporal, tono de voz, contacto visual y el resto de conductas y comportamientos que forman parte de tu vida diaria. Esta es la razón, por la que es importante erradicar estos filtros de inseguridad, haciendo lo que sea necesario para eliminarlos.

Así que con esto en mente, vamos a repasar uno por uno, los filtros de inseguridad más comunes:

NO PRESTAR ATENCIÓN: Lo verás más de una vez. Estás hablando con alguien y parece que está en otra parte. Físicamente está contigo, pero puedes apreciar que no te está haciendo caso, no te está prestando atención. Si eres tú el que no está prestando atención es probable que estés preocupado por tu próximo movimiento en la interacción, estás pensando en la logística o en algo así. Cuando haces esto, no estás viviendo el momento presente, es más, te puede llevar al fracaso. Una interacción social, es algo vivo, dinámico. Para evitar cometer un error, necesitas prestar atención a la persona con la que estás., métetelo bien en la cabeza.

NERVIOSISMO: Esto te puede pasar, cuando temes que algo pueda salir mal a tu alrededor. Date cuenta de lo perjudicial que esto puede resultar para tu juego. Una persona con un verdadero alto estatus, jamás abordaría una interacción social temiendo unas consecuencias negativas. Si tú pretendes mostrar una imagen de ti mismo de alto estatus, pero por debajo estás nervioso, sólo se trata de un show. Tienes que desprenderte de ese nerviosismo, recuerda que lo llamamos “el juego” por una razón.

PARANOIA: Esta es otra a tener en cuenta. Tiene mucho que ver con el ejemplo anterior del chico que tenía complejo con su estatura, además es particularmente insidiosa. Ocurre por ejemplo cuando estás ligando con una chica en una discoteca, te das la vuelta y oyes risas. En ese momento piensas que se está riendo de ti. O por ejemplo cuando crees que todo el mundo te está mirando porque tienes un mancha, o crees que hablan de ti a tus espaldas, etc. En estas situaciones tu estado se rompe por completo. Cuando te pase esto ligando con una chica, date la vuelta cuando ellas estén riendo y tómalo como algo irrelevante. Si en realidad es por ti, el daño ya está hecho, así que relativízalo y si no tiene que ver contigo, te va a dar igual. Recuerda, sólo porque tu estés paranoico, no quiere decir que el tema vaya contigo, es muy probable que todo esté en tu cabeza.

DEPENDER DE LOS RESULTADOS: Una mezcla de todo lo anterior. Estás constantemente analizando las reacciones de los demás por lo que haces o dices, para asegurarte de que tus palabras son aceptadas, y tus actos bien recibidos. Parece que cuando te relacionas con los demás vas pisando huevos, cuidadosamente escoges las palabras que salen de tu boca para que agraden. Básicamente, te conviertes en lo que llamamos alguien dependiente de los resultados, alguien que proyecta necesidad. Vive el momento y despreocúpate por lo que no te concierne sobre los resultados.
--
CREER QUE NO TE LO MERECES: Solía ser especialmente culpable de esto. Me pasaba cuando abordaba a mujeres que eran especialmente guapas, e inexplicablemente lo hacía fatal. Estuve mucho tiempo cayendo en esto, sin ser consciente del por qué. Cuando iba a por chicas más corrientes, no tenía problemas para hacer un juego sólido. Sabía exactamente qué hacer, pero por alguna razón, cuando abordaba a una mujer de alto nivel, olvidaba todo lo que había aprendido y actuaba como un idiota. Me di cuenta que estaba relacionado con los filtros de inseguridad. En el fondo sentía que no me merecía estar con esas mujeres de alto nivel, porque no tenía una buena imagen de mi mismo. No fue hasta que lo entendí y rechacé esa falsa creencia de que no me merecía una mujer así, que empecé a tener éxito con mujeres de alto calibre. Tú deberías hacer lo mismo.

MIEDO A EXPRESARTE: ¿Has tenido alguna vez aquello que se conoce como miedo escénico? A esto me refiero. No te hagas líos, cuando estás ligando con una mujer, es algo parecido a actuar en un escenario y montar un espectáculo ante un público. Es una expresión, el juego es la expresión de tu estado interno, guiado por los ritmos que usas para dirigir la energía en la interacción. Si quieres tener éxito ligando, has de perder el miedo a brillar en escena. En esto precisamente se basa el carisma, al que las personas son atraídas como a un imán.

