CONCLUSIONES DE UN LARGO VIAJE, por F. MOYLA

Hola, ¿cómo estás?, me gustaría comentarte que estuve leyendo últimamente PERSONALIDAD & RELACIONES y me parece interesante la información que hay en este espacio. Llegué a través de enlaces de otros web-blogs de la Comunidad de Seducción. Como imaginarás soy uno de los tantos a los que un día, una chica dejó y se dedicó a tratar de averiguar el por qué. En aquel momento y aún ahora, lo hago, leí e investigué toda la información posible habida y por haber para comprender y aprender.

La gran mayoría de ella, en lugar de ayudarme, me confundió todavía más. Cuando leí a Mistery, por ejemplo, creí que había encontrado la solución a mi vida, la Panacea, pensé para mi: ¡Por fin!. Hoy puedo ver claramente que ese tipo de juego solamente sirve para tener relaciones con mujeres superficiales en un contexto muy limitado, el mundo de la noche. Por el contrario, sí creo que se pueden sacar pautas válidas, pero para un “novato” es muy difícil discernir cuáles son. Quiero decir, distinguir entre lo que es superfluo y lo que realmente te ayuda a mejorar tus habilidades sociales.

Lo primero que piensas es "se alfa, indiferente, muestra poder, quédate siempre con la ultima palabra, no hagas esto, no digas aquello, etc." y te lo tomas muy a pecho, lo tomas como verdad absoluta. Si te manejas así con la gente que vale la pena, definitivamente la cagas. Analizando las relaciones estables de mis amigos y conocidos, veo que hacen totalmente lo contrario a los dogmas que pregonan los llamados Gurús de la Seducción: llaman todos los días un promedio de 2 veces a su pareja, son directos en sus intenciones sin miedo a mostrarse necesitados, simplemente se comportan tal y como son, no tienen por qué acertar siempre, todos tienen sus problemas, sus momentos buenos y sus momentos malos, pero… ¿Acaso hay qué ser un gurú o aplicar técnicas para poder entablar una relación? Las relaciones con las mujeres, la pareja, el sexo, el ligue, hace ya millones de años que estaba inventado y francamente, no me imagino a Casanova utilizando un vocabulario técnico, o rutinas para seducir mujeres.

Tengo el caso de un amigo, que con la que es ahora la futura madre de su hijo, salió la primera vez, volvió a salir los días siguientes durante una semana… ¿Aplazamientos? ¿Puentes temporales? ¿Demasiado disponible? ¿Parecer necesitado? O sea, la vio todos los días sin tener ninguna relación sexual con ella durante las primeras citas, porque simplemente, no se dio el caso. Es más, la llevó al cine y a todo ese tipo de citas que los "alfas" repugnan (también acoto, que la besó recién acabada en la tercera cita). Y así muchos casos, de hacer cosas de “necesitados” o decirlas y que tengan el efecto contrario al que dicen en muchas páginas o foros de Seducción, que por otra parte, están llenos de gente como uno, que no saben dónde están el norte, el sur y asesoran en un plan Tomy Lee. No digo que lo hagan con mala intención ni mucho menos, pero… Parece que si no es “secreto y recetado bajo un nick muy alfa” no funciona.

El motivo por el que te escribo es que después de haber tenido varias relaciones con mujeres, con varias salidas, teniendo sexo con ellas, a la larga me dejan. Y lo triste del caso es que me dejó gente interesante, y válida para tener una relación, gente a la que merece la pena conocer y estar con ella. ¿Sabes por qué? Por hacer todo lo que te dicen que hay que hacer: no mostrar interés, llamarla solamente para concertar una cita, no dar nunca cumplidos, verla una vez por semana, y un largo y conocido etcétera “made in El Método”.

La realidad, es que todo eso sirve solo para las relaciones casuales, mi experiencia me ha demostrado que no existen las relaciones informales, quiero decir: Si sales más de tres veces con una chica, es que tienes pie para algo más. Yo siempre hice lo mismo, salgo varias veces, a solas con ella, me vinculo emocionalmente, y al final me dejan. ¿Sabes por qué? Lo hacen por una cuestión de incongruencia de parte mía, ya que en el fondo ven que lo único que busco es echarles polvos, al menos, eso es lo que traduce este comportamiento aprendido. Uno como un estúpido, se pregunta por qué y además extrañándolas, por que generó un vinculo.

Lo principal es la confianza en uno mismo, saber qué es lo que se quiere, ser fiel y honesto con uno mismo: congruencia al fin y al cabo. La realidad y las experiencias mías y de otras personas, me demostraron que todo se puede hacer, la cuestión es desde donde lo haces, y que todo se puede decir, lo que importa es desde donde lo dices. Uno recibe lo que da a la larga, muy poca gente se quiere tan poco como para soportar la indiferencia y abusos. Gracias por proponer algo distinto en P&R.

Saludos.

F. Moyla
Publicar un comentario en la entrada