NO NACIMOS ALFA V: LO MEJOR ES SER NATURAL, por DAVID DEL BASS


Imagen cedida por David del Bass
--
La primera vez que escuche la palabra Alfa fue en el colegio, durante mis clases de latín y la segunda vez pero no menos importante fue leyendo el manual SexCode de Mario Luna. Nunca pensé que una palabra fuese a dar tanto de si y a tener tantos significados, y mucho más importante que todo lo anterior, cambiar la forma de pensar y de comportarse de muchas personas respecto a las mujeres.

Puedo afirmar que la seducción nos moldea como un alfarero que hace un jarro con arcilla mientras que sus dedos dan forma a lo que será un recipiente de diversos usos en un futuro o puede ser que se abra la arcilla y el proyecto de jarro se quede en nada. No os preocupéis no os voy a hablar en clave, solo quería introducir algo de mi filosofía personal para las personas eruditas a las que les gusta concentrarse antes de comenzar a leer sobre algo interesante.

Se nos presenta la figura del Alfa como algo muy distinto a lo que somos, simplemente por tener que comportarnos de una forma diferente a la cual estamos acostumbrados. ¿Puede cambiar una persona en poco tiempo lo que no ha conseguido cambiar en años? Es posible, estáis leyendo a uno.

Cuando empecé en la seducción, no conocía nada de todo esto, entendí que para ser Alfa había que imitar a James Bond o algo parecido, cambiar el tono de voz, tener unas actitudes y una expresión corporal adecuada, tener un marco de acero, ser una persona calculadora y analítica con lo que nos rodea, en pocas palabras… Ser un dios entre las mujeres.

Pero a medida que aprendía, que iba mejorando y superándome muchas preguntas aparecían en mi mente. Me preguntaba… Yo supuestamente soy Alfa porque alguien me ha dicho que tengo que ser y sobre todo que tengo que hacer para serlo, Pero... Y esas personas que son Alfas por naturaleza, como los jefes de las tribus cavernícolas, los brujos y hechiceros, las personas importantes que se desmarcan… ¿Cómo han conseguido todas esas personas a esa posición privilegiada si nadie les ha dicho que tenían que hacerlo y tampoco les han explicado cómo hacerlo?

Buena pregunta ¿verdad? La respuesta es porque son Naturales, son Alfas de forma natural, no han aprendido ni estudiado como se comporta un Alfa, simplemente lo son. Pero no todos somos Alfas, ni hemos nacido así ¿Por qué no todos somos Alfas y algunos si? Es sencillo, simplemente tenemos que analizar nuestras propias vidas y las de las personas que nos rodean y a las cuales consideramos como Alfas o Naturales.

Influyen nuestra infancia, como hemos vivido, los amigos que hemos tenido, como se han comportado nuestros padres con nosotros, si hemos vivido rodeados de mujeres o rodeados de hombres, influye nuestra personalidad, nuestra forma de ser y de pensar, si somos atrevidos, intrépidos, inconformistas y aventureros o si por el contrario somos conformistas, introvertidos, tímidos y vergonzosos. Todo lo que hacemos en nuestra vida desde que tenemos uso de razón tanto los factores internos como los externos a nosotros nos han llevado por un camino, llamémosle “Alfa” o llamémosle “Beta”.
--

Imagen cedida por David del Bass
--
Para desgracia nuestra, no todos hemos tenido las mismas oportunidades en cuanto educación, formación, desarrollo ya sea voluntaria o involuntariamente. Un ejemplo en mi vida cercana: El mejor amigo de mi primo es un natural, no hay más que verle, le analizo y lo que veo es lo siguiente: A un chico atractivo, con una hermana que le saca 20 años, extrovertido porque sus padres trabajan y desde pequeño, no tuvo esa figura paterna o materna que le decía ¡no hables con desconocidos! Siempre se ha socializado de forma natural, sin nadie que le pusiera la mano encima, o le dijera que “eso no se hacía”, no le han inculcado miedo alguno a relacionarse con los demás, socializa de forma natural, para él es algo perfectamente normal y corriente. Comunicarse con desconocidos no es algo que le suponga un esfuerzo extra.

Por otro lado, está mi primo: un chico más introvertido, sobreprotegido por sus padres, al que hablar con desconocidos era castigado por ser considerado como peligroso por sus padres, con un circulo social mínimo, sin presencia femenina en su vida. Todo eso se queda dentro desde la niñez, tanto lo bueno como lo malo, se queda anclado. Debido a ello antes de interactuar con otras personas, quizás se lo piense dos veces por miedo a sentir ese castigo o mano invisible que le avisa de un posible “peligro”.

¿Veis o no veis todavía la diferencia? La mejor forma de desarrollarse es hacer lo Natural.

Y os lo voy a demostrar. En mis comienzos intentaba ser Alfa siendo sobreactuado, mostrando cosas que no eran naturales en mi y sintiéndome incomodo conmigo mismo por hacer algo a lo que ni estoy acostumbrado ni preparado. Mi éxito con las mujeres era mínimo, incluso llegué a deprimirme y pensé en abandonar la seducción y que todo esto de la Comunidad y de ligar con mujeres me había perjudicado mas que beneficiarme.

Pero quise superarme y me dije a mi mismo, si siendo de esta forma no me funciona con las mujeres, quizás deba de hacerlo de un modo diferente ¿Y sabéis que hice? Empecé a ser natural, a ser mas espontáneo, a decir las cosas como las sentía, a fiarme mas de mi intuición, a no tener vergüenza por ser divertido, a tomarme las cosas con otra filosofía y así era como me sentía a gusto conmigo mismo, y además ligaba con muchas mas chicas y mis relaciones con las mujeres eran mucho mas favorables y fluidas. Conseguí ser Alfa siendo Natural.

Os lo repito por si todavía no os habéis enterado y os aseguro que este es uno de los mejores artículos sobre seducción y juego interno que he escrito hasta el momento porque NO ES TEORÍA, ES MI VIDA Y EXPERIENCIA Y ANTE LOS HECHOS NO CABE DISCUSION. Es una putada que no pueda ponerlo en mi pagina, pero al menos vais a poder aprender una lección muy importante que os acompañará siempre.

Con las chicas solo basta ser divertido, agradable, y hacerlas sentir bien en tu compañía, si consigues estas 3 cosas te estás desmarcando del resto de chicos que ha conocido o va a conocer esa noche. Y te aseguro, que tienes mucho ganado, porque para seducir a una mujer, lo primero que tienes que hacer es gustarte a ti mismo, comprenderla y escucharla. Si sigues preocupándote por ti o por lo que quieres transmitir, nunca vas a poder comprender a las mujeres y desenvolverte bien en su compañía.

Un saludo a todos y a todas, y mucha suerte.

David del Bass
Publicar un comentario en la entrada