CREENCIAS ARROGANTES: Alguien con arrogancia, rechaza aprender de otras personas. Esta actitud es perjudicial para tu progreso y aprendizaje como seductor, porque en la mayoría de las ocasiones, los nuevos conocimientos y “las nuevas revelaciones” pueden venir de las fuentes más insospechadas. Por ejemplo: Lo creas o no, siempre que doy un taller, acabo aprendiendo algo de uno de los alumnos que incorporo a mi grupo. Mantén siempre la actitud del que aprende.

ANCLAR TU AUTOESTIMA EN LO QUE PIENSEN LOS DEMÁS: Si sufres este tipo de filtro, tu estado interno se vendrá abajo tan pronto como recibas un ataque. Desafortunadamente, esto traiciona tu juego y descubre tu carencia de estatus, destapando tu debilidad y extinguiendo tu juego. Has de tener siempre en mente, que tus éxitos y tus fracasos no tienen nada que ver con tu valor como persona, de igual forma que tu habilidad para practicar un deporte como el fútbol o el baloncesto. Se trata sólo de una habilidad, un juego.

MIEDO A PERDER EL RAPPORT: Muchos de los estudiantes con los que trabajo están obsesionados con la idea de poder perder la conexión y el confort con una mujer si cometen un fallo, porque temen ser percibidos como brutos, o pasarse, o descalibrar. De lo que no se dan cuenta, es que en muchas ocasiones, romper este rapport es precisamente la mejor forma de avanzar en la interacción, el camino correcto. Por ejemplo, cuando alguien intenta utilizarte, o en las primeras fases de la interacción, para generar atracción. Hay tipos que se quedan paralizados por la idea errónea de que pueden ser percibidos como violentos, tanto... Que se quedan cortos dando la sensación, de estar jugando con las cartas boca abajo. No tengas miedo a que sepan lo que deseas, sal al ring y lucha, rompe el rapport cuando sea necesario.

NECESITAR ENTRETENER: Conocido también como “el baile del mono”. Se distingue por la necesidad de impresionar a otra persona, ya que si no es así, se aburrirá y se irá. Básicamente, este es un indicador de poca confianza en uno mismo. Esto pasa cuando intrínsecamente no te sientes con alto valor, por eso tratas de bromear y entretener con gracias y con muecas, en orden de mantener la atención del grupo. Así seguro que consigues captar y mantener tu atención, pero lo único que consigues es proporcionales entretenimiento para pasar la noche. Cuando llegue el momento de cerrar “Muchas gracias por todo y buenas noches”, otra vez vuelves a casa solo. Pierde esa necesidad de entretener, huye de ella como de la peste.

Todos estos filtros de inseguridad de los que hemos hablado, son los ejemplos más comunes en la vida real de la seducción y las relaciones, no pienses tampoco en la lista como un catálogo exclusivo. Tómate un tiempo y pregúntate a ti mismo cuál de todos estos filtros es en el que más puedes caer. Una vez que lo identifiques, pon lo mejor de ti para eliminarlo por completo de tu vida.

Basta uno solo de éstos filtros para echar a perder tu estado interno por completo. Tu estado interno es básico primero para tu autoestima, confianza y seguridad en ti mismo, y juega el papel más importante en el éxito o fracaso de tu juego.

¿Quieres saber qué es lo mejor de todo? Que esto es sólo el principio.

Visita ahora nuestra Web para aprender más y obtener más información sobre nuestros TALLERES INDIVIDUALIZADOS R.S.D.

Mucho más detalles en The Jeffy Show

Gracias por leer nuestra newsletter. Hasta la próxima...

Sinceramente

Jeffy, Formador Ejecutivo
REAL SOCIAL DYNAMICS

Copyright 2002-2008 Real Social Dynamics Inc. Todos los derechos reservados.Real Social Dynamics es una marca registrada de la Real Social Dynamics Inc. Usted muestra acuerdo con la totalidad de los contenidos expuestos, mediante la aceptación y la lectura de estas condiciones: Usted entiende que se trata de una exposición de opiniones y no asesoramiento profesional. Sólo debe utilizarse para fines de entretenimiento personal y privado. Usted es el único responsable del uso de las ideas, conceptos y contenidos que Real Social Dynamics Inc. le expone y su aplicación. Si es menor de edad, por favor absténgase de leer esta documentación, dándose de baja del servicio de newsletter en el link correspondiente darse de baja.

Real Social Dynamics, Inc. 8491 West Sunset Boulevard, #452, West Hollywood, CA 90069, USA.


La presente adaptación al castellano del texto original de Real Social Dynamics Inc. no reporta beneficio, vínculo empresarial o lucro económico alguno a PERSONALIDAD & RELACIONES de forma directa o indirecta, siendo la adaptación respetuosa con los derechos de autor, autoría, origen y siempre respetando los enlaces de índole comercial originales de Real Social Dynamics Inc. correspondientes a los fragmentos traducidos y adaptados.

CUANDO MIRAS A OTRA ESTANDO CON TU PAREJA II, por ACALIGULA

Alan Shore (James Spader y la Jueza Gloria (Gail O'Grady) Boston Legal
--
Me acuerdo que Jack the Ripper (2008) también analizó esta cuestión en uno de sus artículos de la Revista Digital Verdadera Seducción, en la que habla de Las características de una novia, (sección si quieres saber lo que piensan lee su libreta):
--
“Como estoy seguro que todos los novios del planeta alguna vez se habrán cruzado con un blog, libreta o notepad donde su novia habla de ellos se habrán fijado de las increíbles paranoias que se les meten en la cabeza.
--
Al igual un día ibais por el tren, te quedaste mirando una morena impresionante y obviamente no pudiste desviar la mirada. Pues bien, ahí está en la libreta los pensamientos de tu novia. Algo así cómo: “será cerdo de mierda, solo le faltaba un babero, pues si tanto le gusta mirar a otras chicas seguro que piensa en ellas” y es ahí cuando ves una paranoia de hasta 2 páginas dónde tu novia llega a cuestionarse cosas como que si has estado con otras, si te lo pasaste mejor con otras, si te gustan más las chicas que ves por la calle…
--
Y todo eso solo porque una chica escotada pasó por delante tuyo y la miraste 2 segundos (cronometrados). Las libretas o diarios de tu novia no son aptos para tu salud, eso te lo aseguro, hay cosas que es mejor no saberlas.”
--
En mi opinión debes respetar a la chica con la que estés debes, que para eso estás con ella en una relación seria, pero no olvides que eres un hombre y tienes tus impulsos. Mientras le tengas el respeto y le seas fiel, no estás haciendo nada de malo. No hay nada más sano que te atraigan las mujeres. Esto demuestra que eres un ser activo sexualmente, ¿Existe cosa más Alfa biológicamente?

Para explicar esta conducta de los hombres me voy a apoyar en las investigaciones de los psicólogos Alan y Barbara Pease (2005: 193-226):

Los hombres somos criaturas visuales. Nos impacta muchísimo más una imagen que la personalidad a la hora de conocer a una persona nueva: Nos guste o no, el aspecto físico influye en la capacidad de atraer y retener a la pareja. Cuando conocemos a alguien, nos formamos el 90% de la opinión respecto a esa persona a lo largo de los primeros cuatro minutos, y el deseo físico se genera en menos de diez segundos. (Pease, 2005: 195).

A nivel biológico, el hombre resulta atraído cuando una mujer muestra los atributos que le permitirán transmitir con éxito sus genes a la siguiente generación. Para la mujer, el hombre atractivo es aquel que, a nivel biológico, es capaz de proporcionarle alimento y seguridad a lo largo del proceso de crianza de los hijos, lo que explica por qué la mujer suele sentirse atraída por hombres mayores que ella. (Pease 2005:197)

En ambos sexos, las respuestas a estas señales de atracción primaria están programadas en el cerebro. La belleza y la atracción sexual son prácticamente lo mismo, y el significado original de la palabra “bello” es “sexualmente estimulante”. La evolución nos configuró el cerebro de tal manera que el buen aspecto equivale a estar sano y relativamente libre de enfermedades, y el objetivo biológico de la belleza es atraer con fines reproductivos. (Pease 2005:197)

Encabezando la lista de factores que resultan atractivos para el hombre está el cuerpo con aspecto atlético. Un cuerpo fuerte y firme es síntoma de salud e indica la capacidad de la mujer para criar con éxito a sus hijos, huir del peligro y defender la camada en caos de necesidad. La mayoría de los hombres prefiere una mujer algo gruesa a una delgada, porque la grasa adicional ayuda a conseguir una lactancia exitosa. (Pease 2005 :201)

--

Alan Shore (James Spader) Boston Legal

Estas son las razones por la que te giras cuando ves pasar a una chica impresionante (físicamente), está en tus genes, tu cerebro está programado evolutivamente para la selección natural, biológicamente buscas a una chica que sea apta para que ella pueda garantizar tu descendencia.

El problema se origina cuando tu chica te pilla mirando a otras y ella se enfada. Ella interpreta o siguiente: Decirle a alguien que es bello o atractivo equivale a decir, en el contexto biológico básico, que desea mantener relaciones sexuales con esa persona. (Pease 2005:197). Aquí está la clave. Ella interpreta que la vas a poner los cuernos por solo mirar 2 segundos a otra chica. ¡Sin embargo esto no quiere decir que lo vayas a hacer!

¿Qué hago entonces? Tener paciencia con sus rebotes y mantener el control. No tengas miedo de ocultar delante de ella tus deseos primarios. Otra cosa es cómo lo hagas, hay maneras y maneras, aquí es donde hay que ser sutil y andar con pies de plomo. No pidas perdón por ser un hombre, es natural que sientas esa atracción física hacia otras mujeres y ella debe aceptarlo por mucho que le cueste, aunque no lo llegue a comprender. Hombres y mujeres somos distintos. Si no lo acepta, tendrás a tu lado una persona celosa, maniática, poco segura de sí misma, desequilibrada, que tarde o temprano estallará.

En mi caso, cuando me pilla mirando o que miro ya de manera descarada a otra chica, opto por tomármelo con humor y hago participar a mi pareja en mis comentarios y mi imaginación, incluso la pido su opinión de la chica que estaba mirando, aún a riesgo de llevarme un bofetón, pero lo que tengo claro es no negarme quién soy y cuáles son mis deseos. Si te quiere de verdad, al rato se le pasará el enfado y te dirá lo mucho que te quiere y que se siente atraída por ti. Si te es sincera y te lo ha dicho de corazón, es que la chica con la que estás, te quiere de verdad. Esto es lo más importante. Y si a esto le sumamos que tú también sientes atracción hacia ella, tanto física como hacia su personalidad entonces la relación puede que merezca la pena y quizás debes empezar a valorarla por encima de las otras mujeres con las que hayas estado antes.

¡Saludos a todos!

--
Acalígula, El Músico.

--
Puedes visitarme también en Violín & Viola


Fuentes:

Boston Legal (Serie de TV). 3ª temporada capitulo 3x22. Guantánamo by the Bay. Para más información del capítulo: Sinopsis

Jack The Ripper (2008) Características típicas de una novia, Revista digital, Verdadera Seducción, publicación online.

Pease A & B. (2005). ¿Por qué los hombres no se enteran y las mujeres siempre necesitan más zapatos? (Capítulo 9 ¿Qué fue lo que hizo que a Roger Rabbit le salieran los ojos de las órbitas? El poder de la atracción sexual femenina). Barcelona: Amat Editorial. Pp. 193-226

CUANDO MIRAS A OTRA ESTANDO CON TU PAREJA I, por ACALIGULA

Alan Shore (James Spader) Boston Legal
--
Granada (España) es una ciudad que me encanta y guardo muy buenos recuerdos de ella. Aunque haya acabado mis estudios anuales ahí, sigo sin poder dejar de visitarla por muchos motivos. El caso es que mis razones para ir a esta ciudad fueron para completar mis Estudios Superiores. Mucha gente, sobre todo los estudiantes de primer año de carrera se desmadran olvidándose por completo de sus estudios. Aunque Granada incite a ello, personalmente tenía muy claro que me fui allí por razones de estudio, no por licenciarme en los “macrobotellones” del sur. Resistiéndome a las tentaciones, con mucho trabajo y esfuerzo constante logré alcanzar mis objetivos académicos, que es a por lo que había ido a Granada realmente. Aún así, en esta ciudad es imposible evitar a las mujeres por mucho que estudies. Vas caminando por la calle, solo o con tu pareja, de repente te cruzas con una chica muy guapa que te llame la atención, al rato con otra, con otra, y así muchas veces.

Las andaluzas por lo general son muy guapas. Si nos ceñimos exclusivamente al físico de la mujer andaluza, podemos encontrar morenas, rubias, delgadas, voluptuosas, catetas, provocativas, maduras, etc. Su personalidad varía, como en todo el mundo, las hay inteligentes, maduras, menos listas, simpáticas, superficiales, desequilibradas, etc. A lo que me remito es que por lo general, independientemente de su personalidad o carácter, suelen ser guapas. Es prácticamente inevitable no girarse cuando pasa una chica a tu lado una vez al día. Si no me crees entonces te invito a visitar Granada a partir de septiembre, mes en el que empieza la vuelta al trabajo y a la Universidad.

Esto mismo lo comenté con mis compañeros de carrera y amigos más cercanos. Uno de ellos me confesó literalmente: “Si salgo a la calle a dar una vuelta me enamoro unas 15 veces. ¡Y eso sólo a la ida! Que nadie se equivoque, estoy hablando y analizando sólo el aspecto físico. A estas alturas creo que sobra subrayar que en P & R consideramos a la mujer no sólo por el físico, sino muchísimo por más. La mujer tiene unos principios, valores, sentimientos, preocupaciones, amigos, parejas, estudios o un trabajo, como cualquiera de nosotros.

Hay un famoso dicho de Francisco A. Icaza en Granada que dice así: “Dale limosna mujer que no hay en la vida nada, como la pena de ser, ciego en Granada.”

(En mi opinión no solo por sus monumentos, sino por las mujeres tan hermosas que inundan sus calles)

Mi intención es analizar por qué esta conducta nuestra de los hombres, el por qué actuamos así cuando nos cruzamos por la calle de esta manera con mujeres bellas y los conflictos que genera esta conducta cuando vamos acompañados de nuestras parejas por la calle.

El problema, o mejor dicho, el conflicto, ocurren cuando tu pareja se da cuenta que no paras de mirar a otras chicas. Este comportamiento por lo general no gusta a ninguna chica. Y yo me pregunto, ¿debo fingir y reprimir mis deseos y pensamientos delante de ella? ¿Debo dejar de mirar cuando vaya acompañado de mi pareja? ¿Debo mentir que sólo me gusta ella físicamente? ¿Debo ser sincero? ¿La haré daño si le cuento todo lo que se me pasa por al cabeza?

Estas mismas preocupaciones las encontré curiosamente hace un par de días en una Serie de TV americana llamada Boston Legal (2007), capítulo 22 de la tercera temporada, Guantánamo by the Bay). Es una serie que me encanta y la que considero muy entretenida. A poco que te gusten los buenos juegos y estrategias mentales, bufete de abogados y casos interesantes con mucho ritmo y personajes algo pintorescos, la serie te va a encantar.

Sin conocer la serie es un poco difícil de reflejar la situación que he extraído a continuación, pero lo intentaré.

Alan Shore (James Spader, protagonista de la mítica película Stargate) es uno de los protagonistas de esta serie y uno de los mejores abogados del bufete de Crane Pool & Shmitdt, con una fuerte personalidad y al que le encantan las mujeres, (me encanta este actor por su magnífico lenguaje corporal a la hora de entablar una conversación con una mujer por el que sienta atracción).
--

Alan Shore (James Spader y la Jueza Gloria (Gail O'Grady) Boston Legal

La escena se ubica en una habitación, en la que se encuentran Alan Shore y la jueza Gloria acostados en la cama. Llevan un tiempo saliendo juntos y la relación se está convirtiendo cada día en algo más serio, casi son novios, cosa que Alan hace mucho tiempo no es. El episodio trata de que, Alan, a la hora de llevar un caso, le toca otra jueza algo morbosa y por la cual siente atracción. Alan se lo acaba comentando a Gloria estando en la cama tumbados. La escena que he extraído parte de este momento, minuto 25 del capítulo:

- Gloria (la Jueza): ¿Te atrae? (Refiriéndose a la Jueza Folger)
- Alan: No (no muy convencido…) Si me atrajera ella o cualquier otra mujer ¿habría un problema?
- Gloria. Claro que te atraerán otras mujeres. Y puedes desear a quien quieras. Siempre que lo canalices hacia mí (se lo dice con sensualidad).
- Alan: (entrando en calor y acercándose muchísimo a ella.), Con voz de seductor: En realidad, si encuentro un tanto atractiva a la jueza Folger. Para ser una mujer mayor…
- Gloria: (cambiando de tono, y de forma seca, un poco enfadada) Bien… Me alegra saberlo.
- Alan: Dijiste que no te importaría.
- Gloria. No me importa. Me da igual (pasando de él y se pone a leer un libro…).
- Alan: Nunca haría nada al respecto, claro.
- Gloria: Bien por ti…

En este momento, Alan intenta, tocarla…

- Gloria: No me toques.

A continuación, pasa otro día y Alan, entra en el despacho de la jueza Gloria (su novia), preocupado y lleno de inquietudes… (Minuto 36 del capítulo)

- Alan: Mira… Soy nuevo en este juego de las relaciones. No tanto nuevo, sino…
- Gloria: Desentrenado…
- Alan: Solo para que quede claro, si alguna vez, siento atracción por otra mujer, ¿debo mentir al respecto?
- Gloria: Totalmente.
- Alan: ¿De verdad? ¿por qué tolerarías que tu compañero te fuera deshonesto?
- Gloria: No lo toleraría. Si te pillo mintiéndome, se acabó.
- Alan: Pero acabas de decir que…
- Gloria: No, (cortándole). Es muy simple Alan. Cuando me dices que no te atrae nadie excepto yo…debe ser la verdad.

Como ves, para los hombres esto supone siempre una preocupación y para nuestras parejas también. Sabemos que una serie siempre es ficción y muchas veces no tiene nada que ver con el mundo real, aunque la pinten igual, pero si os fijáis, ni los propios guionistas saben dar una respuesta clara y definitiva al asunto. [continúa en parte II]

¡Saludos a todos!

Acalígula, El Músico.

Puedes visitarme también en Violín & Viola

EL RAMO DE LA NOVIA


Imagen cedida por Nadia & Juan Marcos
--
Seguro que a más de uno os suena esta típica escena de comedia romántica, que describiré a continuación. Después del "Si quiero", la novia se sube a un lugar elevado y desde allí, lanza el ramo al resto de amigas e invitadas. Se supone que la mujer que coja el ramo, tendrá la suerte de ser la próxima en casarse. En esta escena, siempre aparecen las mujeres abalanzándose las unas sobre las otras para ser las primeras en coger el dichoso ramo. Siempre salen saltando, gritando y peleándose como posesas por coger una buena posición para saltar, por ser la primera y la única de la fila en cogerlo, porque se supone, que todas quieren esa suerte. Bueno, como os he dicho, esto es lo que aparece en las películas...

Ahora quiero contaros lo que pasó en la última boda que estuve, la de mi amigo El Navegante a finales de agosto. Llegó el momento después del aperitivo en que la novia convocó a toda fémina soltera habida y por haber en el convite. Ni que decir tiene, que la realidad supera siempre con creces a cualquier ficción. Nadia, la mujer de amigo tuvo que insistir cuatro o cinco veces micrófono en mano, para que se acercaran las perezosas solteras. Por lo visto, les daba pereza (o corte) hacer cumplimiento de dicha tradición de sortear el ramo de la novia. Una vez que se agruparon las solteras perezosas, junto con el primo gay de mi amigo, del que debo decir que era el único que tenía un entusiasmo verdadero por coger el ramo al vuelo, entre todo ese grupo de estupendas solteras.

En vez de luchar por coger el mejor sitio, todas se pusieron rígidas cuan palo de escoba y empezaron a recular y a atrasar su posición lo que la compostura y el decoro les permitía. Atónitos a esta falta de entusiasmo por conseguir el preciado ramo de la novia, nos quedamos los amigos del novio comentando la jugada entre risas: "Hay que ver... ¿Será posible que ninguna quiere coger el ramo? Parece de coña, que el que tenga más entusiasmo y ganas de cogerlo sea el primo gay de mi amigo... ¡Tócate los ....!".

Llegó el momento de la verdad y Nadia, con toda la ilusión del mundo tiró el ramo... Las chicas se movieron menos que los figurines de una tarta de bodas… Bueno, alguna saltó… Pero he de aclarar que en el sitio, sin el más mínimo ánimo de levantar los brazos para cogerlo, para fingir lo mejor posible su participación. En ningún caso se abalanzaron a por el ramo de forma entusiasta. También he de decir, que el primo gay, se esforzó todo lo que pudo por llegar a cogerlo, pero estaba muy mal situado... ¡Claro! Un grupo de mujeres haciendo empalizada rígida vertical, puede formar una barrera física bastante considerable.

Al final, el ramo cayó bastante centrado, y le tocó a la que estaba justo en el medio, que curiosamente llevaba una pamela enorme que obviamente le quitaba visibilidad, para poder ver como el ramo caía inevitablemente directo a ella desde arriba... Y por lo tanto, una menor capacidad de reacción para evitar el ramo. ¡Vamos Chicas! Que si el ramo hubiera caído al suelo y rebotado de nuevo hacia el grupo (cosa que es físicamente imposible), os habríais tirado todas en dirección contraria, como hacía Zubizarreta cuando le tiraban un penalty... Que por cierto, no paraba ni uno el tío.
-

-Imagen cedida por Nadia & Juan Marcos

Que me digan lo que quieran, pero esto ya no es lo que era. Señoritas… ¿A qué temen? Que yo sepa las flores no muerden. Por otro lado os diré, que conozco a más de una “independiente mujer de hoy”, de estas que no han planchado una camisa en su vida, pero que siempre se compran la Cosmopolitan o Glamour, que no saben freír un huevo, que jamás dejaría que le “barrieran los pies”. Para el que no lo sepa, existe una superstición femenina, que te sentencia a no casarte si alguien te barre los pies, transmitida de abuelas a madres y de madres a hijas (sabiduría popular).

Y es que la palabra matrimonio, o compromiso, cada vez da más dentera dentro del mundo femenino que cada vez aprecia más su libertad. ¡Ay mis queridas Evas…! Que tenga que ser un hombre el que se pelee por el ramo de la novia, quiere decir mucho de la mujer europea. Supongo, que en un momento tal, de “lanzamiento de ramo”, les debe pasar por la cabeza cosas como:

LA QUE NO TIENE NOVIO PIENSA: “¿Y si me toca a mi?... Pero, si ni siquiera tengo novio, con lo a gusto que estoy yo ahora, ¿y si es verdad que soy la siguiente? Bueno, al menos si me sale uno, que sepa cocinar… Porque lo que es yo… De ensalada y pasta no paso y no me quiero morir de hambre… Y que sea guapo, que tenga pasta, que me lleve a todas partes en coche, que haga deporte, que no sea celoso, que sepa hacer masajes… ¡Joder que agobio de repente! Es que además hay tantos… ¿Me tengo que quedar sólo con uno? Que bajón. No me apetece nada echarme novio y menos marido…¡Quita quita! A ver si me puedo echar un poquito atrás sin que se note para no coger el ramo”.

LA QUE TIENE NOVIO PIENSA: “A ver si me toca a mi ya de una vez, y este se entera de que va la película porque le veo muy tranquilo. Pero, ahora que pienso… ¿Será el definitivo? ¿Me quiere de verdad? No sé… ¿Y voy a tener que ponerme alianza? Entonces cuando salga con mis amigas… No me va a entrar ninguno… Van a huir de mi como de la peste. Y claro, si me quito la alianza, me voy a sentir mal. Además, después vienen los niños y… ¡Quita, quita! Que además voy a tener que cambiar mi perfil de Badoo, en el que aparezco como soltera y me da pereza… A ver si me puedo echar un poquito atrás sin que se note para no coger el ramo”.

Estos cacaos mentales que supongo les pasan por la cabeza, son debidos a su INCONFORMISMO. Vemos como solteras o con novio, llegan a la misma conclusión de no ir a por el ramo de la novia. Eso sí, por caminos distintos y es que señoritas, ustedes LO QUIEREN TODO y esto… No es Renault Ocasión.

Un fuerte abrazo.


Arcángel.

EVA TAMBIEN SE PIERDE, por EL DUQUE



Imagen cedida por ThinkPink

Hasta ahora, he hablado de una nueva y emergente Eva, que ha cogido las riendas de su vida y aprovechado con gran inteligencia los cambios sociales. Una Eva que se ha adaptado con prontitud a los nuevos tiempos y a las nuevas posibilidades que se le abren como mujer. Una nueva Eva dispuesta a asumir el rol de “primer sexo”,como vaticina con acierto la gran Helen Fisher. Sin embargo Bess, con gran acierto señala que no todas las mujeres son así, que no todas han encontrado el camino, y esta muy en lo cierto. Si observamos la realidad que nos rodea vemos la existencia de varias tipologías de mujer: La mujer tradicional aún anclada en tiempos pasados; la nueva Eva que ha logrado emerger, y por ultimo y especialmente relevante, la mujer pérdida o más bien diría yo, en búsqueda…

Especial hincapié hago en esta clase de mujer, pues en mi modestísima opinión supone la tipología dominante en nuestros días. Una mujer que conoce a la nueva Eva, que sabe que existe esa nueva Eva, que la busca de forma activa pero que aún no es para ella una realidad.

Esta clase de mujer, mayoritaria en nuestros días, se halla muchas veces entre dos aguas, entre los paradigmas antiguos y los modernos, entre su educación clásica y su vida moderna.

Esta mujer, sabe que el proceso de transformación es imparable, pero siente en su interior como ciertas fuerzas centrífugas la empujan en sentido contrario. Esta mujer, sabe que tiene el derecho y diría yo la obligación de un pleno desarrollo profesional; pero a ella la educo probablemente una madre que no trabajaba o que si lo hacía era en un trabajo de menores exigencias y remuneraciones que el empleo de su padre. A ella la educaron en dar prevalencia a la familia sobre la carrera profesional, y además su biología la empuja a la crianza y cuidado de los hijos, por lo que el conflicto interno esta servido.

Imagen cedida por ThinkPink


Esta mujer ha sido educada en una forma de expresión sexual reprimida por cientos de años de tabúes y prejuicios; ha sido educada en una estricta moralidad si a la sexualidad femenina nos referimos. La han inculcado un rol más pasivo que el del hombre, a ser la seducida, a tener escasas parejas sexuales y a ocultar su interés por un hombre dejando que sea él quién de el primer paso. Pero, claro esta, ella desde muy joven ha vivido una realidad bien distinta, dónde ha existido una auténtica revolución sexual. Ella es más consciente que nunca de su sexualidad y de que no hay nada malo en su máxima expresión. Sin embargo el conflicto interno esta servido. Como alguien de gran criterio me dijo en fechas recientes, la mujer de hoy en día se halla confundida entre “la princesa prometida” y “garganta profunda”,entre el porno y el cine de Disney.

Ante estos conflictos internos, que hacen batallar razón, costumbre, genes, origen antropológico y avances sociales, vemos diversas reacciones cuando menos curiosas y dignas de mención.

En el ámbito laboral es frecuente , sobre todo en altos cargos directivos la aparición de una mujer descalibrada que tiende a la IMITACIÓN DEL ROL MASCULINO. Lo peor de todo es que acostumbra a asumir los peores rasgos de nuestro género, si a ejercicio del liderazgo nos referimos. Grita, chilla usa la comunicación agresiva frente a la siempre deseable comunicación asertiva…a veces tiende a asumir un rol frío, distante y calculador prescindiendo por completo de su faceta de mujer. Asume la connatural naturaleza competitiva del hombre y no deja títere con cabeza, todo hasta que ya es demasiado tarde y se da cuenta de que a pesar de los avances científicos, ya no puede ser madre, ni fundar una familia propia… ha atentado contra una parte esencial de su condición de mujer eligiendo un camino equivocado.

--


Imagen cedida por ThinkPink

Frente a estas mujeres, hay otras que dirimen la pugna renunciando a su carrera profesional y conformándose con una carrera profesional “menor” o que suponga, en cierto sentido una menor exigencia y dejando así un gran desarrollo a su condición de madre. Este modelo también se aleja de la nueva Eva. Una mujer que es mujer y profesional. Que nunca renuncia a su condición femenina pero que desea también obtener un pleno desarrollo profesional. Una mujer que no elige y que, es más, ve tremendamente injusto que alguien (normalmente un hombre inseguro) la obligue a elegir.

Si hablamos de sexo ,también la Eva perdida ha optado por alguna de las dos opciones que narrábamos. La película Disney con marido proveedor, bien posicionado, el chalet en Pozuelo,4 hijos rubitos y súper monos y aquello de “sábado, sabadete”… Por supuesto Misionero, luz apagada… (siento ser tan teatrero pero la exageración me sirve para explicarme).

Junto a esta otra, ha optado por una especie de versión libre de una película porno de Nacho Vidal (por otra parte mi ídolo). Son esas mujeres que a veces parecen una copia de “Sexo en Nueva York”, hacen comentarios sexuales explícitos por doquier y se pasan salva pantallas con las fotos de desnudos de mi homónimo “El Duque”(el de la tele, no yo). Vuelven a buscar, la liberalización y revolución sexual, a través de la “imitación”. Y el ejemplo de las fotos es perfecto. La sexualidad femenina rara vez es “visual”. Una mujer, normalmente no se siente sexualmente excitada por la visión de un cuerpo perfecto. La sexualidad femenina es de lenta cocción y sobre todo de cocción cerebral. Por tanto, las fotos copian, algo que si es muy masculino que es la sexualidad visual.

Cuando hablamos de la nueva Eva, hablamos de una mujer que se halla en paz con su feminidad y con su sexualidad. No la reprime, pero la conoce y disfruta como mujer, sin tabúes pero también sin asumir roles que no la corresponden. Esta en paz consigo misma y acepta este futuro que se le abre sin perder por ello sus características consustanciales…

La diferencia esencial entre el hombre y la mujer es precisamente que, en primer término ya existen nuevas Evas, mientras que Adán aún no se ha inventado así mismo.

El cambio siempre es una magnifica oportunidad de progreso, pero en ocasiones supone también una amenaza, sobre todo para aquellos a los que les cuesta cambiar o a aquellos que se sienten inseguros y temen ser destronados. El hombre, en general se siente amenazado , pues de facto, la mujer ostenta cada día más el poder sexual y, también cada día, incluso va escalando posiciones en terrenos tradicionalmente masculinos, como es el poder laboral. Estas circunstancias “amenazan” al hombre que no acaba de adaptarse a los nuevos tiempos.

Un abrazo.

El Duque.